Temas Variados / SECUENCIA DE CUELLO DURO

SECUENCIA DE CUELLO DURO

Ensayos de Calidad: SECUENCIA DE CUELLO DURO
Ensayos de Calidad, Tareas, Monografias - busque más de 2.186.000+ documentos.

Enviado por:  cintiaheredia  19 agosto 2013
Tags: 
Palabras: 1139   |   Páginas: 5
Views: 348

Lengua : “El Cuento”

Vamos a leer un cuento pero antes de empezar, les han leído un cuento alguna vez, recuerdan el título, sus personajes, que cuento les gustó mas?

• Se les pregunta a los chicos porque es importante que escuchen con atención, con qué propósito leeremos un cuento

1. Lean el siguiente título

¿DE QUÉ TRATARÁ ESTE CUENTO? ¿Han escuchado a alguna persona decir “que no pueden mover el cuello“, “que tiene el cuello duro”? ¿Por qué pasará esto? Algunos dicen que por un mal movimiento...En este cuento vamos a leer lo que le pasó a una jirafa en el cuello. Pero primero ¿Uds. saben algo acerca de las jirafas? ¿Dónde viven? ¿De qué se alimentan?

• ESCRIBIMOS EN EL PIZARRÓN LAS RESPUESTAS

¿Cómo son? ¿Cómo es su cuello? ¿De dónde han sacado esa información: de la televisión, de una revista, de un libro, de la computadora, etc.?

2. A ESCUCHAR PARA DISFRUTAR

Cuello duro

--¡Aaay! No puedo mover el cuello –gritó de repente la jirafa Caledonia.

Y era cierto: no podía moverlo ni para un costado, ni para el otro… Su larguísimo cuello parecía almidonado. Caledonia se puso a llorar.

Sus lágrimas cayeron sobre una flor. Sobre la flor estaba sentada una abejita.

--¡Llueve! –exclamó la abejita. Y miró hacia arriba. Entonces vio a la jirafa.

--¿Qué te pasa? ¿Por qué estás llorando?

-- ¡Buaa! ¡No puedo mover el cuello!

-- Quedate tranquila. Iré a buscar a la doctora doña vaca.

Y la abejita salió volando.

Al llegar al consultorio de la vaca, la abejita se le paró en la oreja y le contó lo que le pasaba a la jirafa.

-- ¡Por fin una que se enferma! – dijo la vaca --. Enseguida voy a curarla.

Entonces se puso su delantal, su gorrito blanco, sus tacos altos y se fue la casa de la jirafa.

--Hay que darle masajes—aseguró, cuando vio a la jirafa--. Pero yo sola no puedo. Necesito ayuda. Su cuello es muy largo.

Entonces llamó al burrito.

El burrito llegó corriendo y se subió en dos patas arriba de la vaca. ¡Pero todavía sobraba mucho cuello para masajear!

-- N

osotros dos solos no podemos –dijo la vaca.

Entonces, el burrito llamó al cordero.

El cordero llegó corriendo y se subió en dos patas arriba del burrito. ¡Pero todavía sobraba mucho cuello para masajear!

--Nosotros tres solos no podemos – dijo la vaca.

Entonces el cordero llamó a don conejo.

Don conejo llegó corriendo con la familia entera: su esposa y los veinticuatro hijitos en fila. Y todos ellos se treparon ligerito.

Juntos comenzaron a masajear el cuello de la jirafa Caledonia al compás de una zamba, porque la vaca dijo que la música también era un buen remedio para calmar dolores.

Y así fue como, al rato, la jirafa pudo mover su larguísimo cuello otra vez.

La jirafa les dio las gracias a todos sus amigos y ellos se volvieron a sus casas.

La doctora vaca volvió a su consultorio. Apenas llegó, se quitó, el delantal, el gorrito blanco, los tacos altos y se echó a dormir sobre la camilla.

¡Estaba cansadísima!

Elsa Bornemann (Adaptación)

-AHORA ENTRE TODOS LEEMOS EL CUENTO ...



Suscríbase a ClubEnsayos

Suscríbase a ClubEnsayos - busque más de 2.186.000+ documentos