Leer Ensayo Completo Etica Juridica

Etica Juridica

Imprimir Documento!
Suscríbase a ClubEnsayos - busque más de 1.911.000+ documentos

Categoría: Ciencia

Enviado por: Jerry 18 mayo 2011

Palabras: 13329 | Páginas: 54

...

aspiraciones.

Las recientes aventuras bélicas de los últimos años con las secuelas de hambre, destrucción y muerte nos están revelando la importancia y necesidad de la ética, no sólo a nivel individual y nacional, sino a un nivel planetario. Los esfuerzos humanos para construir un mundo más justo, más humano y más fraterno, van mucho más allá de los progresos técnicos, que sin la guía de la ética pueden convertirse en una amenaza para la paz y la justicia. Ahora bien, la orientación del progreso a nivel técnico y político debe pasar por la ética y especialmente por la ética de las profesiones, y entre ellas, por la ética de la profesión jurídica.

Quizá ninguna profesión, como la jurídica, esté sometida a una tan fuerte tensión: la de guiarse por los altos ideales de la justicia y la equidad, y la de dejarse arrastrar por las más bajas inclinaciones hacia la corrupción y la injusticia. Lamentablemente el problema no es nuevo, ni se circunscribe a una sola nación.

En efecto, la mala fama de la profesión jurídica ya existía desde la época de Platón. El filósofo de la Academia escribió en su diálogo Las leyes: "Hay muchas cosas nobles en la vida humana, pero en la mayoría se fijan males que fatalmente los corrompen y dañan... sin embargo, a esta profesión que se nos presenta bajo el bello nombre de arte se le asigna una mala reputación... Ahora bien, en nuestro Estado este llamado arte... no debería existir jamás".

No sólo Platón, empero, los eliminó de su Estado, también Tomás Moro, un gran abogado, los desterró de su Utopía: "Ellos no tienen abogados entre sí, porque los consideran la clase de personas cuya profesión es desvirtuar las cosas".

Más radical es la proclama de los revolucionarios del drama Enrique VI de Shakespeare: "Lo primero que debemos hacer es matar a todos los abogados".

Siendo una profesión tan noble, las recriminaciones contra los abogados son un hecho casi universal. Después del descubrimiento de América, los monarcas españoles, queriendo preservar a las nuevas colonias de las lacras que sufría la sociedad española, prohibieron la emigración de los abogados debido a "su afición a los pleitos, su pasión por la trácala y su capacidad de engullir bienes y fortunas en procesos interminables".

Se aducen varias razones para explicar esta mala reputación. las relaciones humanas surjan conflictos. Ahora bien, muchos de estos conflictos tienen repercusiones jurídicas. Además, hay que considerar que es muy difícil que las partes en conflicto busquen la conciliación razonable y lleguen a valores compartidos. A lo anterior hay que añadir que, precisamente por motivos éticos, en algunas ocasiones el abogado no puede declinar asumir causas impopulares y desagradables. La sociedad en cambio, muchas veces lo atribuye a la falta de ética, y en ocasiones llega a identificar al abogado con su cliente.

1.2 Definición de ética moral.

Diferencia entre ética y moral.

Ética.-La palabra ética designa el hecho real que se da en la mentalidad de algunas personas, a saber, un conjunto de normas, principios y razones que un sujeto ha analizado y establecido como línea directriz de su propia conducta.

La diferencia: la moral tiene una base social, normas establecidas en el seno de una sociedad.

La ética surge como tal en la interioridad de una persona, como resultado de su propia reflexión y su propia elección. La ética puede coincidir en su contenido con las normas morales recibidas en su educación, pero también puede la ética ofrecer una fuerte diferencia en alguna de sus normas. Esta crea una serie de conflictos internos en la mentalidad de una persona.

Moral.- Conjunto de normas y reglas de acción destinadas a regular las relaciones de los individuos en una comunidad social dada. El significado, función y validez de ella varían históricamente en las diferentes sociedades. La moral cambia y se desarrolla con el cambio de las diferentes sociedades concretas.

En las normas morales impera el aspecto prescriptivo, legal, obligatorio, impositivo, coercitivo y punitivo. “Ley sin coerción no es ley”, reza un antiguo adagio latino. En las normas éticas destaca la presión del valor captado y apreciado internamente como tal.

El fundamento de la norma ética es el valor, mas no el valor impuesto desde el exterior, sino el valor descubierto internamente en la reflexión de un sujeto.

El tercer nivel es el de la Ética axiológica que es el conjunto de normas originadas en una persona a raíz de su reflexión sobre los valores.

Los actos humanos, son los únicos que pueden juzgarse como buenos o malos desde el punto de vista moral; los del hombre son amorales.

3. Diferencias entre ética y moral.

Es el estudio del comportamiento humano en sociedad, visto a través de la luz de la razón con el afán de conocer la bondad o maldad de estos actos

Conjunto de normas aceptadas libre y conscientemente que regula la conducta individual y social de los hombres.

1.4 Historia de la moral.

La moral surge cuando el hombre deja atrás su naturaleza puramente instintiva y forma parte de una colectividad. La moral requiere forzosamente que el hombre se halle en relación con los demás y una conciencia de esa relación, con el fin de poder conducirse de acuerdo con las normas o prescripciones que lo rigen. Pero esta relación hombre - hombre, no puede desvincularse de la relación hombre - medio. Dicha vinculación se expresa, ante todo en el uso y la fabricación de instrumentos, es decir, en el trabajo humano, mediante el cual el hombre crea un puente entre el y la naturaleza, a la que trata de poner a su servicio.

Ante esta nueva situación (el hombre pasa de ser un individuo a ser un ser social), se hace necesario ajustar la conducta de cada miembro a la comunidad, determinándose de esta manera que se considere como bueno o beneficioso todo aquello que contribuye a reforzar la unión o actividad común, y se ve como malo lo que contribuye a debilitar dicha unión. Se establece pues una división entre lo bueno y lo malo, así como una tabla de “deberes” basada en lo que se considera bueno y beneficioso para la comunidad, perfilándose una moral colectivista.

Esta moral colectivista, propia de sociedades primitivas que no conocen la propiedad privada ni la división de clases, es una moral única y valida para todos los miembros de la comunidad, al mismo tiempo que limitada a los límites de la gens o tribu. Todo lo que estuviera fuera de esa gens o tribu, era considerado extraño.

Con todo lo dicho anteriormente, podemos concluir en que la moral de las sociedades primitivas, no existen cualidades morales personales, ya que la moralidad del individuo era propiedad de la tribu, es decir, que la colectividad absorbe la moralidad individual del hombre primitivo.

b) la moral en el mundo antiguo

El aumento de la productividad en el trabajo así como la aparición de nuevas fuerzas de trabajo, propicio que se dispusiera de una cantidad sobrante de productos que podían guardarse porque ya no se requerían para satisfacer necesidades inmediatas. Con ello empezaron s surgir desigualdades, que llevó a la apropiación privada de los bienes o productos del trabajo de otros.

Con la descomposición del régimen comunal y la aparición de la propiedad privada, empiezan a atisbarse las primeras divisiones entre hombres libres y esclavos. Esta división en dos clases antagónicas se tradujo en una división de la moral. Es mas, aparecieron en aquellos momentos dos tipos de moral, una dominante, la de los hombres libres (que era la única que se tenia por verdadera) y otra, la de aquellos esclavos que internamente rechazaban los principios y normas morales vigentes, y que consideraban validos los suyos propios.

