Leer Ensayo Completo Enfoque Humanista

Enfoque Humanista

Imprimir Documento!
Suscríbase a ClubEnsayos - busque más de 1.996.000+ documentos

Categoría: Psicología

Enviado por: Ensa05 14 junio 2011

Palabras: 5158 | Páginas: 21

...

| |

| | |

|CONCLUSIÓN ………………………………………………………………... | |

| | |

|BIBLIOGRAFÍA ………………………………………………………………. | |

INTRODUCCIÓN

UNIDAD IV. EN ENFOQUE HUMANISTA

ANALICE LOS CONCEPTOS FUNDAMENTALES ACERCA DEL ENFOQUE HUMANISTA

El desarrollo del potencial humano propuesto por Maslow y Rogers, a mediados del siglo XX influirá en las características de este modelo, y también las corrientes filosóficas tales como la fenomenología y el existencialismo. El fenomenología insistía en que todo lo que pasa en nuestra vida es filtrado por nosotros mismos y el existencialismo decía que el hombre era el amo de si mismo, aquí comienzan las pautas a seguir por los humanistas.

Este modelo siempre y exclusivamente trata al hombre como el elemento más importante, pero creo q de modo muy exagerado, ya que no todo puede ser realizado y aportado por el ser humano. Todos sus conceptos, comienzan por el prefijo “auto” que claramente tiene un significado de propio, típico del humanismo. Todos como la autodeterminación, la autorrealización, autoconcepto y autoestima, incluyen en su definición siempre lo que hace en ser un si mismo. Cada uno determina sus actuaciones, como se realiza como persona por si mismo, el afecto propio, tal como su nombre indica humanismo, tratan por encima de todo la importancia de ser humano, como ya dije de manera muy singular.

Sus ideas o aportaciones más significativas podemos decir que es la educación de carácter integral, y el sujeto siempre como parte activa. Tanto las motivaciones intrínsecas e extrínsecas y también los valores que una persona puede experimentar y conocer son importantes para ellos, pero es algo subjetivo, porque según las sociedades o ambientes, por ejemplos los distintos valores, como tolerancia, compañerismo pueden venir condicionados por el tipo de educación que se imparta en cada lugar.

El enfoque Humanista de la Educación al igual que en el Constructivismo, en el proceso enseñanza – aprendizaje es básica la relación maestro- alumno, considerándolo un encuentro persona a persona, donde a través del diálogo se generan los procesos de enseñanza- aprendizaje, donde el maestro es un mediador o facilitador del proceso. Así, el maestro permite que el alumno se apropie de los conocimientos cuando participa activamente dentro de este proceso, superando la simple repetición de los conceptos y logrando que el alumno los relacione con su vida diaria y al mismo tiempo permite a los alumnos crecer como personas en el encuentro con otros.

De esta forma, el maestro al estar frente a un grupo e impartir sus clases genera un clima de aula, que puede o no favorecer el aprendizaje del alumno. Planteándose como uno de los retos retomar los intereses de los alumnos, lo que requiere una mayor comunicación, estrategias y recursos de parte del maestro, para incentivar y mantener la participación de los alumnos creándose así un clima de aula positivo.

CONOZCA LOS PSICÓLOGOS REPRESENTANTES DEL ENFOQUE HUMANISTA

- Carl Rogers

Carl Rogers (1902-1987) es uno de los autores más conocidos del movimiento humanista. Su método terapéutico, la terapia centrada en el cliente, o terapia no directiva, parte de la hipótesis central de que el individuo posee en sí mismo medios para la autocomprensión y para el cambio del concepto de sí mismo, de las actitudes y del comportamiento autodirigido. El terapeuta debe proporcionar un clima de actitudes psicológicas favorables para que el paciente pueda explotar dichos medios. Dos rasgos principales de la terapia centrada en el cliente:

• La confianza radical en la persona del cliente (paciente).

• El rechazo al papel directivo del terapeuta.

Para Rogers el ser humano nace con una tendencia realizadora que, si la infancia no la estropea, puede dar como resultado una persona plena: abierta a nuevas experiencias, reflexiva, espontánea y que valora a otros y a sí mismo. La persona inadaptada tendría rasgos opuestos: cerrada, rígida y despreciativa de sí mismo y de los demás. Rogers insiste en la importancia que tienen las actitudes y cualidades del terapeuta para el buen resultado de la terapia: las tres principales son la empatía, la autenticidad y la congruencia.

