Leer Ensayo Completo Sistema De Salud En Colombia

Sistema De Salud En Colombia

Imprimir Documento!
Suscríbase a ClubEnsayos - busque más de 2.114.000+ documentos

Categoría: Ciencia

Enviado por: Rimma 02 junio 2011

Palabras: 21891 | Páginas: 88

...

como un servicio público y una labor prioritaria permanente.

• obtener y/o profundizar en los conceptos que definen al sistema de seguridad social en salud.

• adquirir las herramientas conceptuales necesarias que nos permitan realizar a través de un ensayo un análisis general de la aplicación del SGSSS.

EL SISTEMA GENERAL DE SEGURIDAD SOCIAL EN SALUD

La Constitución Política de 1991, en su artículo 48 consagró la seguridad social como un servicio público permanente y un derecho colectivo, el cual adquiere el carácter de derecho fundamental cuando, según las circunstancia del caso, su desconocimiento puede conllevar a la violación de otros derechos y principios fundamentales, como la vida, la integridad física, el libre desarrollo de la personalidad y la dignidad humana, por lo que la reforma de la seguridad social fue propuesta por el gobierno inicialmente como parte del proyecto de ley que dio origen a la ley 50 de 1990.

La Ley 100 tuvo origen en el gobierno y fue presentada para discusión y aprobación ante el Congreso Nacional de la República en 1992, buscando mejorar algunos hechos de tipo social y económico que enmarcaron el sistema de seguridad social en Colombia, la baja cobertura, la incapacidad financiera del sistema existente, la ascendiente deuda pensional, la deficiente prestación del servicio médico, los excesivos trámites burocráticos y la inequidad interna.

El sistema de seguridad social creado por la ley 100 de 1993, conformado por un conjunto de entidades publicas y privadas, normas y procedimientos y por los regímenes generales establecidos para pensiones, salud, riesgos profesionales y servicios sociales complementarios.

El objetivo del sistema era el de garantizar las prestaciones económicas y asistenciales de salud a quienes tienen una relación laboral o capacidad económica suficiente para afiliarse al sistema hasta lograr que toda la población acceda a la prestación integral y efectiva de sus beneficios, buscando garantizar la financiación y el equilibrio de este, a través de la cotización y de la asignación de

recursos del presupuesto nacional.

Esto es que, con la Constitución de 1991 y con la Ley 100 de 1993 se introdujo el Sistema general de Seguridad Social en Salud con el fin de que se pudiera asegurar el acceso de toda la población a los servicios de salud.

El Sistema general de salud, lo conforman, las Empresas promotoras de salud EPS, las cuales tienen a su cargo la afiliación de los usuarios y la administración de la prestación de los servicios, y las Instituciones prestadoras de servicios de salud IPS, que son entidades organizadas para la prestación de los servicios de salud (Clínicas, Centros de salud, Hospitales, Consultorios profesionales).

El sistema tiene por objetivo regular el servicio público esencial de salud, crear condiciones de acceso de toda la población al servicio en todos los niveles de atención y proveer gradualmente servicios de salud de igual calidad a todos los habitantes en Colombia, independientemente de su capacidad de pago.

De esta manera, SGSSS se rige por un conjunto de reglas orientadoras definidas en la Ley, que guían su desarrollo e implementación, que son:

• Equidad

El SGSSS contempla la gradual provisión de servicios de salud a todos los habitantes del país, independientemente de su capacidad de pago, con un financiamiento especial para la población pobre y vulnerable, y evitando la selección de riesgos por parte de las entidades aseguradoras mediante un fondo de compensación. La cobertura universal se financia mediante los regímenes contributivo y subsidiado.

La práctica más común en nuestro medio, es que la atención en salud depende del dinero que se tenga para pagarla. El propósito es progresivamente modificar esa situación que además de ser injusta, es inconstitucional. Adicionalmente a los servicios básicos que ofrece el sistema con el plan obligatorio en salud, para los sectores con capacidad económica, la ley prevé planes complementarios a opción del afiliado.

Se trata de que la atención básica la tengan todos los habitantes del país y que quienes puedan, se sufraguen atenciones superiores.

El valor de la cotización dependerá de los ingresos y la atención dependerá de la necesidad.

• Obligatoriedad

Se establece la obligación de afiliarse al SGSSS para todos los habitantes del territorio nacional, mediante un régimen contributivo, con responsabilidad en la afiliación por parte de empleador. Por su parte, el Estado debe facilitar la afiliación de la población sin vínculo laboral o sin capacidad de pago.

Para la salud es obligatoria la afiliación para todos los habitantes del país. Esa afiliación incluye a los familiares del trabajador.

• Protección integral

La afiliación al SGSSS confiere a los afiliados beneficios en la educación y fomento de la salud y la prevención, diagnóstico, tratamiento y rehabilitación de la enfermedad. El Sistema también ve por el mejoramiento de la calidad y la eficiencia en la prestación de los servicios a través del Plan obligatorio de salud.

Se previene la enfermedad. Si surge, se trata y si quedan secuelas se efectúa la rehabilitación.

• Libre escogencia

Los afiliados al SGSSS tienen el derecho a la libre escogencia entre entidades administradoras y prestadoras de servicios de salud, sujeta a las posibilidades según las condiciones de la oferta de servicios.

El trabajador escoge la EPS, dentro de ella, si hay varias, escoge la IPS que le convenga y si dentro de ella hay varios profesionales que presten el mismo servicio, también escoge al que quiera. Con este sistema se espera que la calidad sea un determinante de crecimiento.

• Autonomía de las instituciones

El SGSSS promueve la especialización institucional como camino para lograr mayores niveles de eficiencia y eficacia. En el caso de las instituciones prestadoras de servicios de salud (IPS), se dará autonomía de acuerdo con el tamaño y complejidad de las mismas, otorgándoseles personería jurídica, patrimonio propio y autonomía administrativa.

• Descentralización administrativa

En el SGSSS se reconoce la responsabilidad territorial por las funciones y servicios propios de salud pública. Las alcaldías y gobernaciones son responsables de la identificación de la población pobre, de la focalización de subsidios y de la contratación de la administración de estos recursos con entidades públicas y privadas.

Es la aplicación del principio de descentralización. Se trata de atender las necesidades y resolver los problemas en el lugar que se presenten y no en alejados centros de solución.

• Participación social

El SGSSS fomenta y crea espacios para la participación ciudadana en la organización y control de las instituciones del SGSSS y del Sistema en su conjunto.

Esta participación, que es constante en la ley, supone para que sea real y efectiva, una capacitación seria en seguridad social por parte de quienes van a ejercer la representación.

• Concertación

El SGSSS establece espacios de concertación, en los consejos de seguridad social en salud, entre los actores que hacen parte del Sistema, para su implementación y desarrollo en los ámbitos nacional y territorial. Por su parte, el Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud tiene a su cargo la concertación de elementos de regulación para el SGSSS en todo el territorio nacional.

• Calidad

El sistema propende no sólo por la ampliación de coberturas, sino, además, por el mejoramiento en la calidad de los servicios ofrecidos a la población. Para ello se crea el Sistema de garantía de la calidad que contempla, entre otros mecanismos, la acreditación, el establecimiento de requisitos esenciales y la construcción de estándares de calidad.