Mientras que la moral de los hombres libres era una moral efectiva y con un fundamento y justificación teóricas en las grandes doctrinas éticas de los filósofos de la antigüedad, la moral de los esclavos nunca pudo alcanzar un nivel teórico. De acuerdo con las ideas dominantes de la época, Aristóteles consideraba que unos hombres eran libres y otros esclavos por naturaleza, y que esta definición era justa y útil. Con todo esto, los esclavos solo podían estar influidos por una moral servil que hacia que se vieran a sí mismos como cosas, por tanto no les era posible superar con su propio esfuerzo los limites de aquella moral dominante; es decir que las condiciones en las que vivían les impedía forjar una moral propia como conjunto de principios y reglas de acción. Practica y teóricamente, la moral que dominaba en la sociedad antigua era la de los hombres libres. El individuo no deja en esta época de sentirse miembro de la comunidad, pero sin sentirse totalmente absorbido por ella.

c) La moral en la sociedad feudal

Con el hundimiento del mundo antiguo y la aparición de la sociedad feudal, aparecen también un cambio en la moral de los hombres.

La sociedad feudal trajo cambios económicos sociales, que se tradujeron en una división de la sociedad en dos clases fundamentales: la de los señores feudales y la de los campesinos siervos. No se trata ya de una sociedad esclavista, sino que se dan entre los hombres una relación de vasallaje; los señores feudales poseían absolutamente la tierra, y gozaban de una propiedad relativa sobre los siervos adscritos de por vida a ella. Los siervos estaban obligados a trabajar para su señor y a cambio de ello podían disponer de una parte de los frutos de su trabajo. Aunque su situación seguía siendo muy dura, dejaron de ser considerados cosas para elevarse su condición a la de humanos.

La moral de esta sociedad responde a sus características económico sociales y espirituales e impregnada de un alto contenido religioso, debido al papel preeminente de la iglesia en la vida espiritual de la sociedad; y puesto que el poder de la iglesia era aceptado por todos los miembros de la comunidad, dicho contenido aseguraba una cierta unidad moral de la sociedad. Pero al mismo tiempo, y debido a las rígidas divisiones sociales en estamentos y corporaciones, se daba una estratificación moral, es decir una pluralidad de códigos morales (había un código moral para cada estamento).

d) la moral en la edad moderna

Con el surgimiento de la burguesía como nueva clase social, apareció también un nuevo modo de regular las relaciones entre los individuos, con lo que se gestaba también un cambio importante en la moral. Desaparecieron las trabas feudales para crear un mercado nacional único, y un estado centralizado que acabaran con la fragmentación económica y política.

Es esta época la de las grandes revoluciones liberales, que alcanza su expresión clásica a mediados del siglo XIX, y que tenia como ley fundamental la ley de la producción de plusvalía. Esta ley, cuyo único fin es buscar el máximo beneficio, generará una moral propia, en la que el culto al dinero y la tendencia a acumular los mayores beneficios, constituirá el caldo de cultivo para que entre los individuos florezcan sentimientos de egoísmo, hipocresía, cinismo e individualismo exacerbado.

Con la entrada del siglo XIX, se pasa de métodos brutales de explotación en el trabajo, a métodos más racionalizados y científicos, como los del trabajo en cadena. Se intenta inculcar en el obrero la idea de que, como ser humano, forma parte de la empresa, haciendo así que se olvide de la solidaridad con sus compañeros de clase, y conjugando sus intereses personales con los de su empresa. Es una moral común, la que se esta inculcando a los individuos, desprovista de todo contenido particular, con lo que contribuye a justificar y reforzar los intereses del sistema regido por la ley de la producción de plusvalía (citada anteriormente), y por lo tanto es una moral ajena a sus verdaderos intereses humanos y de clase.

En los tiempos modernos (a medida que los pueblos colonizados no se resignan a ser dominados), se echa mano de la moral para justificar la opresión. Se da una moral colonialista, que presenta como virtudes del colonizado lo que responde a los intereses del país opresor (resignación, fatalismo, humildad, pasividad), además de catar moralmente la haraganería, criminalidad, hipocresía y apego a la tradición de los pueblos colonizados, para justificar la necesidad de imponerle una civilización superior, es decir, imponerles su moral.

5. El acto moral.

Los actos morales son actos humanos, voluntarios, que podemos elegir realizar o no, y que podemos valorar según las normas y criterios morales que hayamos asumido previamente. Ante la posibilidad de elegir, el primer elemento de estos actos que se nos muestra es la existencia de un motivo para los mismos. El motivo es la causa directa de la realización del acto, la respuesta a la pregunta '¿por qué?'. Además, este tipo de actos tiene un fin, esto es, la representación o anticipación mental del resultado que se pretende alcanzar con la acción. El fin se hallaría respondiendo a la pregunta '¿para qué?' Pero la finalidad que se pretende conseguir con cualquiera de estos actos ha de conseguirse de algún modo. Cuando hablamos de los pasos que hay que seguir necesariamente para completar el acto moral, para conseguir el fin propuesto, estamos hablando de los medios. Estos se hallan respondiendo a la pregunta '¿cómo?' El elemento que completa la estructura de los actos morales es el resultado efectivo de los mismos, sus consecuencias.

Podemos distinguir entre motivos conscientes y motivos inconscientes. Los primeros los pensamos antes de que nos hagan actuar. De los segundos no tenemos esta representación previa a la actuación: pueden ser derivados del hábito, del capricho o de la misma biología del ser humano, pero también pueden ser aquellos que no nos atrevemos a reconocer ni ante nosotros mismos, y que ocultamos tras de otros más dignos que los justifican -a veces, por envidia o celos, atacamos a otras personas, y lo hacemos convencidos de que éstas actúan mal y deben ser reprendidas-. Contrariamente a lo que pudiera parecer, la inconsciencia de los motivos no anula totalmente el carácter moral de un acto humano.

Aunque a veces puedan confundirse, los motivos y los fines no son lo mismo. El fin de una acción es la representación anticipada de sus consecuencias, lo que se pretende conseguir con dicha acción. En este sentido, es un elemento fundamental para la valoración moral de la misma. Dependiendo de que la finalidad de nuestros actos, nuestra intención, sea buena o mala, así serán también los mismos.

6. Normas morales.

La moral tiene como contenido una serie de principios inspiradores de la conducta humana, validos en un momento histórico determinado y en una determinada sociedad.

Origen o fundamento del orden moral.

Fue Aristóteles quien precisó que lo que especifica un Acto es su fin propio (haber ingerido líquido; comer, dibujar, trazar rasgos simbólicos). El acto es moralmente bueno si su fin lo es y éste puede ser calificado de tal si se conforma a la naturaleza de las cosas.-

Para la concepción aristotélica la naturaleza del hombre consiste en ser un “animal racional”.

Los actos humanos y su calificación moral.

Este punto guarda también estricta relación con los anteriores. ¿ A qué se debe atender para calificar un acto de moral o inmoral, o, de bueno o malo?.- A continuación se sintetiza el pensamiento aristotélico, tomista en los siguientes principios:

1.- Un acto indiferente en abstracto (caminar) será moralmente bueno o malo según con la finalidad que lo realice el sujeto. La que podrá verse modificada según las circunstancias.

2.- Un acto bueno se puede perjudicar por la mala intención del sujeto.

3.- Un acto malo por su objeto no se puede transformar en bueno por la buena intención con que el sujeto lo realiza.