Rogers quiso comprender y describir el cambio que sufre el paciente cuando se siente comprendido y aceptado por el terapeuta:

• Se produce una relajación de los sentimientos: De considerarlos como algo remoto se reconocen como propios y, finamente como un flujo siempre cambiante.

• Cambio en el modo de experimentar: De la lejanía con que primero experimenta su vivencia se pasa a aceptarla como algo que tiene un significado, y al terminar el proceso el paciente se siente libre y guiado por sus vivencias.

• Se pasa de la incoherencia a la coherencia: Desde la ignorancia de sus contradicciones hasta la comprensión de las mismas y su evitación.

• Se produce también un cambio en su relación con los problemas: Desde su negación hasta la conciencia de ser él mismo su responsable, pasando por su aceptación.

• Cambia igualmente su modo de relacionarse con los demás: Desde la evitación a la búsqueda de relaciones íntimas y de una disposición abierta.

• De centrarse en el pasado a centrarse en el presente.

- Mary Jenen

Abraham Maslow

Maslow (1908-1970), una de las figuras más conocidas de la psicología humanista, comparte con otros psicólogos humanistas la propuesta de un sistema holístico abierto a la variedad de la experiencia humana y, por tanto, el rechazo del uso de un método único para el estudio de esta diversidad. Propone integrar el conductismo y el psicoanálisis en sistemas más amplios. Tuvo gran interés por las personas humanamente excepcionales, lo que le llevó a una visión del hombre que muestra lo que puede llegar a ser y lo que se puede frustrar.

El concepto central en la psicología de Maslow es el de autorrealización, entendida como culminación de la tendencia al crecimiento que Maslow define como la obtención de la satisfacción de necesidades progresivamente superiores y, junto a esto, la satisfacción de la necesidad de estructurar el mundo a partir de sus propios análisis y valores.

Maslow establece su jerarquía de necesidades, la más conocida de sus aportaciones. Rechazó las teorías de la motivación que partían de determinantes únicos de la conducta, proponiendo una teoría de determinantes múltiples jerárquicamente organizados.

Niveles:

1. Necesidades fisiológicas (comida, agua, sueño), necesidades que aún perteneciendo a este nivel tan básico tienen un componente de individualidad.

2. Si estas necesidades fisiológicas son razonablemente satisfechas aparece el segundo nivel: las necesidades de seguridad.

3. Necesidades de pertenencia y amor. La frustración en este nivel es la principal causa de los problemas humanos de ajuste.

4. Necesidades de estima, que incluiría la necesidad de sentirse competente, de ser reconocido por los propios logros y de sentirse adecuado.

5. Finalmente, el hombre se abre a las necesidades de desarrollo, de autorrealización.

Ludwig Bingswanger

Discípulo de Husserl y muy influido por Heidegger. Utilizó las categorías heideggerianas en la terapia, tratando de abarcar con ello al hombre en su totalidad, y no sólo a algunas de sus dimensiones. La comprensión y descripción del mundo del paciente son sus objetivos principales: para ello propondrá un encuentro interpersonal libre de prejuicios entre el terapeuta y el paciente. Criticó a Freud por su énfasis en la visión biologista y mecanicista del ser humano:

• Su tratamiento del hombre como ser social fue insuficiente.

• Tampoco comprendió adecuadamente al yo en relación consigo mismo.

• Ni las actividades humanas en las que el hombre trasciende el ambiente (como el amor o la creatividad).

A pesar de sus críticas respetó y admiró la persona y obra de Freud. Para Bingswanger el punto de partida para comprender la personalidad es la tendencia humana a percibir significados en los sucesos y, por ello, ser capaz de trascender las situaciones concretas. Su énfasis en la importancia de la descripción ha dado lugar a que una de sus principales aportaciones sean las descripciones de los “mundos” de los esquizofrénicos y de las “formas frustradas” de existir (la extravagancia, el retorcimiento, el amaneramiento, p. ej.).

