Leer Ensayo Completo Desequilibrios De La Balanza De Pagos

Desequilibrios De La Balanza De Pagos

Imprimir Documento!
Suscríbase a ClubEnsayos - busque más de 1.609.000+ documentos

Categoría: Negocios

Enviado por: Stella 05 junio 2011

Palabras: 10834 | Páginas: 44

...

o control de cambio, tipo de cambio oficial………………………………………………………………..………….19 al 23

Teoría de la Paridad del Poder Adquisitivo (Absoluta y Relativa)…….…24 al 27

Conclusión……………………………………………………………………..28 al 29

Bibliografía………………………………………………………………………..….30

1.-DESEQUILIBRIO ESTRUCTURAL, CÍCLICO Y MONETARIO. IMPLICACIÓN DEL DESEQUILIBRIO

EQUILIBRIO DE LA BALANZA DE PAGO

Al incluir la totalidad de ingresos y gastos en divisas, (realmente lo que se coteja y compara es la totalidad de derechos de residentes del país con las obligaciones que éstos han contraído con los no residentes), el equilibrio entre un país y los demás no se obtiene cuando el valor de sus exportaciones se nivela con el de sus importaciones de bienes y servicios, sino cuando existe una relación tal entre la totalidad de sus pagos y sus ingresos (incluidos los movimientos de capitales), que capacita al país en cuestión para liquidar todo su pasivo con el exterior durante el lapso considerado. Esto significa que el equilibrio del balance de pagos de un país se logra cuando la totalidad de sus ingresos provenientes del exterior, no altera en forma importante sus reservas, ni sus deudas, ni las inversiones internacionales.

Para comprender mejor esta situación es necesario partir de los siguientes principios:

▪ Primero: Las relaciones económicas internacionales deben mostrar en conjunto que la suma de los gastos exteriores de todos los países deben ser exactamente igual a la suma de todos los ingresos percibidos del exterior. Esto quiere decir que cualquier gasto que haga una nación en el exterior implica que deberá haber una percepción equivalente para algunas otras, pues el mundo no puede vender más de lo que compra, ni comprar más de lo que vende. Las naciones en particular pueden tener déficit o superávit, pero la totalidad de pagos e ingresos entre países deberá nivelarse.

▪ Segundo: Para cada país en particular el conjunto de cuentas con el exterior deberá ajustarse también a un principio similar; o sea, que referido a un período determinado, los ingresos que reciba habrán de igualarse a los pagos que efectúe, si se incluyen los cambios en los préstamos y las inversiones de carácter internacional.

Estos dos principios nos indican que, tomando en cuenta la totalidad de los países que participan en el intercambio y el conjunto de valores por mercancías, servicios y capitales transferidos, éste no puede arrojar diferencia, puesto que el valor total de los pagos deberá ser idéntico al de los ingresos. En cuanto a los países en particular, sus balanzas de pagos (en equilibrio contable por definición) registran, comercial o financieramente, déficit o superávit. Para lograr el equilibrio contable será necesario, en el caso de déficit, que el país en

cuestión sufra una disminución de sus reservas de oro y divisas, que reciba un saldo neto por préstamos e inversiones del exterior o que liquide inversiones en el extranjero; concretamente, que se registre un saldo a su favor en la cuneta de capital. En caso de superávit, se requiere que el país exporte capital por la diferencia, ya sea que invierta o conceda crédito, que amortice deudas exteriores, que incremente sus reservas, o bien que adquiera inversiones de extranjeros en su propio territorio. El desequilibrio puede ser positivo o negativo. Es positivo cuando la balanza de transacciones en cuenta corriente arroja un saldo favorable, derivado de que el valor de los bienes y servicios comprados al resto del mundo y, cuando este saldo es desfavorable, indica que aconteció un fenómeno contrario.

Ya sea que el país preste capital o lo reciba en préstamo, que adquiera inversiones en el exterior o las liquide, que aumente o disminuya su reserva, no son sino diferentes maneras de importar o de exportar capital. De ahora en adelante nos referiremos a todos estos conceptos bajo el rubro de movimiento de capital. Cuando hablemos de saldo neto significa saldo final, positivo o negativo, que resulta de la suma y resta de estos conceptos. En efecto, la adquisición de reservas en oro y divisas equivale a una inversión internacional y su venta a una desinversión. El pago de un pasivo al exterior a la obtención de un préstamo de éste también equivale a un, movimiento de capital, semejante al movimiento que se registra cuando el país recibe una inversión directa o la efectúa.

Dado que la balanza de pagos está sujeta al principio de partida doble como cualquier registro contable, siempre debe estar en equilibrio o con saldo cero. No obstante, esto no implica que necesariamente la cuenta corriente o de capitales esté equilibrada.

Cuando se hablan de déficit o superávit de la balanza de pagos, realmente se refieren es a los desequilibrios entre las cuentas corriente y de capital.

La existencia de superávit o déficit en alguna cuenta o sub-balanza es algo normal y no es un fenómeno ni bueno ni malo, pero se vuelve preocupante cuando la situación es permanente y el desequilibrio es muy grande. Un déficit persistente indica la existencia de problemas internos en la economía que deben ser financiados con las reservas oficiales que terminarán por agotarse.

Todo déficit o superávit en la cuenta corriente se debe compensar con un superávit o un déficit de la cuenta de capital. Por ejemplo, si las importaciones exceden a las exportaciones la diferencia de valor debe ser financiada con préstamos extranjeros, con reservas internacionales o vendiendo oro, y estos movimientos quedan registrados en la cuenta de capitales.

Entonces, cuando se habla de que existe un déficit en la balanza de pagos, señala que las reservas internacionales del país han disminuido en un monto exactamente igual al correspondiente déficit. En tanto cuando las balanzas comercial y de capital son positivas, indica que el país está recibiendo mas divisas de las que está girando y necesita, lo cual se traduce en una acumulación de reserva en la respectiva cuenta de la balanza en la misma cuantía del superávit, entonces se procede a revaluar la unidad monetaria para llevarla a su nivel real.

DESEQUILIBRIOS DE LA BALANZA DE PAGOS

Desde la década de los veinte, los desequilibrios de la balanza de pagos han sido objeto de atención especial debido a tres acontecimientos: los efectos de las dos guerras mundiales y los de la Gran Depresión

En La primera posguerra no se creyó en la existencia de un equilibrio estructural sino en desequilibrios de carácter funcional. El problema de las reparaciones alemanas, la vuelta al patrón oro, el reajuste financiero de los gobiernos, entre otros, ocuparon el centro de la atención, bajo la convicción de que al restablecer la condición de premuera la economía mundial volverá a sus antiguos cauce.