4.- Las circunstancias no determinan la moralidad de un acto concreto, sólo permiten modificarlos.

5.- Para que una acción sea moralmente buena, deben ser buenos el objeto y el fin.

Como puede apreciarse, para Santo Tomás de los tres factores (objeto, fin y circunstancia) el determinante es el objetivo. Lo que no es de extrañar en quien sostiene que la moral tiene un fundamento también objetivo.

Características de la norma moral.

1. Es unilateral

Prescribe un deber, pero no faculta a nadie para exigir de otro el cumplimiento de su deber.

2. Es interior- exterior.

Su campo de acción se inicia en conciencia, que es donde, por lo demás, se inicia el acto humano. Esto no significa que la norma moral no prescriba una conducta exterior; por el contrario, preocupándose de la intención del sujeto, exige que ésta se manifieste en un acto concreto. En definitiva, alcanza a todo el acto humano y a todos los actos humanos.

3. Es heterógama en su origen.

La norma no es creada por la voluntad del sujeto; si así fuera no sólo su obligatoriedad dependiese caprichosamente de cada cual sino también su vigencia. En efecto, si yo creo la norma también podría modificarla, alterarla, adaptarla a voluntad y; por cierto, derogarla.

4. Es autónoma como norma concreta.

A nuestro juicio la autonomía viene dada en su cumplimiento. En efecto, ella es general y es el sujeto quien de acuerdo a ella y habida consideración de las circunstancias concretas formula un juicio ético particular o norma particular. Por ejemplo, la norma moral prescribe categórica e incondicionalmente: “Debe decirse siempre la verdad”. Corresponde al sujeto en su circunstancia concreta aplicar tal norma y así concluir; por ejemplo, que si un ladrón le pregunta dónde está el dinero sin faltar a la verdad, puede darle una respuesta evasiva y dilatoria.

5. Es incoercible.

Significa que no es susceptible de ser exigible su cumplimiento por la fuerza física. Es más, de obtenerse el cumplimiento de un deber moral mediante el uso de la fuerza, la Moral sigue incumplida puesto que, ella persigue en última instancia la bondad del sujeto(su calidad de hombre bueno o virtuoso), reclama su intima y libre voluntad.

Cualquier norma de buen comportamiento a la que no puedan obligarte ni haya ley que te ordene hacerlo... como por ejemplo (otros) no mirar pornografía, no espiar cuando alguien se deja la computadora prendida en el Messenger, no hacer trampa en el juego entre amigos, no hacer trampa en la tarea de Ética Jurídica... (¿No ayudar a los que hacen trampas?)

7. El deber moral.

Son obligaciones que trae el ser humano de modo natural, son deberes que nos dicta nuestra conciencia que los llevemos a cabo, aunque si no lo haces el Derecho Positivo no podrá sancionarte.

La moral es el conjunto de costumbres, creencias, valores que sirven para regular el comportamiento de nuestra conducta.

Los deberes del abogado.

1.- El secreto profesional.

2.- Honorarios adecuados.

3.- Lealtad hacia el cliente.

4.- Abstención del uso de recursos improcedentes.

5.- Abstención de la práctica del soborno.

6.- Ampliar y actualizar los conocimientos.

El secreto profesional.

Una de las obligaciones del abogado, es guardar el secreto profesional, así como sus socios, pasantes, colaboradores y empleados de su despacho deben guardar una conducta similar.

La mayoría de la gente considera que los abogados son depositarios de confianza y discreción, ya que por las características propias de la disciplina que ejercen, casi siempre reciben información confidencial relacionada con problemas muy particulares o delicados de sus clientes.

Si el abogado no lo hiciera así, en un momento dado podría dañar la honra del cliente, su reputación o su patrimonio; de no hacerlo así La Ley de Profesiones lo sancionaría.

Honorarios adecuados.

Normalmente cuando un abogado va a prestar sus servicios, es él quien estipula sus honorarios, en otros casos se aplica el arancel de costas, regulado en la Ley Orgánica del Tribunal Superior.

Para que los honorarios sean los adecuados, se debe consideran lo siguiente:

1.- La cuantía o importancia del asunto;

2.-Reputación y especialidad del abogado;

3.- La costumbre del lugar;

4.- El tiempo empleado; etc.

Lo que debería hacer un abogado con deber moral, es cobrarle al cliente, en ocasiones de acuerdo a sus posibilidades, es decir a veces tarifas simbólicas.

Lealtad hacia al cliente.

La lealtad está basada en los valores de justicia, verdad y honradez.

El abogado siempre deberá serle fiel a quien contrata sus servicios, debe darle la seguridad que no lo va abandonar o traicionar y que siempre utilizará toda su imaginación, creatividad e inteligencia en su favor.

Abstención del uso de recursos improcedentes

El abogado no debe de llevar a cabo recursos de simulación, o sea, recursos que vayan en contra de la lealtad, de la verdad, de la justicia y de la seguridad jurídica.

No debe de hacer los juicios lentos para cobrarle más dinero al cliente.

Abstención de la práctica del sobordo.

El abogado no debe sobornar a los jueces con dádivas.

La finalidad del derecho es la impartición de justicia, por lo tanto el abogado debe ser justo, para que la justicia sea impartida con imparcialidad.

El abogado no debe promover el soborno, ya sea porque el juez se lo pide, o porque él lo ofrece.

Ampliar y actualizar los conocimientos.

El abogado no debe conformarse con lo que le enseñan en las universidades, sino que debe de sentir necesidad y obligación de ampliar sus conocimientos día a día, actualizarlos y saber fundamentarlos.

El estudio constante, el aprendizaje diario y comprometido, así como la actualización cotidiana, representan factores sustanciales e imprescindibles para ser un mejor abogado.

1.8 Responsabilidad y sanción moral.

Responsabilidad civil.

Es la propiedad del acto humano por la cual el sujeto que la ejecuta debe dar cuenta de el, es decir, debe participar de los beneficios, si el acto es honesto, o reparar los prejuicios que produce, si es deshonesto.

La responsabilidad civil consiste en la obligación que recae sobre una persona de reparar el daño que ha causado a otro, sea en naturaleza o bien por un equivalente monetario, (normalmente mediante el pago de una indemnización de perjuicios).

Díez-Picazo define la responsabilidad como «la sujeción de una persona que vulnera un deber de conducta impuesto en interés de otro sujeto a la obligación de reparar el daño producido».

Sanción moral.

La sanción moral consiste en aprobación o desaprobación, recompensa o castigo que merece el incumplimiento o la violación del deber. En ética, él termino sanción es comúnmente asociado con pena, correctivo, condena y prohibición, por un lado; Y, por otro, aprobación, autorización, beneplácito, permiso y anuencia.

Clasificación.

Las sanciones se clasifican en las siguientes:

Las sanciones materiales. Consisten en las consecuencias naturales de nuestros actos: el alcohólico sufre gran decaimiento físico que transmite a su descendencia; la riqueza para el hombre que trabaja y es honesto, fiel a los preceptos morales.

Las sanciones personales se realizan en la intimidad de la persona, mediante la tristeza o el remordimiento, para quien infrinja las normas morales, y la satisfacción del deber cumplido, para quien se mantenga fiel a los preceptos morales.

Las sanciones sociales se manifiestan en los juicios públicos de reproche o alabanza sobre el comportamiento observado; por ejemplo, la estimulación social para quien lleva una vida virtuosa y el menosprecio de la comunidad para quien infrinja el orden moral.