Igualmente se rige por un conjunto de criterios esenciales que caracterizan al sistema, que son:

• La dirección, vigilancia, control y orientación esta a cargo del Gobierno Nacional.

• La afiliación es obligatoria para todos los habitantes del país. Unos al régimen contributivo y otros al régimen subsidiado.

• Todos los afiliados recibirán el plan obligatorio del sistema en salud.

• El recaudo de las cotizaciones es responsabilidad del sistema general en salud, pero se hace a través de empresas promotoras de salud (EPS).

• Las EPS afiliaran a los usuarios y administraran las prestaciones de los servicios. Deben suministrar a quien desee afiliarse y pague la cotización, el plan obligatorio de salud.

• Cada EPS recibirá por cada persona beneficiaria una suma de dinero que se denomina UNIDAD DE PAGO POR COTIZACION, UPC, cuyo valor será determinado por el consejo Nacional de Seguridad Social en Salud. Se tendrá en cuenta la zona en la que obra la EPS, los riesgos cubiertos y los costos para la prestación del servicio en condiciones medias de calidad, tecnología y hoteleria.

• Los afiliados escogerá libremente, dentro de las opciones ofrecidas, la EPS a la cual afiliarse. Dentro de ella, podrán escoger la institución prestadora de servicios (IPS) que desee y dentro de ella, podrá elegir los profesionales a los cuales acudir.

• Los afiliados podrán conformar alianzas o asociaciones e usuarios que los representar n ante las Entidades promotoras de Salud y las Instituciones Prestadoras de Servicios de Salud.

• Las Instituciones Prestadoras de Salud son entidades oficiales, mixtas, privadas, comunitarias y solidarias, organizadas para la prestación de los servicios de salud a los afiliados del Sistema General de Seguridad Social en Salud, dentro de las Entidades Promotoras de Salud o fuera de ellas. El Estado podrá establecer mecanismos para el fomento de estas organizaciones y abrir líneas de crédito para la organización de grupos de practica profesional y para las Instituciones Prestadoras de

Servicios de tipo comunitario y Solidario;

• Con el objeto de asegurar el ingreso de toda la población al Sistema en condiciones equitativas, existir un régimen subsidiado para los m s pobres y vulnerables que se financiar con aportes fiscales de la Nación, de los departamentos, los distritos y los municipios, el Fondo de Solidaridad y Garantía y recursos de los afiliados en la medida de su capacidad;

• Las Entidades Promotoras de Salud podrán prestar servicios directos a sus afiliados por medio de sus propias Instituciones Prestadoras de Salud, o contratar con Instituciones Prestadoras y profesionales independientes o con grupos de practica profesional, debidamente constituidos;

• Existir un Fondo de Solidaridad y Garantía que tendrá por objeto, de acuerdo con las disposiciones de esta ley, garantizar la compensación entre personas de distintos ingresos y riesgos y la solidaridad del Sistema General de Seguridad Social en Salud, cubrir los riesgos catastróficos y los accidentes de transito y demás funciones complementarias señaladas en esta Ley.

• El Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud, a que hacen referencia los artículos 171 y 172 de esta Ley, es el organismo de concertación entre los diferentes integrantes del Sistema General de Seguridad Social en Salud. Sus decisiones ser n obligatorias, podrán ser revisadas periódicamente por el mismo Consejo.

• Las entidades territoriales, con cargo a los fondos seccionales y locales de salud cumplirán, de conformidad con la Ley 60 de 1993 y las disposiciones de la presente ley, la financiación al subsidio a la demanda allí dispuesta y en los términos previstos en la presente Ley.

• Las entidades territoriales celebraran convenios con las Entidades Promotoras de Salud para la administración de la prestación de los servicios de salud propios del régimen subsidiado de que trata la presente Ley. Se financiaran con cargo a los recursos destinados al sector salud en cada entidad territorial, bien se trate de recursos cedidos, participaciones o propios, o de los recursos previstos para el Fondo de Solidaridad y Garantía. Corresponde a los particulares aportar en proporción a su capacidad socioeconómica en los términos y bajo las condiciones previstas en la presente Ley.

• La Nación y las entidades territoriales, a través de las instituciones hospitalarias públicas o privadas en todos los niveles de atención que tengan contrato de prestación de servicios con él para este efecto, garantizaran el acceso al servicio que ellas prestan a quienes no estén amparados por el Sistema General de Seguridad Social en Salud, hasta cuando éste logre la cobertura universal.

Como dijimos en repetidas ocasiones la afiliación es obligatoria para todos los habitantes en Colombia. Unos lo harán en su condición de afiliados al régimen contributivo o subsidiado y otros lo harán en forma temporal como participantes vinculados. En este último caso se trata de una categoría que se crea para el régimen de transición; En general la población del país participa en el sistema, así:

RÉGIMEN CONTRIBUTIVO SUBSIDIADO VINCULADOS

Características Asalariados y trabajadores independientes Población pobre identificada por el SISBEN Pobres y vulnerable no vinculada a los regímenes establecidos

Población estimada (% del total) a 1996 25% incluyendo la familia del trabajador 20%-25% 50%-55%

Entidades afiliadoras EPS ARS - ESS ? se trasladan al subsidiado según existencia de recursos (aumento cobertura)

Entidades prestadoras de servicios IPS públicas o privadas IPS, ESE ESE

Aportes 12% del salario, cuotas moderado-ras y copagos Cuota de participación Pago de tarifas según capacidad económica

Financiación Aportes del empleador y trabajador Fondo Solidaridad y Garantía(Fosyga) Ingresos corrientes de la nación

Posibilidad de crecimiento en cobertura Incremento en fuentes de empleo Incremento en recursos fiscales Disminución por traslado a régimen subsidiado

RÉGIMEN CONTRIBUTIVO

Al cual se deben afiliar Personas vinculadas laboralmente por relación de trabajo en los sectores públicos y privado, pensionados y jubilados, y los trabajadores independientes con capacidad de pago, sus respectivos beneficiarios, según cumplan las condiciones y requisitos establecidos por la ley.

Plan Obligatorio de Salud del Régimen Contributivo (POS-C)

Sus contenidos incluyen educación, información y fomento de la salud y la prevención, diagnóstico, tratamiento y rehabilitación de la enfermedad en los diferentes niveles de complejidad así cómo el suministro de medicamentos esenciales en su denominación genérica.

Responde con base en el Manual de Intervenciones, actividades y procedimientos (MAPIPOS) y el listado de medicamentos definidos por el Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud. Su prestación es con cargo a los recursos reconocidos por el Sistema por concepto de la Unidad de Pago por Capitación - UPC, las cuotas moderadoras y los copagos definidos por el Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud

RÉGIMEN SUBSIDIADO

Al cual se deben afiliar personas de los sectores más pobres y vulnerables de la población colombiana, con menores ingresos y sin capacidad de pago, personas tales como las madres durante el embarazo, parto y posparto y período de lactancia, las madres comunitarias, las mujeres cabeza de familia, los niños menores de un año, los menores en situación irregular, los enfermos de Hansen, las personas mayores de 65 años, los discapacitados, los campesinos, las comunidades indígenas, los trabajadores y profesionales independientes, artistas y deportistas, toreros y sus subalternos, periodistas independientes, maestros de obra de construcción, albañiles, taxistas, electricistas, desempleados y demás personas sin capacidad de pago.