Fue la gran crisis la que dio un toque de atención mayor, pero las economías de guerra de Alemania e Italia, los frentes populares, los problemas y en su caso la eliminación de los controles a cambios y al comercio exterior fueron los aspectos que se analizaron No se abordó el desequilibrio estructural que era manifiesto y se continuó dando preferencia a los efectos cíclicos de la economía mundial

Fue en la segunda posguerra cuando surgió la preocupación por estos aspectos:

• De un lado, los problemas del mundo subdesarrollado y, de otro el crecimiento de los países más industrializados;

• el desequilibrio estructural entre países y la escasez de dólares a que dio origen;

• El desequilibrio positivo del centro acreedor mundial con una política de trasfondo con fines políticos y militares, aunque se la revistiera con la reconstrucción y el desarrollo;

• Acciones internacionales tras la búsqueda de la cooperación internacional: Fondo Monetario Internacional y el Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento, GATT Rueda Kennedy, UNCTAD entre otros;

• Dos áreas en disputa por el control del mundo con sus políticas bien perfiladas: sostener al capitalismo o establecer el socialismo

• Fuerzas centrífugas o de disgregación y fuerzas centrípetas o de aglutinamiento en cada una de las dos áreas.

Dentro de este contexto histórico del mundo contemporáneo, lograr el desarrollo y el equilibrio adquirió importancia central en el análisis económico. Tanto las economías nacionales como la economía mundial misma fueron objeto de atención con vistas al desarrollo económico social o al crecimiento con equilibrio. Cuando el equilibrio se pierde, el problema adquiere significativa importancia lo referente a restablecerlo con los menores trastornos posibles y al menor costo social. Sin embargo, esto no excluye que haya otras maneras de abordar y enfocar los fenómenos económicos, sobre todo en el campo del crecimiento y del desarrollo económico.

Ya desde los clásicos existía la preocupación por estudiar los fenómenos económicos desde otro ángulo como la determinación del origen del ingreso y de la riqueza, y los principios que regulan la distribución, así como los efectos del comercio internacional sobre el ingreso mundial y su distribución entre los países cambistas.

Se puede decir entonces que el desequilibrio:

▪ Se presenta cuando el déficit en la cuenta corriente no alcanza ser financiado con entradas de capital a largo plazo.

▪ Se recurre a financiarse con las reservas monetarias internacionales o financiamiento excepcional desde el extranjero.

▪ El desequilibrio puede ser positivo o negativo. Es positivo cuando la balanza de transacciones en cuenta corriente arroja un saldo favorable, derivado del valor de los bienes y servicios comprados al resto del mundo.

▪ Aunque contablemente no puede haber desequilibrio, los países, suelen verse afectados por dos clases de desequilibrios reales de la balanza de pagos que son: el financiero y el económico.

▪ Desde el ángulo económico, una balanza está en desequilibrio cuando el país está gastando aquellas partes de capital nacional que consisten en existencias de oro y divisas o en activos de su propiedad en el exterior o que sostiene su nivel de gasto con recursos provenientes del endeudamiento o de la recepción de inversiones directas.

CAUSAS DE LOS DESEQUILIBRIOS DE LA BALANZA DE PAGOS

Las causas de los desequilibrios son de dos clases: las generales básicas, y las específicas en cada caso y para cada país.

A) CAUSAS GENERALES Y BÁSICAS:

➢ Las crisis de la economía capitalista que actualmente se manifiesta como una crisis financiera que han agudizado las diferencias entre los países, en cuanto a poder productivos, niveles de vida y capacidad de negociación.

➢ El desarrollo desigual del mundo, que propicia mayor crecimiento económico de unos países y retrasa el de otros ampliándose así la brecha que los separa, al estructurar una economía mundial basada en la paradoja de que de un lado la bonanza de unos países se debe en parte a la miseria de otros países, y de otro lado que mientras más necesaria es la cooperación internacional ésta se vuelve cada vez más difícil. En realidad mayor intercambio no equivale a incrementos en la cooperación internacional sino a dependencia y subordinación de unos en beneficio de los otros.

➢ La gran capacidad productiva de los países más desarrollados (especialmente la de Estados Unidos) ha fomentado el predominio monopólico de sus empresas, la que es empleada en forma creciente para financiar gastos bélicos y no para apoyar el desarrollo económico y fomentar así la cooperación y el intercambio internacionales.

➢ El proceso inflacionario, que ha favorecido en realidad a las minorías nacionales privilegiadas, agravando la defectuosa distribución del ingreso dentro de los países menos desarrollados, que acentúa el desequilibrio externo.

➢ El incremento de la población y los anhelos por incrementar sus niveles de consumo, sin que dispongan de los recursos económicos para satisfacer estas aspiraciones, acompañados de un deficiente empleo del ingreso generado y de la capacidad productiva existente.

CLASIFICACIÓN DE LOS DESEQUILIBRIOS DE LA BALANZA DE PAGOS

En general sólo hay dos clases:

• Los estructurales: se deben a causas básicas que enraízan en la economía y su corrección requiere de medidas radicales que requieren de un largo plazo. Generalmente se debe de tener un aparato reproductivo débil, poco industrializado y con gran atraso tecnológico y financiero.

Dentro de éstos podemos distinguir dos grupos:

1. El estructural del mundo en su conjunto con varios centros acreedores mundiales frente a múltiples países deudores, con creciente desnivel en el ritmo de progreso tecnológico y de acumulación de capital, en contraste ante países con numerosa población empobrecida y sujeta a una dependencia cada vez mayor.

2. Los estructurales de los países subdesarrollados o estructurales al nivel de los factores (caracterizados por economías duales y alta dependencia del exterior).

• Los no estructurales con estas características: son secundarios o derivados de los estructurales, se pueden contrarrestar, a corto plazo, con medidas compensatorias o eliminar con medidas correctivas. Los más importantes y usuales son:

a) El cíclico.

b) El financiero de la balanza de pagos o de ingresos y de precios, y

c) El estacional y los circunstanciales.

Los desequilibrios básicos y de largo plazo pueden agruparse en tres clases.

1) Los Desequilibrios Seculares O estructurales de la economía mundial a muy largo plazo, resultado de cambios económicos profundos que ocurren lentamente de una generación a otra. Estos desequilibrios tienen un largo período de gestación y las mutaciones suceden paulatinamente. Al final generan cambios económicos profundos a través de una o más generaciones, como sería la transición de una producción predominantemente agropecuaria a una economía industrial, o de la etapa de una economía basada en la industria ligera a la etapa de industria eminentemente pesada, o por cambio de sistema de producción.

Los factores que llegan a producir estos cambios están ligados a cambios radicales en la tecnología, a profundas alteraciones en la demanda de capital y en la demanda de bienes y servicios, o a cambios cuantitativos y cualitativos de la población, entre otros aspectos.

2) Los Desequilibrios Positivos

De los países centros acreedores mundiales que por su dimensión internacional producen desequilibrios en todas las economías dependientes. Estos desequilibrios tienen su origen en la persistencia política restrictiva de los centros acreedores mundiales que en forma constante presionan la balanza de pagos de los países deudores al no recibir apoyo financiero suficiente para el desarrollo sobre todo facilidades para el intercambio comercial.

A menudo se eluden las repercusiones de estos desequilibrios positivos de la cuenta corriente de los países más desarrollados, o sencillamente no se les menciona. Sin embargo estos desequilibrios constituyen el principal factor causante de desequilibrios negativos de los países en proceso de desarrollo, ya que al no ser revertido los grandes saldos positivos por las vías comercial y financiera con propósitos productivos, reducen la capacidad de compra externa de los deudores.