Se parte de la consideración de que el auténtico significado es el que las personas construyen por sí mismas, y se propone que las personas construyen ese significado mediante un proceso de toma de decisiones. Los dos modos básicos de toma de decisiones son la elección del futuro o la elección del pasado. Para las posibilidades de desarrollo es la elección del futuro la más adecuada pues facilita el crecimiento y la autorrealización. La elección del pasado impide el crecimiento, al limitar al sujeto a aquello que ya es experiencialmente conocido.

Rollo May

Es uno de los más importantes representantes del humanismo norteamericano. Critica el reduccionismo del psicoanálisis freudiano en su tratamiento del hombre, pero no quiere desechar la obra de Freud. Humanista no dogmático:

• Impulsa la visión humanista de la psicoterapia pero critica la exclusión de los elementos negativos de la naturaleza humana que postulan algunos autores humanistas.

• Defendió activamente el derecho de los psicólogos a trabajar como psicoterapeutas frente a los intentos de las asociaciones médicas de considerar la psicoterapia como una especialidad médica, pero denunció la evitación de la confrontación con los dilemas del hombre que la psicología ha realizado en su camino hacia la aceptación social.

Un concepto central en la psicología de May: el dilema del hombre. Se origina en la capacidad de éste para sentirse como sujeto y como objeto al mismo tiempo. Ambos modos de experimentase a sí mismo son necesarios para la ciencia de la psicología, para la psicoterapia y para alcanzar una vida gratificante.

El psicoterapeuta alterna y complementa la visión del paciente como objeto, cuando piensa en pautas y principios generales de la conducta, y como sujeto, cuando siente empatía hacia su sufrimiento y ve el mundo a través de sus ojos. Rechaza las dos alternativas de la consideración del ser humano como “puramente libre” o “puramente determinado” argumentando que ambas suponen negarse a aceptar el dilema del hombre. Introdujo como fundamentales en el contexto de la terapia las experiencias existenciales de la ansiedad, el amor y el poder.

ESTUDIE LOS PRINCIPIOS DEL APRENDIZAJE HUMANISTA Y SU RELEVANCIA EN LA ENSEÑANZA

➢ Los seres humanos tienen un deseo natural de aprender, una curiosidad natural por conocer el mundo y una ansiedad de explorar y asimilar nuevas experiencias.

➢ El aprendizaje es significativo y más rápido, cuando el tema es relevante para el aprendiz.

➢ El aprendiz se mejora con la reducción de amenazas externas. El mal lector es amenazado con tener que leer en voz alta ante el grupo. Así, la humillación, el ridículo o el desprecio, son amenazas que interfieren en el aprendizaje. Cuando las amenazas se minimizan o reducen, la persona puede usar las oportunidades para aprender, a fin de superarse a sí misma.

➢ El aprendizaje participativo es mucho más efectivo que el pasivo. Los alumnos aprenden más cuando la enseñanza está dirigida por ellos mismos, ya que el aprendizaje autoiniciado involucra a toda la persona, con sus sentimientos e intelecto, siendo su resultado más duradero y total.

➢ La independencia, la creatividad y la autosuficiencia se realzan mediante la autoevaluación; la evaluación de otros es de importancia secundaria. Los alumnos tienen que tomar responsabilidad de su propio aprendizaje.

La relevancia que tienen estos principios en la enseñanza es que todo padre, madre o docente que se dispone a enseñar desea tener éxito en dicha tarea y lograr que el aprendizaje sea eficaz y, es allí, donde entran en juego estos principios, porque estos indican que la enseñanza será adecuada en la medida que se aproveche el deseo natural de aprender que tienen los niños, el tema sea importante para ellos, se reduzcan las amenazas, entre otros. Es decir, es vital que se aplique los principios del aprendizaje humanista si se quiere una enseñanza efectiva.

SEÑALE LAS METAS EDUCACIONALES DE LA PSICOLOGÍA HUMANISTA PARA LA ENSEÑANZA-APRENDIZAJE

- Defender la autoevaluación como recurso que fomenta la creatividad, la autocrítica y la autoconfianza de los estudiantes;

- Señalar que la aproximación al desarrollo individual de cada estudiante no se logra dentro de una evaluación con criterios externos.

- Su aplicación en la educación se refiere al desarrollo integral de la persona, buscando la autorrealización de cada uno, la concreción de sus necesidades y aspiraciones, para lo que el docente pueda crear condiciones necesarias como un facilitador del proceso de aprender centrando su metodología en el aprendizaje significativo vivencial y la autoevaluación que posibilita la autocrítica y la autoconfianza.

