Temas Variados / Una Respuesta De Cajon

Una Respuesta De Cajon

Documentos de Investigación: Una Respuesta De Cajon
Ensayos de Calidad, Tareas, Monografias - busque más de 1.943.000+ documentos.

Enviado por:  gregoriamaltos  21 noviembre 2012
Tags: 
Palabras: 830   |   Páginas: 4
Views: 1574

De cómo el Roñas y su mamá salvaron al mundo.

Este cuento de Héctor Chavarría lo lei ya hace un tiempo, pero me gusto mucho, y como ando corto de ideas aquí se los pongo:

Indetectable y poderosa, aunque sólo era un expolrador subalterno,la nave descendío entre las capas atmosféricas, dejó atrás las altas montañas que coronaban el valle y se metió de lleno en el smog capitalino.

Ahí comenzaron realmente sus problemas.

El computador de ruta y combate tosió-el equivalente cibernético de una tos-y trató de advertir a sus cuatro tripulantes que las cosa iban mal y podían ponerse peores.

Se pusieron peores en cero segundos.

Con una cabriola extraña y que jamás habían hecho en la tenue atmósfera de su planeta de origen, la nave descendío en un predío baldío a causa de los sismos del 85. Claro que los cuatro tripulantes no sabían.

Despues de reponerse del encontronazo y volver a conectar su computadora en hualga, los cuatro descendieron con la típica agresividad de los Linx- ese sería su equivalente de su nombre en español -y cubriéndose mutuamente las espaldas con sus armas multipropósitos avanzaron entre los escombros.

Cuando aparecieron en la calle se encontraron al Roñas .

Eran lo suficientemente humanoides para poder pasar por personas un tanto extrañas, pero las diferencias que podrían ser advertidas por cualquiera a la luz del día, quedaban minimizadas en la noche por la poca iluminación de las calles de Tepito, el smog capitalino y porque el Roñas estaba en su estado natural, cruzado con cemento, mota y una buena dosis de alcohol de teporocho.

El Roñas los saludó amablemente.

- ¡ Qui' hubas, joy, chale, hijo, presta el traje !

Los extraños intercambiaron rápidos pensamientos y contuvieron el deseo de lanzarle una descarga de alcance medio.

-Saludos, hombre- dijo uno de ellos con acento terrible, pero bastante bien si se toma en cuenta que conocían el español por programas de televisíon.

-¿ Son gabachos ?- inquirío el Roñas al advertir la

coloración azul oscura de sus pieles.

- Venimos de muy lejos y nos gustaría hablar con su líder- eso se decía en las películas que los extraños habían visto.

- Y, ¿ tienen sus papeles por si vienen los agentes?

Los extraños intercambiaron nuevamente pensamientos acerca de los papeles.

Eso no aparecía en el guión de las películas.

-No los tenemos, hombre, ¿ podríamos conseguirlos ?

- ¡Ah, indcumentados! - exclamo el Roñas consciente de su súbita importancia-.¿Traen dólares?

Nuevo intercambio de pensamientos.

-Tremos cosas que podrían ser valiosas pero queremos hablar con su jefe.

-¿Mi jefe? No, joy, el viejo se chispó hace tiempo...pero está mi jefa.

Así pues, el Roñas los llevo con su mamá. Después de abofetear a su hijo hasta cansarse, doña Eréndida Felícitas se enfrento con los desconocidos. No entendio nada de lo que decían, pero como buena mexicana tepiteña decidió que ere bueno recibir a los extranjeros debidamente.

Así que mientras el Roñas, ya un poco menos pasado ...



Suscríbase a ClubEnsayos

Suscríbase a ClubEnsayos - busque más de 1.943.000+ documentos