Es cierto que los desequilibrios negativos son los que abundan y dan origen a dificultades en la mayoría de los países y por ello la atención suele concentrarse en éstos, mientras que los desequilibrios positivos son objeto de atención más como una meta por alcanzar y no por el verdadero papel que desempeñan. Sin embargo, la política del país o países que constituyen el centro o centros acreedores del mundo resulta tan importante y decisiva para el resto del mundo ya que al apegarse a una política de gasto restrictiva, la misma repercute en su propia economía y sobre el comercio mundial, agravando así el desequilibrio internacional de los países deudores.

3) Los Causados Por El Desarrollo o estructurales de las economías nacionales menos desarrolladas, debido a que en las primeras etapas del desarrollo la inversión interna supera persistentemente al ahorro nacional, y al financiar la diferencia con expansión monetaria y ahorros del exterior, inevitablemente las importaciones superan a las exportaciones. El desequilibrio se manifiesta en un endeudamiento creciente, en inflación y devaluaciones, en restricciones al comercio y a los pagos como recursos para enfrentar el desequilibrio. Este desequilibrio de la balanza, causado por el desarrollo, es uno de los precios que los países menos desarrollados tienen que pagar por el propósito de operarle alteraciones radicales a su estructura económica.

DESEQUILIBRIOS A CORTO Y MEDIANO PLAZO

✓ Cíclicos: Son por cambios generales de la demanda internacional y que afecta las corrientes de capitales ligadas a las fluctuaciones cíclicas de la actividad económica de los centros industriales, estos desequilibrios se repiten cada cierto tiempo por una misma causa. Cuando la economía entra en recensión ejemplo: el petroleo.

✓ Financiero: Se deben a déficit temporales en la balanza de pagos que se puede resolver con entrada de capital a corto plazo.

✓ El Estacional: Se deben a problemas puntuales o circunstanciales, como la perdidas de una cosecha que se exporta.

MEDIDAS PARA COMBATIR LOS DESEQUILIBRIOS DE LA BALANZA DE PAGOS

Naturalmente que las medidas puestas en acción para enfrentar un desequilibrio dependerán de la naturaleza y la causa o causas que lo hayan producido. Sin embargo, las medidas pueden clasificarse en dos grupos: las correctivas que pretenden atacar las causas y las compensatorias que tienden a contrarrestar o a eliminar los efectos del desequilibrio. Pero realmente lo que acontece en el mundo de los hechos es que las autoridades monetarias se enfrentan a desequilibrios causados por una combinación de fuerzas, y obviamente las medidas puestas en acción deben tener una naturaleza similar, ya que en última instancia suele requerirse un reajuste de la producción y del gasto.

De todas maneras resulta aleccionador mencionar las principales medidas aplicables a uno y otro caso:

A) MEDIDAS CORRECTIVAS

❖ La deflación que exige sacrificios mediante la reducción del ingreso, o sea disminución de los salarios y aumento de los impuestos(al consumo al ingreso) con el doble fin de disminuir la demanda de importaciones y de aumentar las exportaciones hasta nivelarlas.

❖ La devaluación de la moneda medida que permite, bajo ciertas condiciones de elasticidades, aumentar las exportaciones y disminuir las importaciones sin sacrificar el empleo y el nivel de ingresos a cambio de reajustar el valor externo de la moneda a su valor interno.

❖ En ciertos casos especiales puede restablecerse el equilibrio mediante importaciones de capital pagaderas a plazo largo, en cantidad y persistencia suficientes, hasta que se registren cambios en la productividad de la economía nacional, sin afectar el empleo y los niveles de vida o la paridad cambiaria.

B) MEDIDAS COMPENSATORIAS

❖ Empleo de las reservas de oro y divisas.

❖ Movimiento favorable de capital a corto plazo.

❖ Incremento de los aranceles.

❖ Acentuación de las restricciones cuantitativas.

❖ Alteración del gasto público acompañado de un incremento en los impuestos.

❖ Restricciones crediticias.

❖ Control de Cambios.

❖ Estimulas a la exportación.

Estos instrumentos o medios de acción para corregir o contrarrestar los desequilibrios de la balanza de pagos a corto plazo, pese a que son de diferente naturaleza, se pueden clasificar en dos grupos.

• Financieros,

• Comerciales.

Ambas clases de instrumentos suelen aplicarse en forma combinada. Aun en el caso de aplicar una medida correctiva como la devaluación, será necesario complementarla con otras medidas de carácter comercial y financiero a fin de que los efectos del cambio de la paridad monetaria se fortalezcan o al menos que no se vean contrarrestados. En caso de recurrir a medidas correctivas o compensatorias nunca se emplea una de ellas en forma aislada, sino en forma combinada.

Sin embargo, ciertos desequilibrios que ocurrían continuamente se corregían a corto plazo:

a) en el patrón oro mediante movimientos de metal;

b) en patrón libre por variaciones del tipo de cambio, y

c) con Control de Cambios por las restricciones al comercio y el de las divisas.

Actualmente los desequilibrios se generan y operan en condiciones bien diferentes. De esta manera es muy común que a los controles al comercio exterior (directos o indirectos) se les considere como medidas correctivas en contra de los desequilibrios de la balanza de pagos, porque es evidente que un control comercial, por eficaz que se le suponga, en lugar de corregir sólo contrarresta, ya que sólo ataca el efecto, sin suprimir la causa.

También el Control de Cambios suele ser considerado como medida correctiva para el caso de desequilibrio de la Balanza de Pagos causada por una fuga de capitales. Teóricamente podría aceptarse, si se llenaran ciertas condiciones especiales difíciles o imposibles de lograr desde el punto de vista práctico. Por tal motivo, el Control de Cambios por sí mismo tampoco suprime las causas que generan la salida de fondos; en realidad, a veces suele acentuarlas.

En caso de que el Control de Cambios opere eficientemente en forma temporal, aun cuando la evasión de capitales quedara eliminada, es evidente que no podríamos atribuir a dicho control la desaparición de las causas que hubieran motivado a los individuos a exportar capital, ya que el efecto del Control como medida compensatoria sólo es útil para frenar las huidas de capital, tanto las causas reales que las producen (inestabilidad política, busca de seguridad para los fondos, desconfianza en la estabilidad de la paridad cambiaria etc.).

2.-AJUSTES DEL DESEQUILIBRIO DE LA BALANZA DE PAGOS BAJO LOS SISTEMAS FLEXIBLES (FLUCTUACIÓN LIBRE O FLOTACIÓN):

La determinación del tipo de cambio es el resultado del libre juego de la oferta y la demanda de divisas y el sistema monetario internacional se caracteriza por la diversidad de esquemas de determinación del tipo de cambio; el cual se divide en tres grandes categorías:

➢ Tipos De Cambio Flexibles (Fluctuaciones Libres o Flotación o Depreciación de la Moneda).

➢ Tipos De Cambios Fijos.

➢ Sistemas Mixtos.

