Leer Ensayo Completo Ensayo Sobre Cronica De Una Muerte Anunciada

Ensayo Sobre Cronica De Una Muerte Anunciada

Imprimir Documento!
Suscríbase a ClubEnsayos - busque más de 1.611.000+ documentos

Categoría: Temas Variados

Enviado por: Ledesma 24 abril 2011

Palabras: 1701 | Páginas: 7

...

damente por todo el pueblo. Casi toda la gente sabe que Santiago Nasar va a morir, pero nadie le ayuda.

2. El novio de la boda, Bayardo San Román, había llegado al pueblo seis meses antes. Era muy atractivo y muy rico, y decidió casarse con Ángela Vicario en cuanto la vio. La boda fue una fiesta enorme y carísima. Al final, Bayardo devuelve a la novia a su madre. Los hermanos de Ángela le preguntan quién es el responsable de que no sea virgen y ella responde, Santiago Nasar.

3. Los gemelos Vicario, con dos cuchillos de matar cerdos, van por todo el pueblo diciendo a la gente que buscan a Santiago Nasar para matarlo. La noticia corre de boca en boca, pero nadie trata de impedir el crimen.

4. Se realiza la autopsia en el cuerpo de Santiago Nasar y luego lo entierran. La familia de Bayardo viene a buscarlo. La familia Vicario sale del pueblo. El padre de Ángela muere. Ángela y su madre se instalan en una aldea remota. Ángela escribe cartas a Bayardo durante diecisiete años. Finalmente, él vuelve con ella.

5. La gente del pueblo se vio muy afectada por el crimen durante años. El día del crimen, Santiago, después de ver al obispo, entra en la casa de su novia, Flora Miguel. Allí recibe la noticia de que los gemelos lo buscan para matarlo. Aturdido, trata de volver a su casa, los gemelos lo atacan y lo matan ante la puerta de su casa.

Durante el desarrollo de este relato es llamativo encontrar una riqueza descriptiva del ambiente y de los personajes que enfocan el punto de vista del autor y que está enmarcado además en una serie de fuentes tales como las entrevistas que García Márquez realiza a los individuos testigos del suceso ocurrido, a lo encontrado en el sumario del juicio y los recuerdos personales del narrador.

Todo esto se va realizando en un relato que no tiene el orden lineal habitual de la ocurrencia del suceso, sino más bien en un orden aleatorio, en el cual inicia con la mención del final de la historia y en cada capítulo desde un enfoque distinto, pero rico en su descripción, con la facilidad de palabra del periodista o relator, y va agregando y agregando detalles que retienen el interés del lector. A pesar de que desde la entrada se sabe cómo termina la historia, con un carácter de suspenso máximo que impulsa a intentar llegar al próximo punto de la obra. Hasta que finalmente concluye con la detallada muerte de Santiago Nasar.

Esto nos muestra una relación cíclica de la obra, inicia con la muerte de Nasar y concluye ahí mismo, con una variación en cada capítulo de la obra, en donde aparecen personajes con características pintorescas propias del pueblo, todos los capítulos están desde el punto de vista del tiempo, en el mismo momento, ya que están referidos a la ocurrencia del mismo hecho en sí, solo se agrega más información en el momento que se relata.

El enfoque central de esta obra es conocido como MARIANISMO, condición relacionada con la virginidad de la mujer, lo cual es el factor que desencadena la ocurrencia del asesinato de Santiago Nasar, ya que Angela Vicario lo señala como el causante de la pérdida de su virginidad, y fue causa suficiente para que su esposo, Bayardo San Román, la regresara a su familia, la cual se siente agraviada, con una vergüenza ante el pueblo o la sociedad local y los hermanos gemelos Vicario deciden resarcir la honra de su hermana o más bien de la familia Vicario a través de la muerte del causante de su deshonra.

Tan así es la situación, que los hermanos fueron prisioneros, enjuiciados y absueltos por un Juez, un tribunal de conciencia, con el solo criterio de la defensa de su honor perdido, considerándose justa la muerte de Santiago Nasar.

La novela está llena de premoniciones sobre el crimen, se ve como algo inevitable. De ahí viene los complejos sentimientos de la gente del pueblo: se sienten culpables en cierto modo, se ve un poco como un crimen comunal. Hay personas que pudieron haber salvado a Santiago Nasar, sin embargo, unos no lo hacen por ser este de poco agrado, otros porque lo creen prevenido de lo que ocurre, y quienes hubiesen podido salvarle no estaban enteradas de lo que habría de ocurrir, y se enteran hasta que la muerte está consumada.

Se observa además un individuo muere en la ignorancia de por qué le pasa esto, solamente sabe que está muriendo, probablemente porque no tuvo nada que ver con la deshonra de Angela Vicario, sin embargo queda al fin del relato la duda de quien fue el culpable de ello, porque la deshonrada, jamás reveló otro detalle más, excepto el que a golpes, después de su matrimonio y regreso a casa fue capaz de decir, quedando en el ambiente la sensación de que protegió a alguien más que nunca se supo quien fue.

