Historia / CONSPIRACIONES PARA DERROCAR A ITURBIDE

CONSPIRACIONES PARA DERROCAR A ITURBIDE

Ensayos para estudiantes: CONSPIRACIONES PARA DERROCAR A ITURBIDE
Ensayos de Calidad, Tareas, Monografias - busque más de 2.130.000+ documentos.

Enviado por:  pirinolastudent  30 agosto 2013
Tags: 
Palabras: 884   |   Páginas: 4
Views: 353

Poco a poco se integrarían a la vida política mexicana promotores de conspiraciones republicanas, como el colombiano Miguel Santa María, y los antiguos diputados a las Cortes españolas Miguel Ramos Arizpe y Mariano Michelena -organizador de las logias masónicas del rito escocés en donde surgieron los principales centros de oposición de Iturbide-.

Un agente especial de Estados Unidos -el célebre y nefasto Joel R. Poinsett- trabajó duramente para proponer el modelo republicano y oponerse a la monarquía de Iturbide, sembrando la semilla de las logias del rito yorkino. Liberado de la prisión de San Juan de Ulúa, el padre Servando Teresa de Mier (quie había traido al masón apátrida Javier Mina) le informó a Iturbide que lo desconocía como emperador.

Durante los últimos meses de 1822 y los primeros de 1823 hubo un crecimiento de las logias antiiturbidistas, formadas por antiguos borbonistas y por republicanos. El Congreso estaba lleno de enemigos al proyecto de Iguala, e incluso hubo algunos que se opusieron a la garantía de la unión. Muchos de los altos funcionarios del ejército imperial como los insurgentes Bravo, Guerrero, y Victoria, así como Felipe de la Garza paticiparon dentro de las conspiraciones para derrocar a Iturbide.

El Congreso se entretenía en matar el tiempo, pero no llegaba al punto de hacer la Constitución, y se declaró supremo. Ya se entiende que algunas de las dificultades provenían de la falta de edad política, porque muchos de los diputados eran puramente aficionados; pero con razón Zavala, el 29 de Agosto de 1822, siendo él mismo uno de ellos, dijo enérgicamente al Congreso que se reformase a sí mismo; que la selección de diputados había sido defectuosa; que ellos se habían declarado soberanos, privando a Iturbide del derecho del veto; que todavía no se habían dividido en dos cámaras, y así otras cosas.

Iturbide dio la queja al Congreso de que, después de ocho meses de sesión, no habían hecho nada para producir una Constitución, lo cual

era, después de todo, el fin principal de su convocación como Congreso Constituyente, y todo se les había ido en perder el tiempo en debates inútiles y poner obstáculos a su autoridad y poder. Por lo cual, habiendo tenido Iturbide una conferencia con unos 70 u 80 diputados, generales y ministros de estado –para determinar lo que debía hacerse-.

Las conspiraciones masónicas tenían el propósito de derrocar el imperio de Iturbide a favor de la república, pero fueron descubiertas y disueltas. Entre sus miembros había 66 congresistas, que fueron aprehendidos. El 31 de Octubre de 1822, como Emperador Constitucional de México disolvió el Congreso y nombró una Junta Instituyente, que gobernase mientras volvía a reunirse el nuevo Congreso. Este, sin embargo, nunca se reunió. Las razones de Iturbide fueron las siguientes:

...la Nación confiaba que el Congreso Constituyente dictaría leyes sabias que organizaran el Gobierno e hicieran la felicidad del Imperio... Así lo creyeron todos los pue ...



Suscríbase a ClubEnsayos

Suscríbase a ClubEnsayos - busque más de 2.130.000+ documentos