TIPOS DE CAMBIOS FLEXIBLES (FLUCTUACIONES LIBRES O FLOTACION O DEPRECIACION DE LA MONEDA):

En un sistema de tipos de cambios flexibles, los mercados de divisas fijan el valor de una moneda en términos de otra libremente, es decir, sin intervención alguna. Bajo este tipo de sistema cambiario, las variaciones en el tipo de cambio absorben el déficit o superávit de la balanza de pagos, es decir, entran siempre tantas divisas como salen por tanto, la partida de variación neta de divisas de la balanza de pagos es nula.

Así, si un país tiene un exceso de ingresos sobre pagos, es decir, superávit de la balanza de pagos, esto supone un exceso de oferta sobre su moneda y por tanto el tipo de cambio tenderá a bajar. Por lo contrario si un país un déficit en la balanza de pagos, es decir un exceso de pagos sobre ingresos, aparecerá un exceso de su moneda y por tanto el tipo de cambio tenderá a subir.

Por consiguiente, lo que determina las variaciones del tipo de cambio es el exceso de oferta o demanda de una moneda.

En un sistema de fluctuaciones limpia, cuando sube el tipo de cambio de equilibrio, la moneda nacional sufre una depreciación respecto al dólar; es decir, que se pueden comprar ahora mas moneda nacional con un dólar. Por lo contrario, cuando en esta situación de tipos de cambios flexibles baja el tipo de cambio de equilibrio, se dice que tiene una apreciación de la moneda nacional, pues ahora se deben entregar menos moneda nacional para obtener un dólar.

Aunque un sistema de tipo de cambios flexibles se corresponde con una fluctuación limpia del tipo de cambio, sin embargo, en la realidad ha sido muy frecuente que los bancos centrales de países que teóricamente funcionan con un sistema de tipos de cambio flexibles intervengan en el mercado. Con el objetivo de evitar fluctuaciones bruscas en los tipos de cambio, y así reducir la volatilidad del tipo de cambio, los gobiernos han intervenido comprando y vendiendo divisas según convenga, dirigiendo y modulando la amplitud de las fluctuaciones. En este sentido cabe hablar de fluctuación dirigida que a veces es denominada fluctuación sucia; esta fluctuación tiene lugar cuando bajo un sistema de tipos de cambios esencialmente flexibles o flotantes los gobiernos intervienen para tratar de alterar dichos sistemas en una determinada dirección.

Además cabe destacar que el régimen o sistema de tipo de cambio flexible le quita al gobierno la responsabilidad de ajuste del desequilibrio externo. Esto libera al Banco Central la obligación de apoyar el tipo de cambio y le permite buscar el equilibrio interno mediante políticas monetarias expansivas. La falta de disciplina monetaria, aunada a una constante depreciación de la moneda nacional, lo cual conduce inevitablemente a altas tasas de inflación. Sin embargo, este argumento teórico no está corroborado por los hechos debido a que en la práctica ningún gobierno es indiferente frente al valor de su moneda.

La depreciación de la moneda nacional es considerada un error por el público; ya que éstos califican esta acción como un fracaso de las políticas económicas. Es por ello que para asegurar un valor estable de su moneda el gobierno se ve obligado a implantar la disciplina fiscal y políticas que impulsen el crecimiento económico y la competitividad. Cualquier error de política se refleja inmediatamente en una perdida de valor de la moneda nacional tanto al contado como al futuro. El gobierno no puede ignorar estas señales de censura que son enviadas por los mercados financieros porque pueden sufrir reveses políticas, por lo que se tienen que tomar medidas correctivas.

Por otro lado, es importante señalar que con el tipo de cambio flexible el margen de error es más pequeño que con el tipo de cambio fijo y las correcciones son más rápidas. Además éste régimen cambiario de libre flotación favorece una mayor disciplina fiscal y monetaria, así como también impulsa a un mayor crecimiento económico mundial.

Respecto a los cambios flexibles, que envuelven la intervención consciente de las autoridades monetarias mediante el funcionamiento de un Fondo que opera en el mercado de cambios, el desequilibrio no se manifiesta abiertamente en tanto los recursos del Fondo sean suficientes para cubrir el exceso de la demanda de divisas. Sin embargo, en casos críticos se termina por abandonar la paridad establecida y acto seguido sobreviene la devaluación.

Con tipos de cambio flexibles se sustituye el mecanismo automático del patrón oro y del patrón libre por un mecanismo oficial de carácter mixto, de modo que, en lo fundamental, rige el mecanismo del mercado y, en una forma marginal, un mecanismo oficial, que se vuelve decisivo en circunstancias especiales. Ejemplo de una situación extraordinaria es el abandono de la paridad establecida para dejar a la libre acción del mercado la determinación de la nueva paridad, en caso de que ésta no sea sustituida por otra en forma súbita.

En concreto, en los casos en que se recurre a la devaluación, lo que realmente se hace es reajustar algo que ya había sucedido, reconociendo que el valor real de la moneda en lo interno, medido por su poder adquisitivo, es menor que el valor de la moneda en el mercado externo. De esta forma, se reconoce la imposibilidad o inconveniencia de sostener una diferencia artificial de poderes de compra de la moneda que sólo beneficia a los especuladores, alienta la fuga de capitales y ahuyenta su inmigración. En cualquier forma que se intente el reajuste del poder adquisitivo de la moneda, ya sea a través de la devaluación o a través de la disminución del ingreso para comprimir la demanda, resulta de central importancia modificar la política de gasto.

PARA PALEAR O RESOLVER EL DESEQUILIBRIO DE LA BALANZA DE PAGOS SE DEBEN REALIZAR LAS SIGUIENTES ACCIONES

➢ Promover La Inversión Extranjera:

Según La Organización Mundial de Comercio (OMC) establece que se habla de Inversión Extranjera, cuando un inversor radicado en un país (el país de origen) adquiere un activo en otro país (el país receptor) con la intención de administrar ese activo.

Con la inversión extranjera se pueden detectar las "imperfecciones de los mercados" que rodean a las empresas transnacionales; es decir, que la inversión extranjera no sólo supone la transmisión de capital, sino también de tecnología y capacidad de gestión empresarial. En términos de Comercio Internacional, la inversión extranjera es una manifestación de la competencia mundial y de la necesidad de estrategias mundiales.

Por otro lado, la Inversión Extranjera va de la mano con la globalización de la economía mundial, ya que ésta se desarrolla actualmente en cuatro terrenos principales: el comercio internacional, las corporaciones transnacionales, las corrientes financieras y los marcos regulatorios. En la globalización se manifiesta una nueva división internacional del trabajo. La nueva forma de dividir el trabajo consiste en una segmentación y reorganización espacial de los procesos productivos con el objeto de aprovechar las diferencias de costos a nivel internacional. Esto permite el incremento en el flujo de Inversiones Extranjeras y, por lo tanto, representa una oportunidad de resolver el desequilibrio de la balanza de pagos.