Estos son subsidiados por el Estado mediante los recursos solidarios que genera el Sistema.

Dichos beneficiarios serán seleccionados mediante la aplicación de la encuesta SISBEN (Sistema de Selección de Beneficiarios a Programas Sociales), a través del listado censal de las comunidades indígenas, mediante la certificación de la población infantil abandonada expedida por el ICBF, o mediante la identificación de la población indigente en los formatos establecidos.

Las personas que cumplan con los criterios establecidos por el Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud como posibles beneficiarios del régimen de subsidios se inscribirán ante la dirección de salud correspondiente, la cual calificará su condición de beneficiario del subsidio, de acuerdo con la reglamentación que se expida para el efecto.

Los potenciales beneficiarios identificados podrán elegir la ARS (Administradora del Régimen Subsidiado) autorizada por el ente territorial dentro de su jurisdicción.

Las direcciones locales, distritales o departamentales de salud suscribirán contratos de administración del subsidio con las entidades promotoras de salud que afilien a los beneficiarios del subsidio. Estos contratos se financiarán con los recursos del Fondo de Solidaridad y Garantía y los recursos del subsector oficial de salud que se destinen para el efecto.

Las entidades promotoras de salud que afilien a los beneficiarios del régimen subsidiado prestarán, directa o indirectamente, los servicios contenidos en el plan de salud obligatorio.

La afiliación al Régimen Subsidiado tiene un periodo de un año, vigencia de los contratos suscritos entre el ente territorial y las Administradoras del Régimen Subsidiado, salvo periodos excepcionales autorizados por el Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud.

Según el acuerdo 77 de 1997 Los entes territoriales deberán garantizar, antes de cualquier ampliación de cobertura, la destinación de los recursos necesarios para garantizar la continuidad de los afiliados al régimen subsidiado.

Plan Obligatorio de Salud del Régimen Subsidiado (POSS).

Su contenido es definido por el Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud, y se financia con los recursos que ingresan a la subcuenta de solidaridad del FOSYGA, destinados a subsidios a la demanda, situado fiscal, participación de los municipios en los ingresos corrientes de la nación y demás rentas ordinarias y de destinación específica de conformidad con lo establecido en la ley. Cuando el subsidio es parcial, el afiliado cofinancia dicho POS-S.

PARTICIPANTES VINCULADOS (PPNV)

Los participantes vinculados son aquellas personas que por motivos de incapacidad de pago y mientras logran ser beneficiarios del régimen subsidiado tendrán derecho a los servicios de atención de salud que prestan las instituciones públicas y aquellas privadas que tengan contrato con el Estado.

La afiliación podrá ser individual o colectiva, a través de las empresas, las agremiaciones, o por asentamientos geográficos, de acuerdo a la reglamentación que para el efecto se expida. El carácter colectivo de la afiliación será voluntario, por lo cual el afiliado no perderá el derecho a elegir o trasladarse libremente entre entidades promotoras de salud.

Podrán establecerse alianzas o asociaciones de usuarios, las cuales serán promovidas y reglamentadas por el Gobierno Nacional con el fin de fortalecer la capacidad negociadora, la protección de los derechos y la participación comunitaria de los afiliados al sistema general de seguridad social en salud. Estas agrupaciones de usuarios podrán tener como referencia empresas, sociedades mutuales, ramas de actividad social y económica, sindicatos, ordenamientos territoriales u otros tipos de asociación, y podrán cobrar una cuota de afiliación.

El sistema general de Salud crea las condiciones de acceso a un Plan Obligatorio de Salud para todos los habitantes del territorio nacional. Este plan permite la protección integral de la familia a la maternidad y enfermedad general en los niveles de promoción y fomento de la salud y la prevención, diagnóstico, tratamiento y rehabilitación para todas las patologías.

El afiliado al sistema, por el hecho de serlo, tiene derecho a que se preste el plan obligatorio de salud. Para sus familiares, los pagos moderadores ayudaran a financiar el costo. El pago que hagan los afiliados por los servicios que les preste el sistema no tiene por finalidad ayudar a financiar costos, sino moderar el uso a aquellos casos en que es necesario.

El objetivo es evitar el descalabro económico que se pueden causar a una EPS si entre sus afiliados se presentaren enfermedades cuyo tratamiento sea muy costoso. Esta medida es necesaria si se tiene en cuenta que la ley no permite las preexistencias y que las EPS no pueden negar el ingreso de quienes demuestre los requisitos para ser afiliado.

La preexistencia se refiere a enfermedades que el afiliado haya tenido antes de la afiliación a la EPS.

El plan obligatorio de salud (POS) comprende:

• Atención al núcleo familiar del afiliado.

• Atención médica básica y especializada de maternidad y de todas las enfermedades de origen común de los afiliados.

• Los medicamentos esenciales de acuerdo con el tratamiento que necesite el afiliado.

• Atención odontológica.

• Reconocimiento de incapacidad temporal derivada de enfermedad o accidente no profesional

• Reconocimiento de licencia de maternidad.

El POS para las mujeres en estado de embarazo cubrirá los servicios de salud en el control prenatal, la atención del parto el control del posparto y la atención de las afecciones relacionadas directamente con la lactancia.

El POS para los menores de un año cubrirá la educación, información y fomento de la salud, el fomento de la lactancia materna, la vigilancia del crecimiento y desarrollo, la prevención de la enfermedad incluyendo inmunizaciones, la atención ambulatoria, hospitalaria y de urgencias.

Los Servicios de salud NO cubiertos por el Plan Obligatorio de Salud son:

• Cirugía estética y tratamientos nutricionales con fines de embellecimiento.

• Tratamientos para la infertilidad

• Tratamientos o curas del sueño.

• Medicamentos o sustancias que no se encuentren autorizadas en el manual de medicamentos y terapéutica

• Tratamientos con drogas experimentales

• Tratamientos de psicoterapia y psicoanálisis

• Tratamientos en periodoncia, ortodoncia y prótesis en la atención odontológica

Las E.P.S. no podrán aplicar preexistencias a sus afiliados.

Para la atención de algunos servicios de alto costo las E.P.S podrán exigir periodos mínimos de cotización al sistema de salud en general, no a una EPS en particular, pero en ningún caso pueden ser mayores a 100 semanas, por lo tanto son necesarios para las personas que se afilien por primera vez al sistema de Seguridad Social en Salud o que hayan estado fuera de él durante los últimos seis meses.

Las E.P.S. exigen 100 semanas de cotización para la atención de enfermedades catastróficas o ruinosas. 26 de estas 100 semanas deben haber sido cotizadas en el último año, así:

• Sida

• Cáncer

• Transplante renal o diálisis

• Neurocirugía

• Cirugías Cardiovasculares

• Reemplazos articulares

• Enfermedades congénitas

Las E.P.S. exigen 52 semanas de cotización para la atención de enfermedades que requieran manejo quirúrgico como las siguientes:

• Tiroidectomía

• Prostatectomía

• Nefrectomanía

• Varicectomía

• Colicistectomía

Si el afiliado no cumple con el número de semanas cotizadas requeridas para el cubrimiento total de los eventos o patologías antes descritos, deberá pagar un porcentaje del valor total del tratamiento, correspondiente al porcentaje en semanas de cotización que le falten para completar los periodos mínimos

El Copago es el aporte en dinero que debe realizar el beneficiario a la EPS sobre los procedimientos e intervenciones sujetas por ley al cobro de Copagos:

• Consulta médica general y de otros profesionales de salud

• Consulta médica especializada

• Diagnóstico por laboratorio clínico, rayos X y otros procedimientos diagnósticos y terapéuticos

• Suministro de medicamentos ambulatorios

• Actividades y procedimientos en odontología

• Actividades y procedimientos medico-quirúrgicos y con internación

El monto de los copagos se determinará de acuerdo al estrato socioeconómico al que pertenezca el afiliado al sistema de seguridad social en salud y de acuerdo a los límites establecidos legalmente para este fin.