SITÚE AL MAESTRO COMO FACILITADOR DEL APRENDIZAJE

El papel del educador consiste en lograr que el niño y la niña aprendan y logren su desarrollo integral. Por ello, facilita la realización de actividades y medias experiencias significativas, vinculadas con las necesidades, intereses y potencialidades de los mismos. Un concepto fundamental que debe manejar el maestro en su rol de mediador y facilitador es el de la zona de desarrollo próximo.

Se refiere a la distancia entre el nivel real de desarrollo determinado por la capacidad de resolver problemas de forma independiente y el nivel de desarrollo potencial determinado por la resolución de problemas con la colaboración de un compañero más capaz o con la guía de un adulto. Se relaciona con el papel de mediación que realiza el maestro para llevar al niño y la niña a su nivel de desarrollo potencial, cuando no es capaz de llegar por sí mismo. El maestro como facilitador cumple con las siguientes funciones de manera efectiva para el aprendizaje:

- El profesor, preferentemente, estructura el material, el medio o la situación de enseñanza, de modo que la interacción entre el estudiante y este ambiente organizado defina el camino a seguir o el objetivo a alcanzar.

- Organiza un ambiente rico en estímulos donde se "dan" las estructuras que quiere enseñar.

- Propone metas claras, apoya al estudiante en su elección. Desarrolla criterios para determinar si se llegó o no a la meta deseada. Luego de aceptadas, apoya el proceso de aprendizaje.

- En la función de apoyo mantiene una posición permisiva y atenta.

- Responde siempre a los aspectos positivos de la conducta del estudiante y construye a partir de ellos.

- Interviene sólo si se lo solicitan o si es muy necesario. En ambos casos con acciones más que con palabras.

- Acepta el error como un elemento natural e inherente al proceso de investigación.

- No se muestra ansioso por llegar a resultados. El aprendizaje es un proceso, a veces lento.

- Su actitud y actividad muestra a un adulto interesado en lo que sucede. Curioso frente a los resultados, su actitud muestra que sabe que también él está aprendiendo.

ESTUDIE LA CONCEPCIÓN HUMANISTA DEL HOMBRE

Toda la literatura del humanismo se concentra en exaltar al hombre y reafirmar su dignidad en oposición a la desvalorización operada por el Medioevo cristiano. No obstante la diversidad de los temas, todos apuntan a un objetivo común: recobrar la fe en la creatividad del hombre, en su capacidad de transformar el mundo y construir su propio destino. Manetti contrapone una exaltación del hombre en su totalidad de ser físico y espiritual. Pone de relieve la proporción, la armonía del organismo del hombre, la superioridad de su ingenio, la belleza de sus obras, la audacia de sus empresas. Los grandes viajes, la conquista del mar, las maravillas de las obras de arte, de la ciencia, de la literatura, del derecho, constituyen el mundo del espíritu humano.

El reino que el hombre ha construido para sí mismo gracias a su ingenio. El hombre, además, no está sobre la Tierra como un simple habitante, criatura entre las criaturas: su posición es especial en cuanto Dios lo ha creado con la frente en alto para que contemplase el cielo y fuese así espectador de las realidades supremas. En el centro del pensamiento de Manetti está la libertad humana que, además de ser un don de Dios, es una continua conquista por la que el hombre lucha cotidianamente con su trabajo, llevando belleza y perfección a las obras de la creación. Por consiguiente el hombre no es un ser inerme y despreciable, sino el libre colaborador de la divinidad misma

SEÑALE ALGUNOS DE LOS MÁS RELEVANTES ESTUDIOSOS DE LA CONCEPCIÓN HUMANISTA DEL HOMBRE

Una de las primeras personalidades del Humanismo, Gianozzo Manetti, critica en su libro La dignidad y la excelencia del hombre, precisamente una de las obras más representativas de la mentalidad medieval, “La miseria de la vida humana”, escrito por aquel diácono Lotario di Segni que más tarde, con el nombre de Inocencio III, sería uno de los papas más potentes de la Edad Media.