➢ Aumentar las Exportaciones y Desalentar las Importaciones:

Cuando se plantea la posibilidad de que una devaluación empeore mas que mejore el saldo de la balanza de pagos de un país y al estimar las elasticidades de importaciones y exportaciones, la mayoría de las estimaciones concluye que dichas elasticidades son menores a corto plazo (de 6 a 12 meses) que a largo (2 años); es decir, que con la devaluación empeora a corto plazo la balanza, mejorándola a largo plazo. De acuerdo con este efecto, los volúmenes exportaciones e importaciones no varían mucho a corto, de forma que el país que devalúa recibe menos ingresos por exportaciones y gasta mas en importaciones, lo que deteriora su balanza comercial. Sin embargo, tras unos meses, las exportaciones comienzan a aumentar y las importaciones a disminuir, por lo que dicha balanza mejora y tiende al superávit.

Si el valor de las importaciones supera las exportaciones, se produce un déficit por cuenta corriente y la demanda de divisas (para sufragar las importaciones) supera la oferta (ingresos de exportación en divisas intercambiadas por los exportadores por moneda local); esto permite que el tipo de cambio tienda a aumentar y como consecuencia del aumento del tipo de cambio, los precios internos de los bienes importados y exportados se incrementarán; por lo tanto, la demanda de bienes importados y las importaciones totales van a disminuir, mientras que la producción de bienes exportados y el volumen de las exportaciones aumenten. Ambos efectos, disminución de las importaciones y aumento de las exportaciones, tienden a establecer un nuevo equilibrio en el mercado de divisas y una cuenta corriente equilibrada.

➢ La Depreciación De La Moneda Nacional:

Cuando se presenta un déficit en la balanza de pagos y la demanda de divisas es mayor que la oferta; esto permite que el tipo de cambio tiende a aumentar, si no se adoptan medidas en contra; es decir, una depreciación de la moneda nacional en relación con las divisas.

Un país deprecia su moneda con relación a la divisa extranjera, cuando busca aumentar sus exportaciones y disminuir sus importaciones.

Cuando se produce una fuga de capitales, las importaciones caen y la moneda nacional se deprecia para aumentar las exportaciones. Puesto que el mercado de bienes se ajusta más lentamente que el monetario. El diferencial de intereses positivo que se genera requiere una expectativa de apreciación de la moneda nacional de modo que se mantenga la paridad de intereses no cubierta, sólo se puede generar si la moneda interna se deprecia instantáneamente en una cuantía superior a la depreciación requerida en el nuevo equilibrio a largo plazo. Por tanto, el tipo de cambio tiene que saltar hasta un nivel superior en el diagrama de fases, sobre la misma línea vertical. Se ha originado una depreciación mucho mayor de la que habría de producirse en caso de ajuste instantáneo.

Por tanto, primero se produce un desbordamiento del tipo de cambio, que se deprecia en exceso, debido a la distinta velocidad de ajuste del mercado de bienes y de los mercados financieros. La cuantía del mismo dependerá de los valores de la semielasticidad de la demanda de liquidez respecto al tipo de interés, y de la velocidad de ajuste de las expectativas. A partir de entonces, se genera una expectativa de apreciación, que mantiene la paridad de intereses no cubierta.

Ahora el mercado de bienes se halla en desequilibrio, pues existe un exceso de oferta motivado por el aumento del tipo de interés. Esto empuja los precios hacia abajo, lo cual debería hacer retornar a la LM a su situación original, si no fuera porque dicho movimiento aumenta el diferencial del tipo de interés y detrae aún mayor masa monetaria, por lo que la LM no puede regresar. Los precios caen y la masa monetaria se reduce, derivándose un tipo de cambio real aún mayor (esto es, aún más depreciado).

El desequilibrio en la demanda se ve corregido por el aumento del tipo de cambio (moneda depreciada), que provoca una mejoría de la balanza comercial y, consiguientemente, un aumento de la demanda exterior (expansión de la IS) que absorbe ese exceso de oferta. El incremento de la demanda exterior compensa exactamente el decremento de la demanda nacional que viene acompañado de la subida del tipo de interés. Además, la nueva balanza comercial nos aporta más capitales, que expanden ligeramente la LM. Así pues, la Demanda Agregada recupera su valor inicial por la acción combinada de la LM (que no vuelve a su situación inicial) y por la expansión de la IS (que compensa la contracción de la LM).

El efecto del incremento de S repercute sobre la Demanda Agregada, pues la mejoría de la balanza comercial genera un incremento de la Demanda Agregada hasta el nivel inicial. La IS se expande, promoviendo el nuevo i=i*, en el nivel de producción de partida. Los precios vuelven a subir, hasta el nivel del principio. La masa monetaria perdida mientras i*>i retorna parcialmente gracias a la mejor balanza comercial. No obstante, el país no tiene la misma cantidad de dinero que al principio: Puesto que el nivel de precios y producción es el mismo, y dado que la LM se ha contraído, se ha perdido masa monetaria. Esto explica que la moneda se halle depreciada respecto a su valor original, situación que, de no haber ocurrido, no habría permitido mejorar la demanda exterior (aún en aras de menoscabar la interior).

A su vez, la mejoría en la balanza comercial permite que S se aprecie parcialmente, aunque no recupere totalmente su valor inicial. Este comportamiento ya estaba incorporado en las expectativas, que suponemos son de previsión perfecta. La moneda se ha depreciado respecto al principio, y ha sido justamente éste el motor que ha dinamizado la demanda exterior, ha mejorado la balanza comercial y ha expandido a la IS hasta la situación de equilibrio, con una reposición parcial de los capitales fugados.

3.-BAJO FLUCTUACIÓN LIBRE O BAJO CONTROL DE CAMBIO EN VENEZUELA

Teoría de la Paridad del Poder Adquisitivo – Control de Cambio

Paridad: Los desequilibrios persistentes, o fundamentales, de la balanza de pagos exigen, por lo general, modificaciones de la paridad monetaria, o valor de cambio externo de la moneda, para inducir ajustes en los diversos componentes de la balanza y en la actividad económica nacional que faciliten la recuperación del equilibrio.

La paridad puede ser modificada en el sentido del alza (reevaluación) o de la baja (devaluación), según se trate de un desequilibrio por superávit o de uno por déficit. El caso más frecuente es el de reevaluación.

Los países evitan en lo posible la reevaluación, porque ocasiona desventajas comerciales, ya que afecta el poder de competencia de las exportaciones y favorece las importaciones, así como las salidas de capital. Si el mercado internacional de los productos exportables es bastante competitivo, el país que revalúa no puede aumentar los precios de sus exportaciones para compensar los efectos de la reevaluación y los exportadores recibirán menores ingresos en moneda nacional, aunque, por otra parte, se podrán adquirir más bienes y servicios extranjeros por la misma cantidad de moneda nacional que antes de la reevaluación (y sujeto a que los precios internacionales de la importación no suban). Desde luego, estos deben ser los efectos perseguidos, para el ajuste de la balanza de pagos en caso de superávit: reducción de la exportación, o menor ritmo de aumento, y aumento de la importación.