En conclusión la muerte de Santiago Nasar, como tema central de esta novela, no representa la muerte del individuo en sí, representa la concepción de un comportamiento social de ese momento.

Todo esto expuesto magistralmente por el autor, de manera que se percibe o se siente la vivencia del momento de angustia del fallecido. La indolencia de aquellos que pudieron haber hecho algo por evitar la muerte. La aceptación del hecho como inevitable siendo esto un evento que realmente ocurrió.

Describe no solo el suceso, sino a la misma sociedad.

Vocabulario

Aguamanil: Palangana o pila para lavarse las manos.

Albedrío: Voluntad, gusto, poder y libertad de tomar las propias decisiones.

Alborozo: Extraordinaria alegría y regocijo.

Alfange: Especie de sable, corto y corvo.

Altanería: Caza que se hace con halcones y otras aves de rapiña de alto vuelo.

Antiparras: Anteojos, gafas.

Azorado: Asustado, sobresaltado.

Blenorragia: Enfermedad de transmisión sexual.

Boyardo: Amo, señor.

Buharda: Ventana que se levanta por encima del tejado de una casa.

Cachaco: Palabra que usa la gente de la costa para referirse a una persona del interior.

Cachivache: Vasija, utensilio, objeto de la casa.

Cardamina: Planta que se usa en ensaladas. Tiene semillas de sabor picante.

Cauchero: Persona que recoge el caucho (látex, materia elástica que se extrae de ciertos árboles y tiene muchas aplicaciones en la industria).

Cetrería: Arte de criar y enseñar a las aves de caza, como halcones y azores.

Chanchullo: Asunto, por lo general ilícito.

Colerina: Diarrea.

Collons de déu: En catalán: cojones (testículos) de Dios. Expresión grosera de sorpresa.

Conduerma: Modorra, sueño muy pesado.

Correazo: Golpe dado con una correa (cinturón o tira de cuero).

Cruda: Resaca, malestar que se siente después de beber en exceso.

Desgreñado: Despeinado, con el cabello en desorden.

Desvarío: Delirio, locura.

Diligencia: Actuación del secretario judicial en un procedimiento criminal o civil.

Dispensa: Permiso para no cumplir una obligación.

Efímero: Que dura muy poco.

Empellón: Empujón.

Emperrarse: Empeñarse en algo, obstinarse, insistir.

Encarnizamiento: Crueldad, fiereza, furia.

Escarnio: Burla, que tiene el objetivo de ofender.

Estolidez: Falta de razón y entendimiento.

Fatuo: Presuntuoso, vanidoso.

Fogaje: Fuego, pasión sexual.

Gavilla: Fajo, grupo de billetes atados.

Hacerse bolas: Confundirse, desorientarse.

Imputar: Atribuir a alguien una culpa o delito.

Infulas: Presunción, vanidad.

Infundio: Mentira, noticia falsa.

Jactancia: Presunción, vanidad.

Juicio: Deliberación de una causa ante un magistrado que decidirá si el acusado es inocente o no.

Marasmo: Paralización de la vida normal durante la hora de más calor del día.

Modorra: Somnolencia, sopor profundo.

Mojigato: Persona que tiene muchos escrúpulos, sobre todo en el terreno sexual.

Montuno: Rudo, rústico.

Panóptico: Prisión.

Pasmado: Absorto, distraído, alelado, embobado.

Perentorio: Urgente, apremiante.

Perjuicio: Daño, agravio, mal.

Piltrafa: Trozo, pedazo.

Plañidera: Mujer llamada y pagada que iba a llorar a los entierros.

Político: Persona que tiene parentesco con otra por matrimonio, no de sangre.

Pordiosero: Mendigo, persona muy pobre que pide limosna por las calles.

Primíparo: Que va a ejercer su trabajo por primera vez.

Prófugo: Persona que huye de la justicia.

Rescoldo: Residuo, parte o porción que queda de un todo.

Reyerta: Pelea, lucha.

Ronzar: Comer una cosa quebradiza, partiéndola ruidosamente con los dientes.

Sarraceno: Árabe.

Segueta: Sierra pequeña (instrumento para cortar madera).

Séquito: Conjunto de personas que acompañan y sirven a una persona importante.

Sesgado: Quieto, pacífico, sosegado.

Sopor: Modorra, adormecimiento, somnolencia causada por el calor.

Tornera: Monja que sirve en el torno (puerta giratoria a la entrada de un convento).

Travesuras: Acto maligno e ingenioso, pero de poca importancia.

Tropezar: Dar una persona con los pies en un obstáculo al ir andando, con lo que se puede caer.

Vaina: Asunto, enredo.

Veleidades: Cambios.

Vislumbrar: Pensar, imaginar.

Zozobra: Inquietud, aflicción, desasosiego.