De acuerdo con las categorías impresas en el carné que lo acredita como afiliado a la EPS, se genera el cobro de los copagos de la siguiente forma:

CATEGORIA RANGO SALARIAL PORCENTAJE

A MENOR A 2 S.M.L.V. 10%

B ENTRE 2 Y 5 S.M.L.V. 15%

C MAYOR A 5 S.M.L.V.< P> 20%

La cuota moderadora es un aporte en dinero que efectúa al afiliado al utilizar los servicios ofrecidos por el Plan Obligatorio de Salud, a fin de moderar el uso de las mismas.

Hay lugar al cobro de cuotas moderadoras tanto para el afiliado como para sus beneficiarios, en las siguientes actividades y procedimientos

• Consulta médica general

• Consulta médica especializada

• Consulta paramédica (psicología, optometría, nutrición, terapia física del lenguaje, respiratoria y ocupacional).

• Consulta odontológica: una cuota moderadora por cita solicitada

• Exámenes de diagnóstico ambulatorios (clínicas patológicas, radiológicas, tanto simples como especializadas)

• Suministro de medicamentos

No se aplicará el cobro de cuotas moderadoras para el acceso a los servicios de atención de urgencias, hospitalizaciones, procedimientos y consultas durante la estancia hospitalaria.

De acuerdo con lo establecido en la ley, el valor de la cuota moderadora está directamente relacionada con el ingreso reportado en la afiliación del cotizante. Este valor se expresa en salarios mínimos legales vigentes (S.M.L.V) y se han clasificado en tres categorías: A, B, y C. Las categorías se encuentran impresas en los carnés, en el campo denominado plan o categoría.

Los afiliados que requieran acceder a los servicios médicos asistenciales deberán cancelar el valor de la cuota moderadora, de acuerdo con la categoría a la cual pertenezca el afiliado, así:

CATEGORIA RANGO SALARIAL VALOR A CANCELAR

A MENOR A 2 S.M.L.V 1.500

B ENTRE 2 Y 5 S.M.L.V 5.900

C MAYOR A 5 S.M.LV 15.500

La designación de las categorías depende de políticas internas de la EPS.

Deberes de los afiliados al sistema general de seguridad social en salud

El incumplimiento de los deberes puede acarrearle sanciones como: Suspensión temporal de la afiliación, Pérdida de la antigüedad en el Sistema General de Seguridad Social en Salud (la cual le garantiza la cobertura de los diferentes servicios), pago total de los gastos generados por servicios solicitados en forma irregular o para personas que no tuviesen tal derecho.

• Procurar el cuidado de su salud y la de su comunidad.

• Afiliarse con su grupo familiar al Sistema General de Seguridad Social en Salud.

• Cuando los dos cónyuges coticen deberán estar afiliados a una misma EPS y sus beneficiarios afiliados en cabeza de uno solo de ellos.

• Suministrar oportunamente a la EPS, cuando le sean requeridos o cambie alguna condición en la conformación de su grupo familiar, los documentos que acrediten las condiciones legales de todos los miembros, según su condición, los cuales son indispensables para mantener vigente su afiliación y la de sus beneficiarios.

• Si es trabajador independiente, pagar sus cotizaciones dentro de los términos fijados por la Ley, si es trabajador dependiente vigilar que su empleador cumpla con la obligación de pagar completa y a tiempo la correspondiente cotización.

• Suministrar información veraz, clara y completa sobre su estado de salud, composición de su grupo familiar e ingreso base de cotización.

• Pagar completo y a tiempo las cuotas moderadoras o copagos a que haya lugar.

• Acudir al médico por lo menos dos veces al año y mejorar sus hábitos de vida.

• Cumplir las normas, reglamentos e instrucciones de las instituciones y profesionales que le prestan la atención en salud.

• Cuidar y hacer uso racional de los recursos, instalaciones, dotación y demás que se requieran para el disfrute de los servicios de salud.

• Tratar con respeto y dignidad al personal humano que le atiende y respetar la intimidad de los demás pacientes.

• En caso de requerir servicios de Compensar o de las instituciones que hacen parte de su red, identificarse con carné de afiliado (personal e intransferible) , documento de identidad y en los casos que sea necesario, anexar las autorizaciones emitidas para acceder a la prestación del servicio.

• Asistir a las actividades, talleres, charlas, conferencias y diferentes programas de Promoción y Prevención establecidos por Compensar, que le permitan adquirir los conocimientos e implementar las prácticas necesarias para el auto cuidado de la salud.

• Cumplir oportunamente las citas médicas y demás servicios solicitados y pagar las multas a que haya lugar en caso de inasistencia o de no haber informado a Compensar dentro de los tiempos establecidos para su respectiva cancelación.

• Denunciar ante las autoridades competentes y dar aviso a Compensar sobre la pérdida o extravío del carné que lo acredita como afiliado a nuestra entidad.

• Si es trabajador dependiente, exigir a su empleador que le afilie a una Aseguradora de Riesgos Profesionales, a la cual deberá reportar oportunamente cualquier enfermedad de tipo profesional y/o accidente laboral, para que dicha entidad se haga cargo del tratamiento necesario.

• Cuando tenga varios empleadores o reciba pensión por diferentes conceptos, deberá cotizar en una misma EPS y sobre la totalidad de los ingresos recibidos (pensiones o trabajos), hasta el tope máximo definido por la ley (25 salarios mínimos legales mensuales vigentes). Así mismo, cuando tenga simultáneamente la calidad de empleado e independiente, deberá cotizar en forma proporcional a los ingresos percibidos en cada condición.

• Si afilia personas en calidad de beneficiarios adicionales, deberá pagar oportunamente el valor de la UPC (Unidad de pago por capitación) que corresponda a cada uno de ellos y mantenerlos afiliados por el período mínimo que establece la ley (2 años).

• Informar oportunamente y por escrito en los formatos que la EPS tenga establecidos, cualquier tipo de novedad como: cambio de domicilio, retiro o adición de beneficiarios, cambio en números de documentos de identidad de beneficiarios, fallecimientos, cambio de condición de independiente a dependiente etc.

• Permanecer afiliado en una misma EPS por un periodo mínimo de 24 meses, contados desde la fecha en que haya realizado la última inclusión de algún beneficiario (excepto que este beneficiario sea un recién nacido) .

• No afiliar como trabajadores del servicio doméstico a: Cónyuge o compañero(a) permanente, ni a parientes del Empleador o de sus familiares hasta el quinto grado de consanguinidad, tercero de afinidad y primero civil.

• Informar al médico o Institución tratante, el origen real de la atención requerida ejemplo; accidente de tránsito, accidente de trabajo, enfermedad profesional, enfermedad general etc.