La devaluación permite que los exportadores reciban mayores ingresos en moneda nacional, sin alteración de los precios internacionales de sus productos, o aun con una baja de proporción menor que la de devaluación; en este último caso podrá lograrse, si la demanda externa es algo elástica, un incremento de la exportación, que es una meta perseguida para el reequilibrio de la balanza de pagos; por otra parte, los importadores tendrán que desembolsar mayor cantidad de moneda nacional para adquirir determinado volumen de importaciones y, dada la elasticidad de la demanda de éstas, podrá ocurrir una disminución de las mismas, que es otra de las metas de ajuste que se persigue con la medida. La producción nacional, si disfruta de una oferta elástica en relación con cierta capacidad productiva ociosa o recursos disponibles y utilizables en corto plazo, podrá beneficiarse con la situación creada y de este modo la economía interna puede superar dentro de algún tiempo los efectos depresivos del desequilibrio pasivo de la balanza de pagos. Los ingresos de capital, además, resultan beneficiados por la devaluación.

Control de Cambio:

El tipo de cambio en palabras muy sencillas, es la cotización de una moneda en términos de otra moneda; Este expresa el numero de moneda que hay que dar para obtener una unidad de otra moneda, la cotización o tipo de cambio se determina por la relación entre la oferta y la demanda de divisas, en otras palabras, el tipo de cambio se determina por la relación entre la oferta y la demanda de moneda nacional con el fin de realizar las operaciones internacionales del país.

Al ser el tipo de cambio una variable económica clave, la determinación del sistema cambiario es relevante y debe estar vinculada, a más de los objetivos y prioridades de política, con la eficiencia micro económica y la estabilidad macroeconómica. En el caso de los objetivos de la política cambiaria, la elección del régimen de tipo de cambio puede estar, condicionada a controlar la inflación, a disminuir la volatilidad del producto o a incrementar la competitividad de las exportaciones.

En general, dada la importancia del tipo de cambio en la asignación de recursos y en la transmisión de las expectativas, dos serían las características básicas que debería poseer un régimen óptimo:

Reducir al máximo los movimientos bruscos, no predecibles y transitorios del tipo de cambio.

Ajustarse a sus movimientos permanentes.

El control de cambios es una intervención oficial del mercado de divisas, de tal manera que los mecanismos normales de oferta y demanda quedan total o parcialmente fuera de operación y en su lugar se aplica una reglamentación administrativa sobre compra y venta de divisas, que implica generalmente un conjunto de restricciones cuantitativas y/o cualitativas de la entrada y salida de cambio extranjero. Frecuentemente, el control de cambios va acompañado de medidas que inciden sobre las transacciones mismas que dan origen a la oferta o la demanda de divisas. Para algunos autores es control de cambios cualquier intervención oficial en el comercio de divisas o en su disposición: así, por ejemplo, la fijación de un tipo de cambio por la autoridad, aunque se deje libre la demanda; pero centralizando la oferta en totalidad o en parte decisiva, puede interpretarse como una forma de control y en efecto lo es; pero los mecanismos del mercado siguen operando en lo sustancial. Si la autoridad no centraliza una porción sustancial de la oferta le es difícil sostener un determinado tipo de cambio, ya que se efectuarían operaciones a diferentes tipos de acuerdo con las situaciones del mercado.

Otros autores sostienen que el control de cambios existe cuando se reglamenta, restringe y fiscaliza el uso o aplicación de las divisas compradas por los particulares.

El control de cambios se establece, por lo general, cuando hay dificultades graves de balanza de pagos, a consecuencia de las cuales las divisas disponibles son insuficientes para atender las necesidades ordinarias de la economía.

Diversas modalidades de control pueden implantarse, de acuerdo con las características del mercado, la índole del problema y la gravedad del mismo.

El control de cambios absoluto, o sea, la reglamentación total de la oferta y la demanda de divisas, es prácticamente imposible de implementar, por las inevitables y múltiples evasiones y filtraciones que tienen lugar cuando la economía no es enteramente centralizada.

El control parcial o de mercados paralelos ha sido practicado en diferentes países y oportunidades: consiste en un control parcial, determinante, de la oferta de divisas, a precios determinados, con cuyas divisas se atienden necesidades esenciales de la economía, y un mercado marginal es permitido en el cual se compran y venden cantidades de divisas procedentes de operaciones que se dejan libres y se determinan precios de mercado; este mercado paralelo o marginal se autoriza para impedir el funcionamiento del estraperlo o mercado negro.

Otra modalidad de control es el régimen de cambios múltiples, en que para cada grupo de operaciones, de oferta o demanda, se fija un tipo de cambio: tipos preferenciales, más favorables, para determinadas exportaciones y entradas de capital y para determinadas importaciones y salidas de capital; y tipos no preferenciales, para las restantes operaciones. Este sistema se ha aplicado y se aplica aun no sólo en función de objetivos cambiarios o de balanza de pagos, sino como instrumento de la política económica en general.

Otro control parcial es la venta de divisas al mejor postor para determinadas operaciones (régimen de licitaciones).

VENTAJAS DEL CONTROL DE CAMBIO

Pueden aplicarse a los cambios extranjeros para la compra de bienes y servicios o las transferencias de capital.

Proteger las reservas internacionales, la balanza de cambio y el tipo de cambio.

Conlleva a un control de precios

DESVENTAJAS DEL CONTROL DE CAMBIO

Restringe directamente la libre elección de países en los que los individuos pueden comprar o invertir.

Generalmente provoca un "mercado negro" de monedas escasas.

En particular, por lo que se refiere a los países subdesarrollados, aunque también en los países más avanzados, puede conducir a una corrupción de los funcionarios.

SITUACIÓN ACTUAL DEL CONTROL DE CAMBIO

Comisión de Administración de Divisas (CADIVI)

en febrero de 2003 por el Ejecutivo Nacional, esta comisión regula la venta de dólares en el mercado nacional actualmente, sus promotores afirman que fue una medida necesaria con el fin de evitar la fuga de divisas, la disminución de las reservas internacionales, la merma en los aportes al fisco, desestabilización del valor externo de la moneda, todo esto consecuencia de la evasión fiscal, el paro que experimentó la industria petrolera, y la fuga masiva de capitales en los últimos meses, y de la desestabilización en palabras del gobierno "auspiciada por los sectores más elitescos y poderosos del país".

En términos del Ejecutivo: "La economía venezolana fue golpeada duramente y estaba al borde de un colapso comenzando el 2003, año en el que precisamente de acuerdo con las proyecciones macro-económicas, se lograría la consolidación de programas sociales destinados a mejorar la calidad de vida de toda la población".

En vista de esta situación, el Ministerio de Finanzas en representación del Gobierno y el Banco Central de Venezuela, establecen un régimen de control cambiario y mediante decreto presidencial es creado el 5 de febrero de 2003 la Comisión de Administración de Divisas (CADIVI), cuya misión es "administrar con eficacia y transparencia, bajo criterios técnicos, el mercado cambiario nacional y asume el reto de contribuir con su buena ejecutoria y el concurso de otras políticas, al logro de la estabilidad económica y el progreso de la Nación…".