Las sanciones civiles vienen dadas por el quebrantamiento de las leyes que conforman el orden jurídico, por ejemplo, las multas, las prisiones y la pena de muerte.

Las sanciones religiosas estiman que el orden moral es sancionado por Dios con el establecimiento de penas y castigos ultra terrenos, por ejemplo, el catolicismo nos habla del cielo, del purgatorio y del infierno. Es sobre todo el espectro del infierno y la ilusión de un paraíso, lo que el cristianismo ofrece ante los ojos de los hombres.

Bibliografía.

1.7 Libro: Deontología Jurídica.

Autor: Bernardo Pérez Fernández del Castillo.

Internet. Answer yahoo.com.

8. Libro: Introducción a la Ética, Esfinge

Autor “Raúl Gutiérrez Sáenz”, Quinta Edición 2003.

Diccionario Filosófico: Luis Díez-Picazo y Antonio Gullón: Sistema de derecho civil, vol. II, Tecno, 1989.

2. CONCEPTO DE DERECHO.

2.1 Concepto de derecho.

La palabra proviene del vocablo latino directum, que significa no apartarse del buen camino, seguir el sendero señalado por la ley, lo que se dirige o es bien dirigido.

El Derecho es el orden normativo e institucional de la conducta humana en sociedad inspirado en postulados de justicia, cuya base son las relaciones sociales existentes que determinan su contenido y carácter.

Conjunto de normas eficaces para regular la conducta de los hombres en sociedad.

Conjunto de normas jurídicas, creadas por el estado para regular la conducta externa de los hombres y en caso de incumplimiento esta prevista de una sanción judicial.

Doctor Agustín Basave Fernández del Valle: “Las normas ideales se adaptan a la exigencia de tiempo y lugar” puesto que si existen normas jurídicas adecuadas se estará preservando la paz social y con ello salvaguardado el bien común”.

En conclusión el derecho es una facultad reconocida al individuo por la ley para llevar a cabo determinados actos aplicados a la conducta social de los mismos. El individuo puede llevar a cabo varios actos de cualquier naturaleza siempre y cuando se apegue o se someta a las leyes y nunca este fuera de estas.

2.2 Diferencias entre la moral y el derecho.

Antecedentes históricos.

Desde el punto de vista histórico, la idea de que Derecho y Moral son dos tipos radicalmente diferentes e independientes de la ética es una idea creada recientemente, trescientos años atrás, se les veía todavía dentro de una estrecha relación de unidad y dependencia.

En la Edad Media y parte de la Moderna, se desarrolló ya sistemáticamente la idea de la distinción. Aunque el Derecho y Moral seguían todavía estrechamente vinculados como parte de una realidad superior: la Ética. Pero eran entendidos como realidades distintas, por lo menos parcialmente, ya que el Derecho ocupaba un sector propio dentro del campo de la normatividad moral.

Avanzada ya la Edad Moderna, la distinción teórica entre Derecho y Moral, no sólo se consolidó, sino que fue explícitamente formalizada.

Según Tomasio, la búsqueda humana de la felicidad se ve apoyada por tres tipos de reglas:

• Las del decoro

• Las de la honestidad

• Las de la justicia

Moral: Las reglas de la honestidad procuran la paz interior obligan en conciencia y no son coactivas.

Derecho. Las reglas de la justicia procuran la paz externa, regulan las relaciones con los demás y son coactivas.

Conclusión: mientras las normas morales se caracterizan por las notas de interioridad y no-coercibilidad, los rasgos definitivos de las reglas jurídicas son la exterioridad y la coactividad.

Kant: El Derecho y la Moral se diferencian, porque, mientras que la Moral regula solamente las conductas internas, las normas jurídicas regulan las conductas externas de los hombres.

Otros autores: consideran que el derecho es bilateral y la moral concierne a cada individuo (unilateral). Ya que el derecho se ocupa fundamentalmente de las conductas externas de los individuos, en tanto que a la moral le interesan también las intenciones. (Interioridad – exterioridad).

El estado: No puede obligar a cumplir con las normas morales, pero si puede hacer cumplir las normas jurídicas. Finalmente, la moral suele referirse a la conducta autónoma de los sujetos mientras que el derecho se impone a ellos.

Diferencias entre moral y derecho.

Moral: Es subjetiva, regula la conducta del hombre en atención a su propio interés.es unilateral porque, frente al sujeto a quién obliga, no sitúa a ninguna otra persona que esté legitimada por la misma norma.

Derecho: El derecho es objetivo, regula la conducta de los hombres, valorando esa conducta en referencia a la vida social,

Es bilateral, puesto que las normas jurídicas, asignan al mismo tiempo la obligación de un sujeto y la correlativa pretensión o exigencia del otro.

Conclusión

La Moral es autónoma porque el sujeto, para obrar moralmente, ha de actuar según su propia racionalidad. Es decir se somete a su propia ley a sus propios principios.

El Derecho, en cambio es heterónomo, puesto que los sujetos tienen el deber de someterse a las normas jurídicas, y no a su propia ley o principios ya que en este caso existe un legislador diferente del mismo que tiene la capacidad de imponerle el cumplimiento de tales normas.

Bibliografía.

2.1

• Basave Fernández del Valle, Agustín, “Filosofía del Derecho” Ed. Porrúa.

• García Máynez, Eduardo, “Filosofía del Derecho”, “Introducción al Estudio del Derecho” Ed. Porrúa

• Villoro Toranzo, Miguel, “Introducción al estudio del Derecho” Ed. Porrúa.

3. CONCEPTO DE PROFESIÓN.

Concepto

Proviene del latín professio-onis, que significa acción y efecto de profesar.

“Empleo o trabajo que desempeña una persona y que requiere estudios teóricos”.

Una profesión es una acción o función que se desempeña para ganar el sustento, que puede se económico o vital

Uso común

Empleo, trabajo, ocupación, facultad u oficio que cada uno tiene y ejerce públicamente.

La profesiones son ocupaciones que requieren de un conocimiento especializado, una capacitación de alto nivel, control sobre el contenido del trabajo, organización propia, auto regulación, altruismo, espíritu de servicio a la comunidad y elevadas normas éticas.

Generalmente se acepta que una profesión es una actividad especializada del trabajo dentro de la sociedad, y a la persona que la realiza se le denomina: profesional.

Ser profesional se refiere a la facultad o capacidad adquirida tras un aprendizaje

Formación profesional. Donde se adquieren los conocimientos especializados respectivos para ejercer una ocupación u oficio

Estudios. Universitarios, posgrado o licenciatura, tales como la psicología, derecho, medicina, instrumentación quirúrgica, enfermería, arquitectura, contaduría o la ingeniería.

Elementos

• Formación educativa de alto nivel

• La estructura organizativa

• La vinculación con las estructuras del poder

• El estatus

• La actualización continúa

• Autonomía

Conclusión

La profesión es el empleo, trabajo u oficio que cada uno tiene y requiere de estudios teóricos y se ejerce públicamente.

3.1 Historia de las profesiones

El concepto de profesión ha estado ligado a la evolución y desarrollo de las sociedades; pero es difícil tener una definición única de la profesión, ya que existe una frontera difusa entre lo que es una ocupación y una profesión.

La conformación del concepto de profesión ha estado vinculada en forma directa al concepto de formación profesional, orientado a que los alumnos obtengan conocimientos, habilidades, actitudes, valores culturales y éticos.

Las profesiones tienen su época de gloria.