• Financiar directamente los servicios NO contemplados por la ley dentro del Plan Obligatorio de Salud POS.

• Presentar ante la EPS las sugerencias u opiniones verbales o escritas, que permitan garantizar que los servicios contenidos en el Plan Obligatorio de Salud se presten con calidad.

Derechos de los afiliados al sistema general de seguridad social en salud

• Escoger Libremente la Entidad Promotora de Salud EPS, a la cuál desea afiliarse.

• Recibir por parte de la entidad promotora de salud, la atención de los servicios del Plan Obligatorio de Salud POS, según lo establecido en el artículo 162 de la ley 100 de 1993, a través de las instituciones prestadoras de servicios adscritas en dicha Entidad.

• Recibir la atención de urgencias vitales, en todo el territorio nacional.

• Recibir la atención de urgencias vitales desde el primer día de afiliación a la EPS y, los demás servicios, 30 días después (tan pronto se efectúe el primer aporte), según los tiempos mínimos de cotización establecidos por la ley.

• Solicitar traslado de EPS, de conformidad con los procedimientos, tiempos límites, condiciones y efectos que en su momento determine la ley.

• Escoger su médico tratante o Institución Prestadora de Servicios, dentro de las opciones que la EPS ofrezca según la red de servicios contratada y los recursos disponibles.

• Participar, individualmente o en sus organizaciones, en todas las instancias de asociación, representación, veeduría de las entidades rectoras, promotoras y prestadoras y del Sistema de Seguridad Social en Salud.

• Mantener una comunicación plena y clara con los profesionales de la salud que le atiendan, la cual le permita obtener información sobre diagnóstico, procedimientos y tratamientos que se le deban practicar, así como los pronósticos o riesgos que estos generen.

• Derecho a que todos los informes de la historia clínica sean tratados en forma confidencial y secreta, y que solo con su autorización puedan ser conocidos, por personas diferentes a los profesionales tratantes.

• Solicitar cambio de IPS ó médico tratante, así: Nivel inicial (médico general o pediatra), máximo 1 vez por año. Nivel Especializado (médico especialista), máximo 1 vez cada 2 años.

• Afiliar como beneficiarios, bajo su misma cotización, a los miembros de su grupo familiar que tengan este derecho, cumpliendo con los requisitos y condiciones establecidas en la ley para tal efecto.

• Para los afiliados cotizantes, excepto los Pensionados, obtener el reconocimiento de las incapacidades originadas por enfermedad general, licencias de maternidad o paternidad, siempre y cuando cumplan con todos los requisitos establecidos por la ley para dicho reconocimiento: tiempos de permanencia en la EPS y pagos completos y oportunos.

• Afiliar al Recién Nacido de inmediato, a la EPS a la cuál esté afiliada la madre en el momento del nacimiento, (en Compensar a través de la Central Telefónica de Servicios Salud 444 1234), oficializando dicha afiliación antes de un mes, mediante la presentación del respectivo Registro Civil de Nacimiento.

• Interrumpir la afiliación sin pérdida de la antigüedad, ni pago de los periodos por los cuales esta se interrumpe, cuando el afiliado Cotizante o Pensionado, vaya a residir temporalmente en el exterior, informando dicha novedad a la EPS con suficiente anticipación y reanudando el pago de sus aportes, dentro del mes siguiente a su regreso al país pagando el punto (1%) de solidaridad correspondiente por cada mes que estuvo fuera del país.

• Ser informado sobre el monto de los copagos y cuotas moderadoras correspondientes a su estrato y sobre los valores que el Cotizante deba asumir cuando no tenga los periodos mínimos de cotización que el servicio solicitado requiera.

• Recibir respuesta oportuna sobre sus opiniones o sugerencias.

• Recibir junto con su grupo familiar los servicios de urgencias y continuidad de tratamientos en curso, durante el periodo de Protección Laboral (tiempo "gracia" de la afiliación, posterior al reporte de la novedad de retiro de la EPS, por parte del empleador o trabajador independiente) así: durante 30 días más contados a partir de la fecha de desafiliación, siempre y cuando haya estado afiliado al Sistema como mínimo los 12 meses anteriores. Durante 3 meses más, contados a partir de la fecha de desafiliación, si lleva 5 años o más de afiliación continúa a una misma EPS.

Los beneficiarios de un Cotizante fallecido, tendrán los mismos derechos establecidos anteriormente para los periodos de Protección laboral.

No se deja duda de la naturaleza de la participación del gobierno en el sistema de seguridad social en salud. Si bien es cierto en la ley se establece la participación del sector privado en múltiples formas e instancias, el gobierno tiene la ultima palabra no solo en los planes a ejecutar sino también en las prioridades de su desarrollo.

Dicha participación buscará principalmente el logro de los siguientes fines:

a. Garantizar la observancia de los principios consagrados en la Constitución y en los artículos 2 y 153 de esta Ley.

b. Asegurar el carácter obligatorio de la Seguridad Social en Salud y su naturaleza de derecho social para todos los habitantes de Colombia.

c. Desarrollar las responsabilidades de dirección, coordinación, vigilancia y control de la Seguridad Social en Salud y de la reglamentación de la prestación de los servicios de salud.

d. Lograr la ampliación progresiva de la cobertura de la Seguridad Social en Salud permitiendo progresivamente el acceso a los servicios de educación, información y fomento de la salud y a los de protección y recuperación de la salud a los habitantes del país.

e. Establecer la atención básica en salud que se ofrecerá en forma gratuita y obligatoria, en los términos que señale la Ley.

f. Organizar los servicios de salud en forma descentralizada, por niveles de atención y con participación de la comunidad.

g. Evitar que los recursos destinados a la seguridad social en salud se destinen a fines diferentes.

h. Garantizar la asignación prioritaria del gasto público para el servicio público de Seguridad Social en Salud, como parte fundamental del gasto público social.

El sistema general de seguridad social en salud, esta bajo la orientación, regulación, supervisión, vigilancia y control del gobierno nacional,

El Presidente de la República y el Ministerio de Salud, atenderán las políticas, planes, programas y prioridades del gobierno frente a la salud pública, en la lucha contra las enfermedades endémicas y epidémicas y el mantenimiento, educación, información y fomento de la salud, de conformidad con el plan de desarrollo económico y social y los planes territoriales.

El Presidente de la República podrá delegar las funciones de inspección y vigilancia del Sistema General de Seguridad Social en Salud, en el Ministerio de Salud, la Superintendencia Nacional de Salud y en los jefes de las entidades territoriales.

El Superintendente Nacional de Salud podrá celebrar convenios con las Direcciones Departamentales, Distritales y Municipales de Salud para facilitar el ejercicio de sus funciones y establecerá mecanismos de coordinación, cooperación y concertación con el fin de evitar la duplicación de información y procurar la racionalización de las actividades de inspección y vigilancia. Además fomentará el desarrollo de una red de controladores del Sistema General de Seguridad Social en Salud.

Una composición tan numerosa y en la cual hay tantos intereses, puede hacer que las decisiones de fondo tengan un proceso muy largo de discusión, para esto se crea el consejo Nacional de seguridad social, adscrito al ministerio de salud, como organismo de dirección del sistema general de seguridad social en salud, dando una ventaja por estar todos los sectores representados, las determinaciones se tomaran después de oír todos los puntos de vista.