Otra gran figura humanista, Lorenzo Valla, ataca en su diálogo “El placer”, uno de los aspectos centrales de la ética medieval: el rechazo del cuerpo y el placer. Remitiéndose a la concepción epicúrea, nuevamente conocida gracias al redescubrimiento de Lucrecio, Valla arremete en dura polémica contra toda moral ascética, ya sea estoica o cristiana, que lleve al hombre a humillar su cuerpo y a rechazar el placer. Para Valla toda acción humana –aun aquella que parece dictada por otros móviles– está motivada por fines hedonistas.

León Battista Alberti –que fue filósofo, matemático, músico, arquitecto– es una de esas extraordinarias personalidades universales que la época del Renacimiento prodigó al mundo. El centro de sus reflexiones es uno de los más típicos temas humanistas: que la acción humana es capaz de vencer hasta al Destino. Protagonista del movimiento neoplatónico y exponente central de la Academia florentina, fue Marsilio Ficino. Bajo la protección de Cósimo de Médicis, padre de Lorenzo, Ficino tradujo al latín todas las obras de Platón, de Plotino y varios textos de los neo-platónicos antiguos. Ficino es una figura filosófica compleja, preocupada sobre todo por conciliar la dignidad y la libertad del hombre, exaltadas por el primer Humanismo, con el problema religioso que aquel no había afrontado adecuadamente.

ANALICE LA IMPORTANCIA DE LAS CARACTERÍSTICAS DE LA CONCEPCIÓN HUMANISTA DEL HOMBRE PARA LA EDUCACIÓN

La psicología humanista es una reacción contra este estado de cosas y las orientaciones psicológicas responsables de las mismas; es un movimiento contra la psicología que ha dominado la primera mitad de este siglo, y que se ha caracterizado como mecanicista, elementalista y reduccionista. Los aspectos característicos de la concepción humanista del hombre, que se señalan a continuación, son algunos de los puntos que más resaltan:

- El hombre vive subjetivamente

- La persona está constituida por un núcleo central estructurado

- El hombre está impulsado por una tendencia hacia la autorrealización

- El hombre es más sabio que su intelecto

- El hombre posee capacidad de conciencia y simbolización

- Capacidad de libertad y elección

- El hombre es capaz de una relación profunda

- El hombre es capaz de crear

- El hombre busca un sistema de valores y creencias

- Cada persona es un sistema de unicidad configurada

Todas las características antes mencionadas son muy importantes para la educación, porque cada una permitió detallar los diversos aspectos que puede abarcar un ser humano, por ejemplo: deseo de autorrealización, capacidad de libertad y elección, creatividad, creencias. Es decir, la enseñanza no va dirigida a robots, no, más bien, se dirige a personas con sentimientos y emociones, en los cuales se deben tomar en consideración todas las características antes indicadas, ya que de eso dependerá buena parte del éxito en el aprendizaje de los estudiantes.

CONCLUSIÓN

A diferencia de otras teorías que se proponen explicar los mecanismos y procesos funcionales que están en la base del aprendizaje, las corrientes humanistas han prestado menor atención a estos aspectos, centrándose en el estudio de las condiciones, actitudes y factores afectivos e interrelaciónales que conforman el clima de aprendizaje.

No obstante, en las obras de estos autores se revela una comprensión del aprendizaje como un proceso permanente donde se implica de forma activa la persona como ser individual y total, interviniendo tanto su intelecto como sus afectos y emociones. Por tanto, se le otorga especial importancia al aspecto motivacional intrínseco, al interés y la curiosidad natural del sujeto por aprender y a la situación de confianza, seguridad, libertad y alegría en que debe facilitarse el aprendizaje.

Las derivaciones pedagógicas fundamentales de las corrientes humanistas han cristalizado en la educación centrada en el estudiante o en la persona, que está impregnada consecuentemente del optimismo y la confianza en las potencialidades de desarrollo del individuo, de modo que todo el proceso tiene su centralidad en el polo del aprendizaje. Se entiende al alumno como sujeto y no como objeto, mientras que el maestro se sitúa en una posición de descentramiento y pasa a desempeñar un rol no directivo, de facilitador o guía.

BIBLIOGRAFÍA

• http://www.e-torredebabel.com/

• http://miguelmartinezm.atspace.com/ph4concephuman.html

• prof.usb.ve/.../lapsicologiahumanistacomonuevoparadpsic.html

• www.elprisma.com/apuntes/curso.asp?id=2942