En la Edad Media, por ejemplo, el lugar privilegiado lo ocupaban la filosofía y la teología,

Los antecedentes de la formación profesional universitaria se encuentran en el nacimiento de las universidades medievales.

Dentro de las primeras escuelas que antecedieron a las universidades medievales, encontramos la escuela de Salerno, esta institución fue considerada un punto estratégico en donde se manifestaban fuerzas eclesiásticas y civiles, Bolonia, París, Padua y Oxford.

Todas se enseñaba propedéutica de artes, teología, derecho civil, derecho canónico y medicina.

A partir del siglo XIX. Dentro de ellas destacan:

a) La formación profesional liberal, basada en una visión más general y humanista-espiritualista del desarrollo individual.

b) Incorporación de los contenidos científicos privilegiando su sentido profesional.

No es que en la Edad Media no existiera el interés por otras profesiones, sino que la sociedad le otorgaba más valor (recordemos que era el tiempo de la cristiandad)

Era una tarea interesante en la que las personas gozaban de prestigio y reconocimiento.

(la filosofía y la teología comenzaron a verse con sospecha y a considerarse como una especie de pseudociencia).

Esta es la época de Newton, Kepler, Copérnico, Ticho Brahe y Galileo. El mundo abandona el rollo de la cristiandad y se vuelve un poco -para decir lo menos- laicista.

Los Voltaire surgieron por generación espontánea y ser "moderno" y "evolucionado" significaba oponerse radicalmente al pasado.

En este tiempo las opciones profesionales que gozaron de prestigio se multiplicaron: el derecho, la milicia, la política y la medicina, entre otras.

Hasta hace muy poco tiempo, continuando con el desarrollo de las profesiones, el oficio de más valía era el de ser empresario o el de ser un gurú de la técnica (la tecnología o la informática). Ahora quedaban enterradas -finalmente y para siempre- las figuras de un santo Tomás o san Agustín para dar paso a personajes novedosos como Bill Gates, Steve Jobs, Rockefeller, Warren Buffet o Carlos Slim.

3.2 Características generarles: intelectual, científico y humanístico de las profesiones.

Concepto de profesión:

Se entiende el concepto de profesión como el “empleo o trabajo que desempeña una persona y que requiere estudios teóricos”. Otra manera de definirlo es “el empleo, facultad u oficio que cada uno tiene y ejerce públicamente”.

De estas dos acepciones, una incluye cualquier tipo de trabajo que se ejerza en forma pública, mientas que la otra hace referencia a la necesidad de contar con un título universitario para ejercerlas. Así, el concepto de profesión denota en la actualidad el desarrollo de una actividad económico-social específica que demanda un conjunto de saberes teóricos conceptuales, metodológicos y técnicos que han sido certificados o validados por una institución educativa, como es la universidad o institución que el Estado reconozca para este fin.

Características del trabajo profesional.

Si se considera el trabajo profesional como una forma diferente de resolver los problemas o necesidades del hombre en los diferentes aspectos: salud, economía, bienestar, vivienda, etc., y que es el profesionista quien está capacitado para hacerlo porque ha sido formado para este fin, es necesario establecer la diferencia entre un trabajo profesional y uno que no lo es.

Entre otras características que posee una profesión, se puede reconocer que hay:

• Un nivel de competencia

• Búsqueda del bienestar común.

Competencia.

Se dice que es jurídicamente competente quien puede exhibir un título universitario requerido y refrendado por el Estado para una tutela del bien común.

El campo de una profesión se encuentra delimitado por los problemas que debe resolver el profesionista de ese campo, para lo cual habrá sido capacitado por una institución que el Estado reconozca para tal fin.

Dicha institución debe haber proporcionado tanto la información teórico conceptual, como haber creado las condiciones necesarias para el desarrollo de las habilidades prácticas los valores éticos necesarios que permitan al egresado tener la capacidad de resolver los problemas específicos de su comunidad en dicho campo disciplinario.

Competencia intelectual

El ejercicio de una profesión demanda conocimientos científicos específicos de un campo del saber particular que permita explicar, comprender y, en un momento dado, transformar la realidad. La aplicación de dichos conocimientos permitirá al profesionista resolver problemas de la colectividad o del individuo de forma sistemática y eficiente, siguiendo caminos que lo diferencian de otros modos de resolver problemas, llamados no científicos o no profesionales.

Competencia intelectual.

El trabajo profesional demanda del que lo ejerce una formación científica sólida. Este tipo de competencia hace énfasis en el aspecto informativo, en particular en el caso del conocimiento que se relaciona con las ciencias, por lo cual la educación universitaria tiene como una de sus responsabilidades prioritarias capacitar a los alumnos en la claridad conceptual, en los descubrimientos científicos, en los métodos de investigación de que dispone la ciencia.

Competencia técnica.

Cuando se hablar de un trabajo profesional, se piensa en una persona capacitada para realizar un conjunto de acciones que permitan, por ejemplo en el caso de un médico, administrar un tratamiento que restituya la salud al enfermo. El profesionista debe contar no sólo con el conocimiento teórico y sistemático de las ciencias que le competen, sino además debe ser capaz de aplicar esos conocimientos a casos y problemas concretos.

La responsabilidad del desarrollo de la competencia técnica y científica no sólo compete a las instituciones formadoras de profesionistas, sino que le atañe al aspirante a profesionista y a la sociedad en general, que deben buscar las opciones que acorten la distancia entre lo teórico y lo técnico, entre la teoría y su aplicación.

Competencia humanística.

La formación científica y técnica en un campo particular no basta para reconocer a un profesionista como tal; lo que le confiere esta característica sin duda es la formación humanista; es decir, toda profesión debe tener como objetivo fundamental al hombre.

En su jerarquía de valores, el profesionista coloca al hombre en primer lugar, ya sea para desarrollar su espíritu, buscar su salud, promover su bienestar económico, etc., de lo cual se desprende su responsabilidad social, que es otra de las características de una profesión. Así pues, el sentido de servicio con que se debe vivir y concebir la profesión se separa de cualquier otro tipo de interés o utilidad.

Conclusión

Entre los tres tipos de competencia existe una estrecha interrelación. No se puede hablar de un trabajo profesional si una de ellas se desarrolla de forma deficiente, lo cual repercutiría tanto en quien la ejerce como en los usuarios de los bienes o servicios que se derivan de su ejercicio profesional.

Es necesario otorgar un significado más amplio al término competencia en el sentido de no sólo hacer énfasis en el aspecto intelectual en cuanto a conocimiento científico, sino que debe significar una colaboración dinámica y permanente de toda la persona, en todas sus dimensiones: física, intelectual, emocional y moral, con una tendencia al bien común.

Búsqueda del bien común

Cuando se habla del bien común, se hace referencia a que en el ejercicio profesional se busca el bienestar individual y colectivo del hombre. Basta mencionar que el surgimiento de las profesiones surge de las necesidades humanas en aspectos específicos de su vida individual y colectiva; por lo tanto, la relación entre profesión y sociedad lleva a reconocer el fuerte vínculo que existe entre ellas.

Una profesión que no responda a las necesidades sociales no tiene razón de existir; su existencia está determinada socialmente.

3.3 Constancia y permanencia de las profesiones.

Constancia y permanencia

Según la historia, de un núcleo reducido de oficios se fueron desgajando otros, muchos más, hasta crearse lo que hoy día conocemos como profesiones, las cuales se han multiplicado y continúan haciéndolo debido a que la gama de conocimientos también se ha extendido, luego especializado y, finalmente, independizado de aquellos que le dieron origen.