El consejo nacional de seguridad social en salud, esta conformado por:

• El Ministro de Salud, quien lo presidirá.

• El Ministro de Trabajo y Seguridad Social, o su delegado.

• El Ministro de Hacienda y Crédito Público, o su delegado.

• Sendos representantes de las entidades departamentales y Municipales de salud.

• Dos (2) representantes de los empleadores, uno de los cuales representará la pequeña y mediana Empresa y otras formas asociativas.

• Dos (2) representantes por los trabajadores, uno de los cuales representará los pensionados.

• El representante legal del Instituto de los Seguros Sociales.

• Un (1) representante por las Entidades Promotoras de Salud, diferentes del ISS.

• Un (1) representante de las Instituciones Prestadoras de Servicios de Salud.

• Un (1) representante de los profesionales del área de la salud, de la asociación mayoritaria.

• Un (1) representante de las asociaciones de usuarios de servicios de salud del sector rural.

La salud de los colombianos será prestada en lo sucesivo con el concurso fundamentalmente de las denominadas ENTIDADES PROMOTORAS DE SALUD (EPS) directamente o por intermedio de las INSTITUCIONES PRESTADORAS DE SERVICIO (IPS), las EMPRESAS SOCIALES DEL ESTADO (ESE), y ADMINISTRADORAS DEL REGIMEN SUBSIDIADO.

Las Entidades Promotoras de Salud (EPS), fueron creadas por la ley 100 de 1993, tienen como finalidad:

• Afiliar a los usuarios.

• Recaudar las cotizaciones.

• Organizar y garantizar, directa o indirectamente la prestación del plan de salud obligatorio.

• Girar dentro de los términos de la ley, la diferencia que resulte entre los dineros que recibe y el valor de las sumas que le corresponden por los afiliados que tengan.

Se constituyen de la siguiente forma:

• Debe obtener una personería jurídica otorgada por el estado.

• Sus objetivos deben estar fijados con relación al cumplimiento de las funciones que le asignan la ley 100 de 1993.

• Deben tener organización administrativa, financiera y técnica que les permitan cumplir adecuadamente los objetivos que la ley les ha señalado.

• Acreditar periódicamente un numero mínimo y máximo de afiliados que hagan viable su funcionamiento.

• Acreditar periódicamente el margen de solvencia que asegure su solides dentro de los criterios señalados por el gobierno nacional.

• Tener el capital mínimo que señale el gobierno nacional.

Las EPS cumplen las siguientes funciones:

1. Ser delegatarias del Fondo de Solidaridad y Garantía para la captación de los aportes de los afiliados al Sistema General de Seguridad Social en Salud.

2. Promover la afiliación de grupos de población no cubiertos actualmente por la Seguridad Social.

3. Organizar la forma y mecanismos a través de los cuales los afiliados y sus familias puedan acceder a los servicios de salud en todo el territorio nacional. Las Empresas Promotoras de Salud tienen la obligación de aceptar a toda persona que solicite afiliación y cumpla con los requisitos de Ley.

4. Definir procedimientos para garantizar el libre acceso de los afiliados y sus familias, a las Instituciones Prestadoras con las cuales haya establecido convenios o contratos en su área de influencia o en cualquier lugar del territorio nacional, en caso de enfermedad del afiliado y su familia.

5. Remitir al Fondo de Solidaridad y Compensación la información relativa a la afiliación del trabajador y su familia, a las novedades laborales, a los recaudos por cotizaciones y a los desembolsos por el pago de la prestación de servicios.

6. Establecer procedimientos para controlar la atención integral, eficiente, oportuna y de calidad en los servicios prestados por las Instituciones Prestadoras de Servicios de Salud.

7. Las demás que determine el Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud.

Para garantizar el plan de salud obligatorio a sus afiliados las entidades promotoras de salud podrán prestar sus servicios directamente por la EPS o por instituciones prestadoras de servicio IPS o por profesionales independientes con los cuales la EPS haya celebrado contratos. Es posible que haya EPS que presten directamente todos o algunos de los servicios del plan obligatorio en salud. Los otros servicios pueden ser subcontratados.

El financiamiento de la EPS se va a efectuar mediante la figura denominada unidad de pago por capitación. La cual consiste en una suma que por cada filiado le será reconocida por el sistema general de seguridad social en salud. Su valor dependerá del perfil epidemiológico de la población, de los riesgos cubiertos y de los costos de prestación de los servicios a los que haya lugar.

Las EPS recibirán el valor total de las cotizaciones y de ese valor descontaran las sumas que le corresponden por las unidades de pago por capitación. El excedente los trasladara dentro de los plazos establecidos por la ley, al fondo de solidaridad y garantía (fosyga). Y si no hubiere excedente sino faltante, el fondo debe cancelar su valor el mismo día en que la EPS lo reporte.

El valor de la UPC se reajustara por lo menos por lo menos una vez al año antes del primero de Enero. Si esa revisión no se hace el valor se reajustara en forma automática en la misma proporción en que se haya incrementado el salario mínimo.

La Superintendencia Nacional de Salud autorizará como Entidades Promotoras de Salud a entidades de naturaleza pública, privada o mixta, que cumplan con los siguientes requisitos:

1. Tener una razón social que la identifique y que exprese su naturaleza de ser Entidad Promotora de Salud.

2. Tener personería jurídica reconocida por el Estado.

3. Tener como objetivos la afiliación y registro de la población al Sistema General de Seguridad Social en Salud, el recaudo de las cotizaciones y la promoción, gestión, coordinación, y control de los servicios de salud de las Instituciones Prestadoras de Servicios con las cuales atienda los afiliados y su familia, sin perjuicio de los controles consagrados sobre el particular en la Constitución y la Ley.

4. Disponer de una organización administrativa y financiera que permita:

a) Tener una base de datos que permita mantener información sobre las características socioeconómicas y del estado de salud de sus afiliados y sus familias;

b) Acreditar la capacidad técnica y científica necesaria para el correcto desempeño de sus funciones, y verificar la de las Instituciones y Profesionales prestadores de los servicios;

c) Evaluar sistemáticamente la calidad de los servicios ofrecidos.

5. Acreditar periódicamente un número mínimo y máximo de afiliados tal que se obtengan escalas viables de operación y se logre la afiliación de personas de todos los estratos sociales y de los diferentes grupos de riesgo. Tales parámetros serán fijados por el gobierno nacional en función de la búsqueda de la equidad y de los recursos técnicos y financieros de que dispongan las Entidades Promotoras de Salud.

6. Acreditar periódicamente el margen de solvencia que asegure la liquidez y solvencia de la Entidad Promotora de Salud, que será fijado por el gobierno nacional.

7. Tener un capital social o Fondo Social mínimo que garantice la viabilidad económica y financiera de la Entidad, determinados por el Gobierno Nacional.

8. Las demás que establezca la Ley y el reglamento, previa consideración del Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud.

Las EPS pueden ser creadas por entidades del sector publico, por cajas de compensación familiar, por entidades de medicina prepagada, por organizaciones no gubernamentales ONG y por el sector solidario.

