Temas Variados / ANÁLISIS A LA REFORMA DEL ART. 18 CONSTITUCIONAL

ANÁLISIS A LA REFORMA DEL ART. 18 CONSTITUCIONAL

Trabajos: ANÁLISIS A LA REFORMA DEL ART. 18 CONSTITUCIONAL
Ensayos de Calidad, Tareas, Monografias - busque más de 2.110.000+ documentos.

Enviado por:  Urbanocanbri  14 noviembre 2012
Tags: 
Palabras: 34432   |   Páginas: 138
Views: 793

CAPÍTULO I – MARCO CONSTITUCIONAL QUE REGULA EL DERECHO DE MENORES.

1.1 Preámbulo

Analizar la trascendencia que ha tenido la reforma al artículo 18 de nuestra Constitución Política Federal, en la ordenación de un sistema integral de justicia para adolescentes, implica conocer cuál ha sido su regulación desde su inicio y el tratamiento que se le ha dado a esta materia en nuestro sistema jurídico penal. Entender cuáles son nuestros compromisos internacionales, nuestros recursos materiales y humanos, para sentar las bases que permitan una aplicación eficaz del nuevo concepto de Justicia para Adolescentes.

Atendiendo a la época en que surge el derecho de menores, resulta necesario saber cómo se les conceptualizaba a principios del siglo pasado. Al respecto Elisabeth Huguenin, en 1936, señaló que el joven no es un ser social, no conoce más que una ley: la satisfacción de su deseo. Los primitivos y los seres cuyo desenvolvimiento no están acabados o se encuentran en vías de regresión presentan el mismo carácter antisocial; su método de acción sobre los otros es el de la brutalidad.

Cuando se considera el conjunto de las infracciones por los delincuentes, se comprueba que su naturaleza varía con el grado de inteligencia de los sujetos. La noción moral que parece fallar más en los menores es el sentido de la honradez. Pero, aparte de estas excepciones, el niño pequeño es en general cruel, cualquiera que sea la clase social a que pertenece. Maltrata a los animales, se ríe de las dolencias de los adultos y molesta a sus camaradas por simple satisfacción. Esta indiferencia al dolor, este goce del niño ante la expresión de sufrimiento de otro, revela un verdadero estado de inmoralidad.

El niño no es sólo cruel por naturaleza, sino que es también destructor. Rompe por curiosidad, por conocer el mecanismo de un objeto, por necesidad de proporcionarse movimiento, y también por placer de destruir sin provecho y sin razón. Ese espíritu de destrucción en el niño pue

de ser el índice de una curiosidad y de un espíritu de investigación que se manifiesta en la edad adulta por actividades útiles, tales como el espíritu científico.

La cuestión de la mentira es una de las más graves. El niño no es, como tantas gentes lo imaginan, franco por naturaleza. La franqueza y la veracidad se adquieren mediante la educación.

Siendo por naturaleza egocéntrico, el niño no sabe distinguir entre sus deseos y la realidad. Su poder de imaginación desborda infinitamente su juicio y su espíritu crítico, y así la mitomanía y la fabulación son frecuentes en los jóvenes que viven los acontecimientos que imaginan o que desean y que creen más o menos en la realidad de las fábulas que inventan.

Por su parte, con una concepción más amplia, Roberto Tocaven García refiere que la tarea de la familia es socializar al niño y fomentar el desarrollo de su entidad. Hay dos procesos centrales involucrados en este desarrollo. Primero: el paso de una posición de dependencia y c ...



Suscríbase a ClubEnsayos

Suscríbase a ClubEnsayos - busque más de 2.110.000+ documentos