• Amor al conocimiento

• Necesidad social

• Avances tecnológicos

Conclusión

La importancia de la constancia y permanencia es tan importante tanto para las profesiones como para el profesionista. Ya que tenemos que ser continuos en nuestros conocimientos, en los avances de nuestra profesión, ya que solo así seremos competitivos y por lo tanto tendremos permanencia.

3.4 Vocación profesional.

¿Qué es la vocación profesional?

La vocación, tradicionalmente se ha entendido como aquella predisposición natural a realizar determinadas actividades. Del latín vocatio (acción de llamar), su significado hace referencia a lo que los hombres estamos llamados a desempeñar una función y desarrollarnos como personas.

Al hablar de vocación profesional nos referimos a la presencia en el individuo de una red de presiones, motivaciones, aspiraciones decisiones de tipo cultural, social, económico, y sobre todo psicológico. Una persona posee diferentes vocaciones, por ello, ya no se habla tanto de la vocación profesional sino de la orientación vocacional: descubrir cuál es su identidad profesional conjugando intereses, motivaciones, funciones.

En la vocación profesional es importante tomar en cuenta ciertos aspectos como:

• Conocimiento en sí de la profesión.

• La capacidad de ejercerla.

• El gusto por aplicarla.

La vocación reúne el “gusto” por la tarea, la habilidad ó “aptitud” para llevarla a cabo y el sentimiento de la necesidad de dicha actividad para los demás o para la vida, es decir, genera una sensación de “entrega”.

Conclusión.

Hay gustos que nos damos únicamente como consumidores, pero para los cuales no tenemos mayores aptitudes o interés. Otros, son placeres personales y no conllevan sentido de entrega, vacacionar por ejemplo. Otras actividades nos agradan porque poseemos habilidades para desarrollarlas y nos hacen sentir bien, pero no generan mayor curiosidad en nosotros.

Podemos tener afición por muchas cosas y habilidades para otras tantas, pero la vocación es una conjunción de ambas. La vocación por una actividad es aquella que absorbe y hace que el resto quede en segundo plano, aunque a veces elegimos una profesión por la retribución económica que de ella podamos obtener pero al fin cada uno sabe si es fiel o no a su vocación, y bueno hay un momento en que la vida misma nos reclama satisfacciones y es en la vocación donde se obtienen.

3.5 Independencia y libertad en el mercado de trabajo.

La independencia está situada en el territorio de la lealtad, que exige al abogado rechazar en conciencia toda presión e interferencia en las decisiones técnicas que requiera la defensa encomendada.

Concepto gramatical

Independencia: condición o estado de una persona, sociedad o país que consiste en ser libre para decidir su conducta, su desarrollo y su historia sin que intervenga nadie.

Libertad: autonomía de voluntad.

El conocimiento teórico y práctico de una profesión, crean un estilo personal de visualizar los problemas y ejecutar acciones para resolverlos.

Cada abogado tiene sus propias vivencias, adquiere conocimientos en la doctrina, y al final del camino, se van a manifestar a través de la expresión del libre criterio que se han formado a través de los años.

Un verdadero profesional, es aquel que tiene esa seguridad de aplicar sus conocimientos, de igual forma debe de aplicar sus principios éticos;

La independencia es, y debe ser, una característica del trabajo del abogado, esta hasta hace unos años tenía un estricto carácter personal.

La contratación del profesional convirtiéndose en asalariado, pierde su independencia de asesor y hombre libre, ahora portan la etiqueta de técnico encasillados que pierden su carácter humanitario.

El cliente de una firma, contrata a una organización, y es quién asume sus obligaciones contractuales y quién responde civilmente de su incumplimiento o negligencia.

El autentico profesional, debe de ofrecer servicios donde el prestigio, conocimiento, eficiencia y costo son elementos indispensables para atraer o alejar al cliente.

Conclusión

La dinámica del Abogado le impone una independencia absoluta exenta de cualquier presión, de aquella que resulte de sus propios intereses o influencias exteriores. El Abogado debe evitar cualquier atentado contra su independencia y estar atento a no descuidar la ética profesional con objeto de dar satisfacción a su cliente, al Juez o a terceros.

3.6 Tradición, colegiación y nivel social

Tradición.

Al analizar las características de las profesiones nos damos cuenta que su ejercicio se ha facilitado a través de la enseñanza milenaria y sus practicantes se enorgullecen de esta reconocida trayectoria histórica

En nuestra herencia, reflejada en costumbres, ritos de iniciación, ceremonias, logotipos e insignias, niveles de profesionalización, actitudes, hábitos, reglamentos.

Códigos, decálogos, vestimentas especiales (Togas, Birretes, batas, uniformes) así como toda una serie de festividades gremiales, etcétera.

Colegiación.

El principal objetivo de los gremios colegiados tiene que ver con el reconocimiento moral y el prestigio del ejercicio profesional ya que conocen, ponderan y juzgan si la actuación de alguien ha sido la adecuada, es decir anteponiendo sobre todo la ética.

Además sus reglamentos siempre contemplan la aplicación de un código moral bien claro y definido, y en muchos países no se permite practicar ciertas profesiones sin pertenecer a la respectiva entidad colegiada.

Nivel Social.

Debido a que el profesional se ha esforzado durante mucho tiempo estudiando y especializándose, renunciando a descansos y comodidades, por lógica el costo de este proceso siempre está en aumento

Requiere de libros, capacitación y renovación continúa, y esto lo entiende la sociedad y por ello ve con justeza que al profesional se le retribuya según sus aptitudes, responsabilidades y prestigio, pues vive de su trabajo intelectual.

Normalmente ubicado en un nivel socio-económico intermedio.

Conclusión

En mi tema lleva una secuencia en el proceso desde los antecedentes, la formación y los frutos de un abogado al comenzar a ejercer. Es muy sencillo entender el tema y podríamos decir que muy notable por la sociedad y nosotros mismos que podemos obtener de nuestra carrera.

3.7 Principios que deberán observarse en las profesiones

Dignidad: significa "calidad de digno". Deriva del adjetivo latino dignus, se traduce por "valioso"; es el sentimiento que nos hace sentir valiosos, sin importar nuestra vida material o social.

La dignidad se basa en el reconocimiento de la persona de ser merecedora de respeto, es decir que todos merecemos respeto sin importar cómo seamos.

Verdad: Abarca desde la honestidad, la buena fe y la sinceridad en general, hasta el acuerdo de los conceptos con las cosas, los hechos o la realidad en particular.

• Las subjetivas: Son aquellas con las cuales estamos más íntimamente familiarizados

• Las objetivas: Esta verdad es demostrable científicamente ya que es un hecho o fenómeno que ocurre independientemente de la existencia del ser humano

Servicio: El servicio para las personas, puede ser al mismo tiempo una carga y una liberación, la diferencia estará en la mente y en el corazón de quien ejecuta la acción; y los resultados que produzcan las distintas visiones, sin duda que distan en grandeza espiritual y solo una de ellas colabora al bien común.

Compañerismo: Es cuando una, dos o mas personas se unen para ¨ X¨tarea, problemas etc. para salir adelante con la ayuda que se brindan. Hay lema que dice ¨ todo para uno y uno para todos¨ esto nos quiere dar a entender que todos tenemos que ayudarnos por pequeño que sea el problema, uno nunca sabe de quien puede necesitar y hay brindar el apoyo en cualquier necesidad, claro tampoco aprovechándonos de las personas que nos ayudan.