Hay diferentes tipos de EPS siempre que cumplan con los requisitos exigidos por la ley, como:

a. El Instituto de Seguros Sociales;

b. Las Cajas, Fondos, Entidades o empresas de Previsión y Seguridad Social del sector público, sin perjuicio de lo dispuesto en el artículo 236 de la presente Ley;

c. Las entidades que por efecto de la asociación o convenio entre las Cajas de Compensación Familiar o la existencia previa de un programa especial patrocinado individualmente por ellas se constituyan para tal fin;

d. Las entidades que ofrezcan programas de medicina prepagada o de seguros de salud, cualquiera sea su naturaleza jurídica;

e. Las Entidades Promotoras de Salud que puedan crear los departamentos, distritos y municipios y sus asociaciones. Para ello podrán también asociarse con entidades hospitalarias públicas y privadas;

f. Los organismos que hayan sido organizados por empresas públicas o privadas para prestar servicios de salud a sus trabajadores con anterioridad a la vigencia de la presente Ley, siempre que se constituyan como personas jurídicas independientes;

g. Las organizaciones no gubernamentales y del sector social solidario que se organicen para tal fin, especialmente las empresas solidarias de salud, y las de las comunidades indígenas;

h. Las entidades privadas, solidarias o públicas que se creen con el propósito específico de funcionar como Entidad Promotora de Salud.

Las Entidades Promotoras de Salud no podrán, en forma unilateral, terminar la relación contractual con sus afiliados, ni podrán negar la afiliación a quien desee ingresar al régimen, siempre y cuando garantice el pago de la cotización o del subsidio correspondiente, salvo los casos excepcionales por abuso o mala fe del usuario, de acuerdo con la reglamentación que para el efecto expida el Gobierno Nacional.

Las Instituciones Prestadoras de Servicios de Salud (IPS), son entidades que con la autorización del ministerio de salud pueden prestar los servicios de salud establecidos en la ley. Deben tener autonomía administrativa, técnica y financiera, lo cual significa que aunque sea propiedad de una EPS, deben manejarse en forma independiente.

Para garantizar un adecuando sistema de información de sus servicios y atención a los usuarios, cada IPS debe disponer de un servicio telefónico de atención permanente durante 24 horas diarias.

Las Instituciones Prestadoras de Servicios deben tener como principios básicos la calidad y la eficiencia. Además propenderán por la libre concurrencia en sus acciones, proveyendo información oportuna, suficiente y veraz a los usuarios, y evitando el abuso de posición dominante en el sistema.

Están prohibidos todos los acuerdos o convenios entre Instituciones Prestadoras de Servicios de Salud, entre asociaciones o sociedades científicas, y de profesionales o auxiliares del sector salud, o al interior de cualquiera de los anteriores, que tengan por objeto o efecto impedir, restringir o falsear el juego de la libre competencia dentro del mercado de servicios de salud, o impedir, restringir o interrumpir la prestación de los servicios de salud.

Los afiliados y beneficiarios del Sistema General de Seguridad Social en Salud estarán sujetos a pagos compartidos, cuotas moderadoras y deducibles. Para los afiliados cotizantes, estos pagos se aplicarán con el exclusivo objetivo de racionalizar el uso de servicios del sistema. En el caso de los demás beneficiarios, los pagos mencionados se aplicarán también para complementar la financiación del Plan Obligatorio de Salud.

En ningún caso los pagos moderadores podrán convertirse en barreras de acceso para los más pobres. Para evitar la generación de restricciones al acceso por parte de la población más pobre. Tales pagos para los diferentes servicios serán definidos de acuerdo con la estratificación, según la reglamentación que adopte el Gobierno Nacional, previo concepto del Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud.

Los recaudos por estos conceptos serán recursos de las Entidades Promotoras de Salud, aunque el Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud podrá destinar parte de ellos a la subcuenta de Promoción de la Salud del Fondo de Solidaridad y Garantía.

Las Instituciones Prestadoras de Servicios no podrán discriminar en su atención a los usuarios.

Cuando ocurran hechos de naturaleza asistencial que presuntamente afecten al afiliado respecto de la adecuada prestación de los servicios del Sistema General de Seguridad Social en Salud, éstos podrán solicitar reclamación ante el Comité técnico - científico integrado por la Empresa Promotora de Salud a la cual esté afiliado, integrado de la siguiente forma: un representante de la EPS, un representante de la IPS y, un representante del afiliado, quien podrá concurrir directamente. Si persiste la inconformidad, ésta será dirimida por un representante de la Dirección Municipal de Salud.

Los hospitales públicos y los privados en los cuales el valor de los contratos suscritos con la Nación o las entidades territoriales representen más del treinta porciento (30%) de sus ingresos totales deberán destinar como mínimo el 5% del total de su presupuesto a las actividades de mantenimiento de la infraestructura y la dotación hospitalaria.

El Ministerio de Salud establecerá las normas que regirán la importación de tecnologías biomédicas y definirá aquellas cuya importación será controlada. Igualmente reglamentará el desarrollo de programas de alta tecnología, de acuerdo con Planes Nacionales para la atención de las patologías.

Las normas que se establezcan incluirán, entre otras, metodologías y procedimientos de evaluación técnica y económica así como aquellas que permitan determinar su más eficiente localización geográfica. Las normas serán aplicables tanto en el sector público como en el privado

Los municipios darán prioridad en su asignación de recursos de inversión para la salud al fortalecimiento del sistema de centros y puestos de salud, de forma tal que se fortalezca la dotación básica de equipo y de personal que defina el Ministerio de Salud y amplíe, progresivamente y de acuerdo con la demanda, sus horarios de atención al público, hasta llegar a tener disponibilidad las 24 horas de Centros de Salud bien dotados. El servicio social obligatorio de los profesionales del área de la salud se desempeñará prioritariamente en la atención de los centros y puestos de salud del área rural.

Los requerimientos de dotación que tendrán los puestos, centros de salud y los hospitales oficiales de cualquier nivel de atención, así como la red de servicios a nivel territorial serán establecidos por el Ministerio de Salud. El Ministerio ejercerá el control técnico sobre la dotación de tales entidades, directamente o a través de una autoridad delegada.

Con el fin de estimular el eficiente desempeño de los trabajadores y profesionales de la salud y su localización en las regiones con mayores necesidades, el gobierno podrá establecer un régimen de estímulos salariales y no salariales, los cuales en ningún caso constituirán salario. También podrá establecer estímulos de educación continua, crédito para instalación, equipos, vivienda y transporte. Igualmente, las Entidades Promotoras de Salud auspiciarán las prácticas de grupo y otras formas de asociación solidaria de profesionales de la salud. El Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud determinará las zonas en las cuales se aplicará lo dispuesto en el presente artículo.

Para los empleados públicos de la salud del orden territorial el Gobierno Nacional establecerá un régimen salarial especial y un programa gradual de nivelación de salarios entre las diferentes entidades.

El régimen salarial especial comprenderá y los rangos salariales mínimos y máximos correspondientes a las diferentes categorías para los niveles administrativos, o grupos de empleados que considere el Gobierno Nacional.

El gobierno nacional establecerá un proceso gradual para nivelar los límites mínimos de cada rango salarial entre las diferentes entidades territoriales. Esta nivelación se realizará con arreglo al régimen gradual aquí previsto y por una sola vez, sin perjuicio de lo establecido en el artículo 6 de la Ley 60 de 1993. Esta nivelación debe producirse en las vigencias fiscales de 1995 a 1998 de acuerdo con la disponibilidad de recursos del situado fiscal y de las demás rentas del sector en los diferentes departamentos y municipios con quienes deberá concertarse el Plan específico de nivelación. Para la vigencia de 1994, puede adelantarse la nivelación con arreglo a las disponibilidades presupuestales y al reglamento.