Para la venta de dólares a personas naturales, jurídicas, y otras instituciones se solicitan una serie de recaudos, según sea el caso, por ejemplo para las personas jurídicas entre muchos otros se incluyen: solvencia con respecto al pago de ISLR, IVA, INCE, SSO y otras documentaciones de actualización de las empresas.

Esta comisión ha recibido muchas críticas de expertos economistas entre las cuales destacan:

La inconstitucionalidad del régimen del control de cambios, ya que se dice que las libertades económicas previstas en la constitución, están siendo violadas.

Lo engorroso que resulta la cantidad de recaudos y el tenerlos todos al día es casi imposible.

La modificación constante de los requisitos solicitados (cambian cada 15 días)

La demora en la entrega de divisas en sus primeros meses de aplicación, resultó ser la crítica principal, ya que han tardado más de 3 meses en otorgar los dólares.

El riesgo de que se convierta en otro RECADI, ya que existe la posibilidad de que se creen empresas "fantasmas" que se hagan pasar por organizaciones de carácter prioritario con el fin de que se le agilice el otorgamiento de divisas a estas, quedando en ventaja con respecto a empresas reales.

Porque trae como consecuencia un mercado "negro" o paralelo que cotiza el precio muy por encima del fijado por el gobierno y que fluctúa con el aumento de la demanda y con el paso del tiempo.

Los administradores de este recién creado organismo admiten que ha habido demoras debido principalmente a que el sistema de automatización es muy moderno y la actualización de datos lleva mucho tiempo, pero aseguran que esta comisión evitará que halla fuga masiva de divisas además de que trae como consecuencia un control de precios, también han afirmado que no existe la posibilidad de que se convierta en un nuevo RECADI ya que el control es mucho más efectivo y fuerte que hace 20 años.

4.-TEORÍA PARIDAD DEL PODER ADQUISITIVO (ABSOLUTA Y RELATIVA)

Poder adquisitivo es el monto de valor de un bien o un servicio comparado al monto pagado. Como notó Adam Smith, el tener dinero otorga a uno la habilidad de "tener el mando" del trabajo de otros, por lo que el poder adquisitivo hasta cierto punto es tener poder sobre otras personas, hasta el punto que están dispuestos a negociar su trabajo o bienes por dinero.

Si el ingreso monetario se mantiene igual, pero aumenta el nivel de precios, el poder adquisitivo de tal ingreso baja. La inflación no implica siempre un poder adquisitivo que cae con respecto al ingreso real de uno mismo, pues el ingreso monetario de uno puede aumentar más rápido que la inflación.

Paridad significa igualdad.

Producto Interno Bruto Per Cápita, es el valor monetario total de la producción de bienes y servicios de un país durante un período dividida entre la cantidad de población existente del mismo.

La globalización es un proceso económico, tecnológico, social y cultural a gran escala, que consiste en la creciente comunicación e interdependencia entre los distintos países del mundo unificando sus mercados, sociedades y culturas, a través de una serie de transformaciones sociales, económicas y políticas que les dan un carácter global. La globalización es a menudo identificada como un proceso dinámico producido principalmente por las sociedades que viven bajo el capitalismo democrático o la democracia liberal y que han abierto sus puertas a la revolución informática, plegando a un nivel considerable de liberalización y democratización en su cultura política, en su ordenamiento jurídico y económico nacional, y en sus relaciones internacionales.

[pic]

La Canasta es el conjunto de bienes y servicios indispensables para que una persona o familia pueda cubrir sus necesidades básicas a partir de su ingreso. En otras palabras, una canasta básica es aquella que tiene todos los productos necesarios para poder tener una vida sana, tanto física como mentalmente.

[pic]

TEORÍA PARIDAD DEL PODER ADQUISITIVO (ABSOLUTA Y RELATIVA)

La paridad del poder adquisitivo o paridad del poder de compra, es cuando existe la relación entre los niveles de precios de dos países y el tipo de cambio entre sus monedas. La paridad del poder adquisitivo actúa a través de la cuenta corriente. Las desviaciones de la paridad del poder adquisitivo son frecuentes y pueden perdurar en periodos prolongados.

En la teoría de la paridad del poder adquisitivo se encuentra la Ley del precio único el cual relaciona los tipos de cambio con los precios de productos individuales. El fundamento principal de la ley del precio único puede resumirse como: En los mercados competitivos, en ausencia de costos de transporte y barreras al comercio, los productos idénticos deben tener el mismo precio en diferentes países en términos de la misma moneda. Si dicho fundamento fuese cierto, sería muy fácil determinar el tipo de cambio entre dos monedas. Sería suficiente dividir el precio de un producto en una moneda por su precio en otra moneda.

La paridad del poder adquisitivo resume de como los precios pueden afectar a los tipos de cambio.

Por ejemplo: Un abrigo en los Estados Unidos cuesta 30 Dólares y el tipo de cambio es de 8 pesos por dólar. Los mercados son competitivos en los dos países, no hay barreras comerciales ni de ninguna otra índole entre los dos y el costo de transporte es insignificante. ¿Cuánto debería costar el mismo abrigo en México?

Si se aplicara la teoría el abrigo debería costar 240 pesos: el precio norteamericano multiplicado por el tipo de cambio.

Ejemplo: Pe= USD 30, TC= 8 pesos /dólar

Pm= TC X Pe

Donde: Pm:precio mexicano

Pe: precio extranjero

Asimismo podemos acotar que la teoría de la paridad del poder adquisitivo, es la idea de ajustar el tipo de cambio para mantener constante el poder adquisitivo entre divisas, e igualmente se encuentra enlazado a los modelos monetarios para la determinación del tipo de cambio. Dichos modelos se basan en la hipótesis de la paridad del poder adquisitivo (PPA) o de compra (PPC).

La idea fundamental de dicha hipótesis es que el valor de cada moneda se determina por su poder adquisitivo como inversa del nivel de precios y el valor relativo de dos monedas o valor de cambio.

Conviene distinguir dos aspectos dentro del concepto genérico de PPA:

La PPA Absoluta: Se refiere al nivel absoluto o general de precios relativos de un país. El nivel de precios (P), es el costo en moneda nacional de una canasta representativa de productos. La PPA Absoluta entre dos monedas se determina como el cociente del nivel de precios exterior y el nivel de precios interior. El nivel de precios se calcula generalmente como una media ponderada de los precios absolutos, es decir, unidad monetaria por cantidad física, por lo que la PPA Absoluta viene expresada en unidades monetarias del exterior por unidad de moneda interior.

La paridad del poder adquisitivo absoluta establece que los niveles de precios en todos los países deben ser iguales cuando se expresan en términos de la misma moneda.

La principal debilidad de la paridad del poder adquisitivo absoluta es que, para que tenga sentido, los precios en los dos países deben se medidos por la misma canasta. Esto es posible sólo en países con el mismo nivel de desarrollo, con las mismas condiciones climáticas, preferencias, tradiciones culturales, etc. En países con condiciones diferentes, las canastas representativas también son diferentes, por lo que la paridad del poder adquisitivo absoluta no es aplicable.