Sociabilidad: Valor que nos impulsa a buscar y cultivar las relaciones con las personas compaginando los mutuos intereses e ideas para encaminarlos hacia un fin común, independientemente de las circunstancias personales que a cada uno rodean.

Lealtad: Hacer aquello con lo que uno se ha comprometido aun entre circunstancias cambiantes. Un valor sin el cual nos quedamos solos y que debemos vivir nosotros antes que nadie. La lealtad es una virtud que desarrolla nuestra conciencia. Ella nos conduce profundamente hacia una situación, a través de ésta, y hacia la salida del otro lado, emergiendo como una persona más evolucionada.

Respeto por las otras profesiones: El hecho de ser profesional en alguna rama, no quiere decir que sea la mejor, no existen estándares de cual es más que otra, puesto que cada profesión tiene su grado de importancia dependiendo el campo a que aplique y el respeto es para darle la importancia requerida a la que uno tiene.

Secreto Profesional: Es la obligación legal que tienen ciertas profesiones de mantener en secreto la información que han recibido de sus clientes o en nuestro caso representados.

• El secreto profesional se vulnera en los siguientes casos:

• Se puede producir daño en forma directa, es decir en forma consciente y premeditada.

• Se vulnera en forma intencional pero indirecta

• A través de una confidencia a otra persona.

• A través de una conversación informal, con ligereza.

Colegiación obligatoria: La finalidad, establecer que los profesionistas egresados de diferentes universidades se afilien a un colegio profesional relativo a su actividad para ejercer la profesión del titulo que se logra.

Uno de los problemas que enfrenta México relacionado con la administración de justicia, es la falta de preparación y la deshonestidad de los abogados litigantes; creo que una manera de solucionarlo sería la colegiación obligatoria.

Bibliografía.

3

Libro ética y deontología jurídica

De larenz Karl

Encarta2009 biblioteca Premium

Diccionario jurídico

3.1

Origen de las profesiones de Herbert Spencer

Historia de las profesiones de Eduardo blandón

3.4

Libro: Deontología Jurídica

Autor: Bernardo Pérez y Fernández del Castillo

Editorial: Porrúa

Internet:

http://mi-carrera.com/perf profesionales, orientación vocacional

3.5

Bernardo Pérez Fernández del Castillo, Deontología Jurídica. Editorial Porrúa, México, 2009. 207 Pags.

http://www.pucp.edu.pe/facultad/derecho/images/documentos/5.Consulta2009_Libertad_de_patrocinio.pdf

http://www.cgae.es/portalCGAE/archivos/ficheros/1195472495822.pdf

http://eticajuridica.es/p=17

3.6

www.bibliojuridica.org/

Libro. Ética y Deontología jurídica.

Autor. BERNARDO PEREZ y FERNANDO DEL CASTILLO.

Editorial. PORRUA.

3.7

Estudios de Ética jurídica

E Fernández - Debate, Madrid, 1990

Deontología Jurídica. La ética en el ser y quehacer del abogado. P. Varela Víctor Ed. Oxford 2002

http://www.iin.oea.org/Cursos_a_distancia/Cursoprojur2004/Etica_Juridica_y_Derechos_Humanos.htm

http://garciawaak.blogspot.com/2005/12/etica-jurdica-y-profesional.html

4. La profesión del abogado.

4.1 La colegiación

Antecedentes.

La organización de los individuos se remonta a los tiempos mas antiguos en Grecia, en donde se conocieron asociaciones de tipo fundamentalmente política

Hugo Alsina

Los colegios de abogados, en su carácter de asociaciones corporativas, pretende: la elevación moral intelectual de sus miembros, mediante publicaciones establecimientos de bibliotecas, organización de conferencias y congresos.

Para velar por el honor y dignidad de la profesión.

Leonardo Prieto

El principal Objeto de ellos es la equitativa distribución de cargas entre los que actúan en los tribunales existentes en las localidades, el buen orden, la fraternidad y la disciplina de los colegiados.

Antonio Fernández Serrano

La abogacía, para el mejor cumplimiento de sus fines, necesita desenvolverse dentro de un régimen corporativo, no para defensa de sus miembros especialmente, si no tiene una amplia formación profesional, velando por el cumplimiento de los deberes que trae aparejado su ejercicio, manteniendo el decoro y prestigio de la clase dentro de la normas de severa disciplina… servir los intereses de la justicia…Velar por el honor y dignidad de la profesión.

Colegiación

Se instituye como una asociación de utilidad colectiva y pública, ya que establece deberes de sus agremiados con la sociedad y el Estado, proporcionándoles protección, promoviendo su elevación moral y cultural, además de definir sus obligaciones y sus derechos.

4.2 Deber de colegiación

Es estar en óptimas condiciones de conocimientos para dilucidar cualquier duda o proyecto que le sea planteado al estudiante de derecho.

Es decir que todo estudiante de derecho tiene la obligación de estar preparado ampliamente, en cualquier rama del conocimiento para poder dar respuesta a cualquier pregunta en cualquier momento de su carrera.

4.3 Colegiación obligatoria

La Colegiación es una unión y reunión de individuos con fines comunes los cuales se desenvuelven en una misma profesión y/o actividad.

La Importancia de los colegios radica en, tener la posibilidad de levantar la voz para formular sus metas, ejercer presión como grupo, proteger sus intereses y encontrar planteamientos y soluciones a problemas determinados, así como elevación moral e intelectual de sus miembros, mediante publicaciones, establecimiento de bibliotecas, organización de conferencias y congresos, etcétera.

Podría beneficiar mucho debido a que se evitarían comportamientos que van contra el principio de colegialidad y que suelen ser sancionados por los códigos deontológicos. Por ejemplo:

La competencia desleal

Establecer contacto con la contraparte en ausencia y sin autorización del abogado

El no presentarse a reuniones o acuerdos concertados por colegas

No dar buen trato y remuneración decorosa a los pasantes

No informar al colega que su antiguo cliente le pide asumir el mismo asunto

En México debemos hacer distinción entre las legislaciones que establecen la colegiación obligatoria como inherentes a la profesión y las que no la imponen. Por ejemplo:

• Requisito para poder ascender a Notario, es pertenecer a un colegio

• La ley establece la opción a los profesionales de que se afilien o no a un colegio

Conclusión

Es necesaria una reforma en este rubro debido a que las dificultades actuales para conseguir un trabajo, la creación de colegios ayudaría en suma medida a resolver este problema.

4.4 Aspectos legales de la colegiación

Artículo 28.- Los profesionistas en el Estado, pueden organizarse y constituirse para el ejercicio de sus derechos y defensa de sus intereses de carácter profesional, en agrupaciones de profesionista, en los términos de Ley.

Artículo 29.- Todo profesionista podrá solicitar su incorporación en alguna de las agrupaciones de profesionistas de la rama profesional a que corresponda. Las agrupaciones de profesionistas decidirán sobre su admisión conforme a lo que establezcan sus estatutos; sin embargo, en caso de rechazo deberán de informarlo por escrito al solicitante mediante acuerdo debidamente fundado y motivado.

Artículo 30.- Por cada licenciatura, normal, profesional, técnica, especialidad, maestría o doctorado, podrán constituirse en el Estado una o varias agrupaciones de profesionistas.