La prestación de servicios de salud en forma directa por la nación o por las entidades territoriales, se hará principalmente a través de las Empresas Sociales del Estado (ESE) que constituyen una categoría especial de entidad pública descentralizada, con personería jurídica, patrimonio propio y autonomía administrativa, creadas por la Ley o por las asambleas o concejos, según el caso.

Las Empresas Sociales de Salud se someterán al siguiente régimen jurídico:

1. El nombre deberá mencionar siempre la expresión "Empresa Social del Estado.

2. El objeto debe ser la prestación de los servicios de salud, como servicio público a cargo del Estado o como parte del servicio público de seguridad social.

3. La junta o consejo directivo estará integrada de la misma forma dispuesta en el artículo 19 de la Ley 10 de 1990.

4. El director o representante legal será designado según lo dispone el artículo 192 de la presente Ley.

5. Las personas vinculadas a la empresa tendrán el carácter de empleados públicos y trabajadores oficiales, conforme a las reglas del Capítulo IV de la Ley 10 de 1990.

6. En materia contractual se regirá por el derecho privado, pero podrá discrecionalmente utilizar las cláusulas exorbitantes previstas en el estatuto general de contratación de la administración pública.

7. El régimen presupuestal será el que se prevea, en función de su especialidad, en la ley orgánica de presupuesto, de forma que se adopte un régimen de presupuestación con base en el sistema de reembolso contra prestación de servicios, en los términos previstos en la presente ley.

8. Por tratarse de una entidad pública podrá recibir transferencias directas de los presupuestos de la Nación o de las entidades territoriales.

9. Para efectos de tributos nacionales se someterán al régimen previsto para los establecimientos públicos.

Esta es una nueva categoría de entidad pública que a nivel territorial deben ser creadas por las asambleas o los consejos.

En el Sistema General de Seguridad Social en Salud coexisten articuladamente, para su financiamiento y administración, un régimen contributivo de salud y un régimen de subsidios en salud, con vinculaciones mediante el Fondo de Solidaridad y Garantías (fosyga).

El régimen contributivo es un conjunto de normas que rigen la vinculación de los individuos y las familias al sistema general de seguridad social en salud, cuando esta vinculación se hace a través de un pago de una cotización, individual y familiar, o un aporte económico previo financiado directamente por el afiliado o en concurrencia entre este y su empleador.

Serán afiliados al régimen contributivo las personas vinculadas a través de contrato de trabajo, los servidores públicos, los pensionados y jubilados, y los trabajadores independientes con capacidad de pago.

Se clasifica como trabajador independiente a aquel que no se encuentre vinculado laboralmente a un empleador, mediante contrato de trabajo. Al igual aquellos que teniendo un vínculo laboral o legal y reglamentario, además de su salario perciban ingresos como trabajadores independientes.

El periodo mínimo de afiliación y cotización de un trabajador independiente o de una persona con ingresos diferentes a los originados en una relación laboral es de un mes.

Los trabajadores que tengan un vínculo laboral o legal y reglamentario y que, además de su salario, perciban ingresos como trabajadores independientes, deberán auto liquidar y pagar el valor de sus aportes al Sistema de Salud en lo relacionado con dichos ingresos.

El Ingreso Base de cotización (I.B.C) corresponde al 40% del valor bruto del contrato es decir, el valor de los honorarios, dividido por el tiempo de duración del mismo, en periodos mensuales. Ejemplo, si el contrato tiene una duración de 103 días y un valor total de $ 12.000.000, el cálculo del valor a aportar sería:($ 12.000.000 x 40%)/103 x 30= $ 1.398.058. (Esto es lo que en el sistema de seguridad social se denomina I.B.C)

Los aportes corresponden al 12% del ingreso base de cotización (IBC). El I.B.C. en ningún caso puede ser inferior a 1 SMLMV ni superior a 25 SMLMV.

El cotizante puede afiliar a su grupo familiar como beneficiarios del sistema, sin que esto le presente una mayor cotización.

Son beneficiarios del cotizante las personas de su grupo familiar, siempre y cuando dependan económicamente de este.

Los beneficiarios del cotizante pueden ser:

• El cónyuge

• A falta de cónyuge la compañera o compañero permanente, siempre y cuando la unión sea superior a dos años.

• Los hijos menores de 18 años que dependan económicamente del afiliado.

• Los hijos de cualquier edad si tienen incapacidad permanente y dependen económicamente del afiliado.

• Los hijos entre los 18 y los 25 años cuando sean estudiantes de tiempo completo y dependan económicamente del afiliado.

• A falta de cónyuge o compañera permanente y de hijos, los padres del afiliado que no estén pensionados y dependan económicamente de éste.

Cuando ambos cónyuges cotizan al sistema la cobertura familiar seria de esta forma:

• Ambos cónyuges deben estar afiliados a la misma E.P.S.

• Los miembros del grupo familiar sólo se pueden inscribir en cabeza de uno de ellos.

• Se puede inscribir en el grupo familiar a los padres que dependan económicamente de alguno de los cónyuges junto con los hijos, siempre y cuando la suma de los aportes de los cónyuges al sistema sea igual al 150% de las Unidades de pago por persona (U.P.C.) del grupo familiar y de los cotizantes.

• El valor de la UPC se puede descontar a través de nómina previo el diligenciamiento de la autorización respectiva, excepto para afiliados al ISS, Compensar, Colpatria, Colseguros.

Se entiende por miembros dependientes las personas menores de 12 años, diferentes del grupo familiar que dependan económicamente del cotizante y que tengan parentesco hasta del tercer grado de consanguinidad (padres, hijos, abuelos, nietos, hermanos, tíos, sobrinos)

Los miembros dependientes se pueden incluir dentro del grupo familiar siempre y cuando se cancele por ellos la U.P.C. correspondiente.

Los afiliados que deseen incluir beneficiarios adicionales deberán suscribir un título valor mediante el cual se obliguen a cancelar en forma ininterrumpida la suma correspondiente a la afiliación respectiva, por un periodo mínimo de dos años.

La cotización obligatoria que se aplica a los afiliados al Sistema General de Seguridad Social en Salud, será máximo del 12% del salario base de cotización, el cual no podrá ser inferior al salario mínimo. Dos terceras partes de la cotización estarán a cargo del empleador y una tercera parte a cargo del trabajador. Un punto de la cotización será trasladado al Fondo de Solidaridad y Garantía para contribuir a la financiación de los beneficiarios del régimen subsidiado.

La base de cotización de las personas vinculadas mediante contrato de trabajo o como servidores públicos, afiliados obligatorios al Sistema General de Seguridad Social será de veinticinco (25) salarios mínimos legales mensuales vigentes para trabajadores del sector público y privado. Cuando se devenguen mensualmente más de veinticinco (25) salarios mínimos legales mensuales vigentes la base de cotización será reglamentada por el gobierno nacional y podrá ser hasta de 45 salarios mínimos legales.

Las cotizaciones de los trabajadores cuya remuneración se pacte bajo la modalidad de salario integral, se calculará sob