La paridad del poder adquisitivo absoluta no se cumple si la proporción entre los bienes comerciables y no comerciables en las canastas de referencia es diferente. La productividad en el sector de productos comerciables puede crecer a un ritmo diferente que la productividad en los productos no comerciables. La mayor diferencia de productividad entre los países se observa en el sector de productos comerciables. En servicios, la productividad en los países desarrollados es poco mayor que en los países en vías de desarrollo.

La PPA Relativa: Se refiere a las tasas de cambio, según este enfoque, el tipo de cambio debe ajustarse a la diferencia de las tasas de inflación entre dos países. Simplificando un poco podemos decir que si la inflación en México es mas alta que la inflación en Estados Unidos, el tipo de cambio peso/dólar debe crecer en un porcentaje igual a la diferencia entre las tasas de inflación de los dos países.

La PPA Relativa se deriva de la paridad del poder adquisitivo absoluta con el simple recurso de pasar de los niveles a las tasas de crecimiento. La tasa de crecimiento de los precios se llama inflación.

La forma simplificada y sencilla de entender a nivel intuitivo de la fórmula de la paridad del poder adquisitivo relativa es como sigue: Apreciación del dólar = tasa de inflación en México – tasa de inflación en Estados Unidos.

Fórmula: %∆TC= im – ie

La fórmula simplificada sólo puede ser aplicada si las tasas de inflación en los dos países son de un dígito. Cuando la inflación es alta, la fórmula simplificada produce errores importantes.

Los estudios empíricos indican que a corto plazo la paridad del poder adquisitivo no se cumple casi nunca. A largo plazo existe una tendencia hacia el cumplimiento de la misma, con algunas excepciones importantes. Este resultado es bastante lógico, tomando en cuenta que los tipos de cambio son muy volátiles, mientras que los precios son relativamente estables, sobre todo en los países con baja inflación. Los precios son regidos por los contratos que se revisan periódicamente. Mientras dura el contrato, el precio permanece constante. En cambio, en un régimen de libre flotación, los tipos de cambio pueden variar muchas veces al día. En el largo plazo, las paridades tienen que ajustarse al poder competitivo de las monedas, el cual depende, entre otras cosas, de los niveles de precios.

Las desviaciones tan frecuentes de la paridad del poder adquisitivo indican que, a pesar de una clara tendencia hacia la globalización económica, las estructuras nacionales de precios difieren entre sí de manera considerable. Todavía no existe una estructura internacional de precios estrechamente integrada.

En términos generales, las desviaciones de la paridad del poder adquisitivo pueden ser explicadas por los siguientes factores:

*Barreras al comercio y costos de transporte

*Prácticas monopolísticas y oligopolísticas en los mercados imperfectos.

*Poca confiabilidad de los cálculos de inflación en diferentes países.

*Lo inadecuado de usar los índices de precios al consumidor para medir la competitividad internacional de un país.

CONCLUSIÓN

Dentro del contexto histórico del mundo contemporáneo, lograr el desarrollo y el equilibrio adquirió importancia central en el análisis económico. Tanto las economías nacionales como la economía mundial misma fueron objeto de atención con vistas al desarrollo económico social o al crecimiento con equilibrio. Cuando el equilibrio se pierde, el problema adquiere significativa importancia lo referente a restablecerlo con los menores trastornos posibles y al menor costo social. Sin embargo, esto no excluye que haya otras maneras de abordar y enfocar los fenómenos económicos, sobre todo en el campo del crecimiento y del desarrollo económico. El desequilibrio se presenta cuando el déficit en la cuenta corriente no alcanza ser financiado con entradas de capital a largo plazo. Se recurre a financiarse con las reservas monetarias internacionales o financiamiento excepcional desde el extranjero. El desequilibrio puede ser positivo o negativo.

Las causas de los desequilibrios son de dos clases generales básicas, y las específicas en cada caso y para cada país. Igualmente existen dos tipos de desequilibrios los estructurales y no estructurales.

Los desequilibrios a corto y mediano plazo son los Cíclicos: Son por cambios generales de la demanda internacional y que afecta las corrientes de capitales ligadas a las fluctuaciones cíclicas de la actividad económica de los centros industriales, estos desequilibrios se repiten cada cierto tiempo por una misma causa. Cuando la economía entra en recensión ejemplo: el petróleo.

Financiero: Se deben a déficit temporales en la balanza de pagos que se puede resolver con entrada de capital a corto plazo.

El Estacional: Se deben a problemas puntuales o circunstanciales, como la perdidas de una cosecha que se exporta.

La depreciación de la moneda nacional es considerada un error por el público; ya que éstos califican esta acción como un fracaso de las políticas económicas. Es por ello que para asegurar un valor estable de su moneda el gobierno se ve obligado a implantar la disciplina fiscal y políticas que impulsen el crecimiento económico y la competitividad. Cualquier error de política se refleja inmediatamente en una perdida de valor de la moneda nacional tanto al contado como al futuro. El gobierno no puede ignorar estas señales de censura que son enviadas por los mercados financieros porque pueden sufrir reveses políticas, por lo que se tienen que tomar medidas correctivas.

Control de cambio en Venezuela: Es una intervención oficial del mercado de divisas, de tal manera que los mecanismos normales de oferta y demanda, quedan total o parcialmente fuera de operación y en su lugar se aplica una reglamentación administrativa sobre compra y venta de divisas, que implica generalmente un conjunto de restricciones tanto cuantitativas como cualitativas de una entrada y salida de cambio extranjero.

Tipos de control de cambio: Control de Cambio absoluto, Control parcial o mercado paralelo, Cambios múltiples, Cambio rígido, Cambio flexible, Cambio fijo y Cambio único.

Tipos de Cambio: Cambio spot, Cambio a plazo (forward), Cambio referencial, Cambio resultado de la subasta y Cambio modal interbancario.

Paridad significa igualdad.

La globalización es un proceso económico, tecnológico, social y cultural a gran escala, que consiste en la creciente comunicación e interdependencia entre los distintos países del mundo unificando sus mercados, sociedades y culturas, a través de una serie de transformaciones sociales, económicas y políticas que les dan un carácter global.

La paridad del poder adquisitivo resume de como los precios pueden afectar a los tipos de cambio.

La idea fundamental de la hipótesis de la paridad del poder adquisitivo es que el valor de cada moneda se determina por su poder adquisitivo como inversa del nivel de precios y el valor relativo de dos monedas o valor de cambio.

En términos generales, las desviaciones de la paridad del poder adquisitivo pueden ser explicadas por los siguientes factores:

*Barreras al comercio y costos de transporte

*Prácticas monopolísticas y oligopolísticas en los mercados imperfectos.

*Poca confiabilidad de los cálculos de inflación en diferentes países.

*Lo inadecuado de usar los índices de precios al consumidor para medir la competitividad internacional de un país.

BIBLIOGRAFÍA

* Economía Internacional de Dominick Salvatore

* Economía Internacional de Robert Carbaugh

* Finanzas Internacionales de Maurice Levi

* Economía Internacional de Paul R. Krugmany Maurice Obstfeld

[pic]