Las agrupaciones de profesionistas a nivel licenciatura, normal, profesional técnica, especialidad, maestría o doctorado, adoptarán el nombre que elijan pero que denote la rama profesional de que se trate, y siempre deberán de iniciar con la palabra “Colegio” y concluir con “de Jalisco”.

No se podrá autorizar que dos agrupaciones de profesionistas se ostenten con el mismo nombre o razón social en el Estado.

4.5 Dispositivos legales del ejercicio profesional del abogado.

Artículo 5.- Todos los estudios profesionales y académicos ofertados en la curricular de las instituciones de educación superior a que hace referencia el artículo 40 de esta ley, requerirán del título profesional correspondiente en los términos previstos por el artículo 42 de este mismo ordenamiento.

Artículo 6.- El Gobernador del Estado, previo dictamen de la Dirección y escuchando la opinión de las instituciones de educación superior establecidas en la entidad y de las agrupaciones de profesionistas, expedirá los reglamentos que regirán los ámbitos de acción de cada profesión y las condiciones para su ejercicio.

4.6 constitución del colegio de abogados.

Bibliografía.

4.1

La colegiación obligatoria en México.,

Roberto a. Flores de la Rosa, año 2000.

4.3

Estudios de Ética jurídica

E Fernández - Debate, Madrid, 1990

Deontología Jurídica. La ética en el ser y quehacer del abogado. P. Varela Víctor Ed. Oxford 2002

http://www.iin.oea.org/Cursos_a_distancia/Cursoprojur2004/Etica_Juridica_y_Derechos_Humanos.htm

http://garciawaak.blogspot.com/2005/12/etica-jurdica-y-profesional.html

5.- Marco jurídico del ejercicio profesional.

5.1 responsabilidad legal, civil, penal, laboral administrativo.

Sin lugar a dudas, unas de las actividades más hermosas de nuestro medio es participar, de una u otra forma, en la resolución de problemas comunitarios por medio del servicio público. Esta actividad puede darse dentro del:

Poder legislativo, Ejecutivo o;

Definición de responsabilidad

Responsabilidad proviene del latín responsum, etimológicamente, la palabra "responsable" significa "el que responde". De allí que este concepto se conecte con la idea de "reparación", que tiene el sentido que el daño es soportado por alguien que es su autor, y no por la víctima misma. Por ende, tradicionalmente, se ha entendido que, en sentido estricto, la responsabilidad concierne al deber de reparar el daño jurídicamente atribuible causado por el incumplimiento, tanto de una obligación preexistente como del deber genérico de no dañar a otro.

Responsabilidad legal

constitución política de los estados unidos mexicanos

titulo cuarto.

“De las responsabilidades de los servidores públicos”

comprende de los artículos del 108 al 114;

el 109 fracción iii y el 113 hacen mención de os siguientes valores en el desempeño de la función, empleo, cargo o comisión públicos, estos son:

legalidad, honradez, lealtad, imparcialidad y eficacia.

Responsabilidad civil

La responsabilidad civil consiste en la obligación que recae sobre una persona de reparar el daño que ha causado a otro, sea en naturaleza o bien por un equivalente monetario, (normalmente mediante el pago de una indemnización de daños y perjuicios).

Responsabilidad civil de los servidores públicos c.c.f.

Art.1927. El estado tiene obligación de responder del pago de los daños causados por sus servidores públicos con motivo de las atribuciones que le estén encomendadas.

Responsabilidad penal

La responsabilidad penal es, en derecho, la sujeción de una persona que vulnera un deber de conducta impuesto por el derecho penal al deber de afrontar las consecuencias que impone la ley. Dichas consecuencias se imponen a la persona cuando se le encuentra culpable de haber cometido un delito o haber sido cómplice de éste.

Código penal estatal.

Este ordenamiento establece en los siguientes rubros y artículos, las conductas típicas delictivas en las que puede incurrir un servidor publico.

Secreto profesional: art. 143.ejercicio indebido y abandono de servicio publico art. 145. Abuso de autoridad art. 146. Cohecho art.147. Peculado art. 148 y149.

Concusión art. 150.

Ley para el ejercicio de las profesiones del estado de Jalisco

Capitulo IX

De las faltas, responsabilidades y sanciones en materia de profesiones

Art 50.- Las responsabilidades y sanciones por las infracciones administrativas a esta Ley serán dictaminadas por la Dirección en los términos de la legislación aplicable en la materia.

Los delitos en materia de profesiones serán perseguidos de oficio por el Ministerio Público, y sancionados conforme a los ordenamientos penales aplicables.

Art 51.- Cuando derivado del ejercicio profesional se incumplan con las obligaciones que esta ley señale para los profesionistas, se actúe con negligencia, se ataquen los derechos de terceros o los derechos de la sociedad en general, la Dirección podrá imponer una multa hasta por el equivalente a 100 días de salario mínimo general vigente en el Estado, y podrá suspender o cancelar la autorización para que continúe efectuando las actividades profesionales, conforme al procedimiento establecido en este capítulo

Responsabilidad administrativa

Ley federal de responsabilidades administrativas de los servidores

Públicos.

Titulo segundo

Responsabilidades Administrativas

CAPITULO I

Principios que rigen la función pública, sujetos de responsabilidad administrativa y Obligaciones en el servicio público

Art 7.- Será responsabilidad de los sujetos de la Ley ajustarse, en el desempeño de sus empleos, cargos o comisiones, a las obligaciones previstas en ésta, a fin de salvaguardar los principios de legalidad, honradez, lealtad, imparcialidad y eficiencia que rigen en el servicio público.

Conclusión

La satisfacción de las necesidades colectivas se logra, eficaz y eficientemente, si hay conciencia de nuestra vocación y de la repercusión que tiene la prestación del servicio que se nos ha encomendado.

5.2 Responsabilidad social

La responsabilidad social es la teoría ética o ideológica que una entidad ya sea un gobierno, corporación, organización o individuo tiene ante la sociedad.

Es decir, la carga, compromiso u obligación que los miembros de una sociedad tienen tanto entre si como para la sociedad en su conjunto.

Esta responsabilidad puede ser “negativa”, que hay responsabilidad de abstenerse de actuar (actitud de “abstención”) o puede ser “positiva”, hay una responsabilidad de actuar. (actitud proactiva) Esa valorización puede ser tanto ética, moral.

La idea que los individuos tengan una responsabilidad para con su sociedad se remonta a los filósofos griegos y el sistema romano de legalidad.

Cicerón, en libro primero de “Los Deberes”, habla sobre los deberes que tiene el hombre hacia la sociedad y hacia él mismo y propone que existe sólo una ley verdadera. Esta ley es la recta razón, la cual de acuerdo con la naturaleza, gobierna sobre todos los hombres, es eterna y no cambia. La misma impulsa a los hombres al cumplir con sus deberes, prohibiéndoles hacer el mal.

En la actualidad la responsabilidad social se considera un concepto normativo no obligatorio o “ley blanda”

Por eso se fundamenta principalmente en la dignidad de la persona, en la esencia de lo que el hombre es y debe llegar a ser, sus dimensiones, su estructura ontológica, ética y moral.

De esta manera el hombre cumple como individuo, como familia, como sociedad política, social, económica, cultural etc.

Conclusión

La responsabilidad social son los términos generales del cual implican o establecen la aceptación de ciertas responsabilidades, lo que lo rodea y logre al convivir con los demás hombres, en su fin conjunto.

5.3 Ley de profesiones del estado de Jalisco

Fundamento de la ley del est